Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

De la lucha de clases a la guerra de frases…

Nuevo Siglo

Por: Jenaro del Angel Amador

18/10/2012

alcalorpolitico.com

Ayer habló el Gurú de la reforma laboral, el corderito Lozano.

Los profesionales de la agitación pretenden apoderarse de Michoacán, una vez que fueron desalojados del Palacio de Gobierno de Morelia, con el voto como ariete.

No han cejado de crearle problemas al gobernador Fausto Figueroa desde que éste tomó posesión. Cuando no es una cosa es otra. Agreden al estado de derecho y causan agravios económicos a los prestadores del servicio público de pasajeros; queman unidades; bajan a pasajeros a la hora que les da la gana. Causan intranquilidad en la capital del estado. Destruyen escuelas en comunidades conflictivas y se resisten a que haya clases, perjudicando a cientos de niños. Y no pasa nada.

El gobierno federal ha sido contemplativo porque ya no le interesa Michoacán, como apenas ayer sí, en el que buscaban la gubernatura del estado para prolongarse en el poder.

Y por si esto no fuera suficiente, ahora, “agraviados” porque detuvieron a unos vándalos con credenciales de estudiantes, y los metieron a la cárcel por unas horas, ahora salen, envalentonados, a la calle y a la plaza pública para “pedir la cabeza” del gobernador del estado.

Estos profesionales de la agitación, alentados desde la oscuridad pero con la cabeza asomada, piden ahora que se vaya el gobernador porque, por primera ocasión, ha tenido el valor de hacer valer la ley, acostumbrados como están a que en el Distrito Federal hasta les patrocinan escándalos y latrocinios.

Y no pasa nada. Ensayan en Michoacán lo que pretenden hacer en el Distrito Federal y otras entidades del país, para el próximo primero de diciembre. Si quienes deben estar atentos a estos acontecimientos no logran distinguir esta movilidad agitadora, entonces podríamos imaginar lo que pretenden para esa fecha.

Y no pasa nada.

Ya es tiempo de que alguien, aparte del gobernador michoacano, se interese por parar el escándalo y depredaciones que están ejecutando por instrucciones, los agitadores profesionales que ahora entrenan en Morelia y lugares vecinos.

Tal pereciera que todos los gobernantes se paralizan cuando los agitadores toman las calles. Tienen miedo de aplicar la ley y sólo festejan el garrote policial cuando golpean a los aficionados al futbol en estadios de Guanajuato, sin importarles la sociedad a que tienen obligación de servir y velar por su seguridad.

PD. Tal pareciera que Javier Lozano es el Presidente de la Comisión de asuntos laborales en el Senado. Pretende hacer y deshacer en lo que es atribución de todos los integrantes de ese grupo colegiado. Al parecer “su mayoría” se les está esfumando, por habladores. Quieren convertir la lucha de clase a que algunos con legitimidad acuden, a una vana lucha de frases…

Columnas recientes