Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

FCH, en la luna

Al Pie de la Letra

Por: Raymundo Jiménez

30/11/2012

alcalorpolitico.com

Este viernes 30, por fin, concluye el sexenio del presidente Felipe Calderón, cuya administración cierra entre graves señalamientos de corrupción hechos por uno de los principales capos del narcotráfico: Edgar Valdez Villarreal, “La Barbie”, quien en una carta entregada por su abogada al diario “Reforma” acusa al gobernante panista de haber querido pactar con los grupos criminales, y denuncia al secretario de Seguridad Pública federal, Genaro García Luna –uno de sus colaboradores consentidos–, de haber recibido fuertes cantidades de dinero de él y de otros traficantes de droga.
 
En 2009, por ejemplo, cuando apenas llevaba tres años como titular de la SSP federal, García Luna ya era propietario de varios inmuebles cuyo valor conjunto sumaba 42.5 millones de pesos. Y nada más una de ellas aparecía en su declaración patrimonial pública de 2008. Ese monto equivalía a 17 años del sueldo libre del funcionario.
 
Desde entonces su opulenta forma de vida comenzó a llamar la atención dentro y fuera de la SSP federal y de sus propios vecinos en un fraccionamiento exclusivo de la Delegación Tlalpan, donde vive desde 2007.
 
García Luna posee vehículos, motocicletas, restaurantes, residencias y fincas campestres que difícilmente pudo haber adquirido con los ingresos que percibe como servidor público. Esos bienes tampoco son consistentes con su declaración patrimonial.
 
Hace tres años protagonizó tremendo escándalo al descubrirse que en Monte Funiar No. 21, en el fraccionamiento Jardines en la Montaña, estaba construyendo una residencia valuada en alrededor de 20 millones de pesos. La segunda que tenía en esa zona, porque al mismo tiempo era propietario de una casa en Montaña de Omoa No. 17 con un valor de 7.5 millones de pesos.
 
Para amedrentar a la prensa y evitar secuelas de un tema de rendición de cuentas, mandó detener a dos periodistas de la empresa TVC que daban seguimiento a esta información. Los acusó de intento de atentado contra su persona. Todo era falso.
 
Para desviar la atención del origen de sus recursos el responsable del combate al crimen organizado simuló la venta de una de sus propiedades. Engañó a la sociedad al justificar la procedencia del dinero.
 
Tres días antes de dar a conocer los resultados de ese trabajo, el miércoles 5 de mayo de 2010, dos reporteros gráficos y un chofer de Reporte Índigo fueron detenidos e incomunicados durante más de seis horas. Los videos que revelan su identidad fueron distribuidos ilegalmente a los medios de comunicación haciéndolos pasar como miembros de la delincuencia organizada a pesar de que sólo hacían su trabajo: tomar pruebas gráficas de la riqueza del titular de la SSP.
 
Su fortuna había generado muchas dudas porque existían denuncias formales con nombre, apellido y firma, hechas desde finales de 2008, en las que se acusaba directamente a García Luna, a Facundo Rosas Rosas, actual titular de la Policía Federal Preventiva, y a Luis Cárdenas Palomino, coordinador general de Seguridad Regional, de que presuntamente “encubren”, “protegen” y “participan” en actividades de delincuencia organizada. Son los mismos señalamientos hechos ahora por Valdez Villarreal, “La Barbie”.
 
El presidente Calderón, sin embargo, jamás investigó el origen de la fortuna de su colaborador. Es más, no sólo le triplicó el presupuesto de la SSP sino que lo sobreprotegió ante el escándalo por el caso de la presunta secuestradora francesa Florence Cassez, cuya detención simulada ante las cámaras de televisión dio argumentos para la apelación legal de su defensa, y hasta derivó en una crisis diplomática con el país galo.
 
No obstante, García Luna fue sostenido en su cargo, donde siguió acumulando riquezas. En Jiutepec, Morelos, por ejemplo, en la calle Amate del fraccionamiento Pedregal de las Fuentes, le detectaron otra propiedad que no es como las del resto de esa zona residencial. En los números 13 y 14 se levanta una altísima barda de piedra con dos portones que impiden ver hacia el interior. Un riachuelo de agua transparente atraviesa el jardín que forma parte de la fachada.
 
En el Registro Público de la Propiedad de Cuernavaca, donde se concentran los registros de los municipios conurbados, el único antecedente que se encontró de la propiedad de García Luna es una escritura que data de 1977, cuando se conformó un fideicomiso a nombre de “Fraccionadora Continental, S.A. de C.V.”. En el documento se asienta que esa fraccionadora es propietaria de los predios ubicados en el fraccionamiento Pedregal de las Fuentes, incluyendo los lotes 11, 12 y 13, de la manzana XII, que corresponde a la calle Amate. Sin embargo, hay constancia fehaciente de que la propiedad, que consta de más de 2 mil 500 metros cuadrados, es del titular de la SSP y que su valor es por lo menos de 15 millones de pesos.
 
La riqueza de García Luna es a todas luces inexplicable, pues en mayo de 2008 reveló en su declaración patrimonial que tenía adeudos de 10.4 millones de pesos y ahorros de 137 mil pesos, un ingreso anual de 3.8 millones de pesos, de los cuales 1.3 millones de pesos los destinaba a la manutención de su familia.
 
¿Lo dejarán irse impune a Miami Beach, donde al parecer ya radica su familia y tiene todo listo para vivir?
 
AMPUDIAZO
 
Bien reza el dicho popular que “al buen entendedor, pocas palabras”. Y ayer, al acudir en representación del gobernador Javier Duarte de Ochoa a inaugurar los trabajos del Coloquio Veracruzano de Otoño 2102 enfocado a analizar “el futuro de las universidades”, el subsecretario de Gobierno Enrique Ampudia Mello llevó un mensaje inequívoco que seguramente debieron captar los principales actores políticos y académicos involucrados en el juego sucesorio por la Rectoría de la UV que iniciará el año entrante.
 
Ampudia Mello expresó que “fortalecer a la universidad nos obliga a intensificar nuestro compromiso con el pluralismo, con la equidad, con la autonomía, con la libertad de cátedra, en un marco de un uso equilibrado y transparente de los recursos y de una visión educativa que anteponga el interés general, el de su comunidad académica y estudiantil, el de la sociedad en su conjunto, a cualquier interés particular o ambición de grupo.”.
 
Además de transmitir el saludo del mandatario estatal a la comunidad universitaria y su felicitación por la realización de este importante encuentro al que acuden Rectores, especialistas y muy destacados investigadores y académicos, el subsecretario de Gobierno destacó que “la educación superior, hoy más que nunca, es una de las empresas colectivas más importantes en la concepción moderna del desarrollo y la consolidación de una ciudadanía democrática, participativa, propositiva y capaz de ejercer y procurar sus libertades y responsabilidades con altura de miras, comprometida con el avance del país y del estado”.
 
En el evento, Ampudia Mello expresó el reconocimiento del gobierno del estado al Doctor Enrique Florescano Mayet, quien fue galardonado por la UV con la medalla al mérito, “por su amplia trayectoria académica y aportes fundamentales a la investigación social e histórica que han puesto en alto el nombre de la entidad, de su alma mater y de la academia veracruzana”.

Columnas recientes