Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

¿Estamos solos?

Tierra de Babel

Por: Jorge Arturo Rodríguez

08/11/2012

alcalorpolitico.com

A poco tiempo de que se acabe el mundo, según la profecía maya, y a escasos unos días de que pasamos –¡vivos aún!- el Día de Muertos e incluso la incrustada –ya qué chingaos- en nuestra cultura de la Noche de Halloween o Noche de Brujas; digo, a poco tiempo de esto y de aquello, tengo la impresión de que a como pasa el tiempo nos va encantando más sobrevivir en y con la catástrofe, la fatalidad, lo apocalíptico, inclusive en y con la podredumbre, el hedor, la putrefacción, inclusive parece que nos fascina la violencia, verla al menos, sentirla al lado, en el prójimo que la sufre y no hacemos nada. Es verdaderamente un espectáculo, tal parece. Y si no, ahí están las noticias, las películas, los videojuegos y lo que agreguen… Claro, mientras no suframos en carne propia.
 
Vaya, que cada vez más, hay más gente que le vale madre todo y mejor es no saber nada –ni les interesa-, el bien, la belleza, la naturaleza, la poesía, los sentimientos sublimes, y sin que ello represente que me estoy poniendo mi prenda de moralina o de maniqueo. Al diablo con tanta filosofía barata, por ahora. Ay, nanita, mencioné al Diablo. Pos ya ni eso nos espanta, todo lo contrario, casi ansiamos su llegada. Digo, no todos, ¿verdad? Los zombis nos acechan… Válgame Dios.
 
En fin, no me pondré aquí más mamila de lo que ya me puse, pero el caso es que el pasado 30 de octubre, se cumplieron 74 años de la mítica narración radiofónica de Orson Welles de la obra de ciencia ficción “La Guerra de los Mundos”, la cual desató el pánico en la sociedad estadounidense. Y nada de esto fue cierto. ¿Acaso alguien ahora nos está poniendo una jugarreta? ¿Qué creer? Bueno, ahí se las dejo, por lo pronto prefiero mejor recordar a Orson Welles con las siguientes palabras que expresó:
 
“Es imposible hacer una buena película sin una cámara que sea como un ojo en el corazón de un poeta”.
 
“Crea tu propio estilo visual. Hazlo único para tí mismo e identificable para los demás”.
 
“El escritor necesita una pluma, el pintor un pincel, el cineasta todo un ejército”.
 
“La falsedad es tan antigua como el árbol del Edén”.
 
“Lo peor es cuando has terminado un capítulo y la máquina de escribir no aplaude”.
 
“Muchas personas están demasiado educadas para hablar con la boca llena, pero no se preocupan por hacerlo con la cabeza hueca”.
 
“Me casé para vivir juntos, pero ninguno se lo tomó muy en serio”.
 
“Lo primero que oí cuando aún estaba en la cuna fue la palabra genio murmurada en mi oído. ¡Por eso no se me ocurrió pensar que lo era hasta que fui un hombre adulto!”.
 
“Mire Señor Bernstein. Si no hubiese sido tan rico, hubiera llegado a ser un gran hombre”.
 
Y claro, en la película Ciudadano Kane, Orson expresó:
 
“Nacemos solos, vivimos solos, morimos solos. Sólo a través de nuestro amor y amistad podemos crear la ilusión por un momento que no estamos solos”.
 
De cinismo y anexas
 
Andando en celebraciones, fíjense que hace unos días la Aspirina cumplió 115 años de existencia, cuyo principal activo, el ácido acetilsalicílico, mínimo busca aliviar el dolor de cabeza.
 
Pero ya lo dijo la actriz estadounidense, Bette Davis, que la televisión es maravillosa. No sólo nos produce dolor de cabeza, sino que además en su publicidad encontramos las pastillas que nos aliviarán.
 
Por lo pronto, ahí se ven.
 
Hasta la próxima
 
[email protected]

Columnas recientes