Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

Economía y sociedad

La pobreza municipal en Veracruz

Por: Hilario Barcelata Chávez

20/01/2012

alcalorpolitico.com

Veracruz es uno de los estados con mayor número de pobres; en total 4 millones 467 mil personas en pobreza, por lo que se ubica en el segundo lugar entre los estados con mayor número de pobres, concentrando 9% del total nacional.  
 
Los veracruzanos pobres representan 58% del total de la población del estado, pero el panorama es de mucho mayor gravedad al hacer el análisis a nivel municipal. 74 municipios tienen más del 80% de su población en situación de pobreza; en otros 82, la población en pobreza representa entre el 60 y el 79% del total y en 45 adicionales este valor es entre 40 y 59% del total de la población de cada municipio. Sólo en 11 municipios la población pobre representa menos del 40% del total.
 
Entre los municipios en peor situación se encuentran, en primer término Mixtla de Altamirano, donde 97% de su población es pobre. Le sigue Tehuipango con 95%, Calcahualco y Zontecomatlán con 94% y Mecatlán, Soledad Atzompa, La Perla, Astancinga, Soteapan y Filomeno Mata con 93%.
 
En el otro extremo, se ubica Orizaba con el menor porcentaje de pobres en todo el estado, el 20% de su población. Le sigue Veracruz con el 31, Boca del Río con 32% y Río Blanco y Coatzacoalcos con 33 y 35% respectivamente. Xalapa, ocupa el décimo lugar con 37% de su población en pobreza.
 
 
 Es importante observar que en municipios donde el porcentaje de pobres es bajo, su cantidad en términos absolutos llega a ser muy alta. Es el caso de Xalapa, donde hay un total de 177,918 pobres y Veracruz con 168,586. El mismo caso se presenta en Coatzacoalcos, donde la población en pobreza es de 108,100 personas y Poza Rica con 10,749. De hecho, si se consideran los 20 municipios con mayor número de pobres, resulta que en ellos se concentra 36% del total de los pobres de todo el estado.
 
Lo anterior significa que si bien la problemática de los municipios es más grave en aquellos donde la mayor parte de su población está en pobreza, también es grave el caso de los municipios donde aunque el porcentaje es reducido, cuando se toma en cuenta el número de personas, resulta ser una magnitud muy grande y por lo mismo, un problema de profundas consecuencias negativas para el bienestar y por supuesto y mayor demanda de recursos financieros para resolver su problemática.
 
Otro aspecto importante para el análisis de la pobreza, es la evolución que ha tenido en cada uno de los municipios veracruzanos, donde se nota un comportamiento diferenciado. Mientras que en algunos municipios se ha incrementado de manera notoria, en otros se ha registrado una disminución considerable. En el período 2005-2010, en 163 municipios, el número de pobres se incrementó, sumando un total de 483,195 personas más en pobreza. En los restantes 44 municipios se observó una reducción de un total de 224,746 personas. Entre los municipios donde creció la pobreza se encuentran, en primer lugar Tihuatlán donde el número de pobres se incrementó en 27,613, Xalapa, donde el aumento fue de 21,920, Las Choapas con un ascenso de 15,062, Tuxpan con 14,321 y Álamo con 14,230. En contraste, la pobreza disminuyó en Córdoba con una reducción de 34,262 personas, en Orizaba con 27,866, en Veracruz con 20,053 y en Coatzacoalcos con 17,613 personas.
 
 
 
Otra forma de analizar la evolución de la pobreza la variación del porcentaje de personas en pobreza como proporción del total de población municipal. En este caso se detectan 141 municipios cuya porcentaje se incrementó, mientras que en los restantes 71, este porcentaje disminuyó. Entre los municipios donde aumentó el porcentaje de pobres destaca en primer lugar Ignacio de la Llave donde pasó de 51% en 2005 a 77% en 2010, es decir, un aumento de 26 puntos porcentuales. De igual manera en Tlacojalpan, este valor pasó de 42 a 67%, en Las Vigas, se incrementó de 55 a 80%, en Otatitlán de 37 a 61%, en José Azueta de 57 a 79% y en Tihuatlán de 53 a 75%.
 
En contraste, entre los municipios donde el porcentaje de pobres disminuyó se encuentra, en primer lugar Lerdo de Tejada, que pasó de 67 a 45%, Orizaba, donde la pobreza cayó de 42 a 20%, Coatzintla que pasó de 61 a 42%, Río Blanco de 51 a 33% y Chicontepec de 88 a 72%.
 
 
Es importante observar el nivel de concentración del ingreso que existe a nivel municipal, que en muchos caos explica la existencia y persistencia de la pobreza. Esta variable se puede medir a través del cálculo del Índice de Gini, que permite conocer, entonces, el "grado de cohesión social municipal", es decir, el grado de desigualdad social que existe entre las personas que viven en cada municipio. Este índice adquiere valores entre cero y uno, donde cero es la igualdad perfecta, (todos tienen el mismo ingreso)l y uno es la mayor de las desigualdades (una personas concentra todo el ingreso y los demás no tienen nada). Es decir, entre más cerca de cero está el valor para cada municipio, significa que se encuentra en mejor situación.
 
Se puede observar que existe una gran cantidad de municipios cuyo Índice de Gini es considerablemente superior a la media estatal que es de 0.428. En total 101 municipios se ubican por encima de este valor, lo cual significa que su desigualdad social es muy grande, es decir, que la concentración del ingreso en pocas manos es mayor que en el resto del Estado. Destacan Zongolica con 0.558, Chicontepec con 0.537 y Naranjos con 0.517.
 
En cambio 111 municipios tienen valores por debajo del promedio estatal, es decir, en ellos el nivel de desigualdad es menor. Ahí destacan Tenampa y Tantima con 0.357 y Apazapan con 0.359.
 
Un aspecto último que hay que destacar es que no existe una relación entre la desigualdad y la pobreza. Es decir, el que una municipio sea más desigual, no significa, necesariamente que tenga más pobreza, aunque es cierto que en muchos casos, los municipios pobres tienen, además, una alta concentración del ingreso.
 
 
 

Publicidad