Ir a Menú

Ir a Contenido

Sección: Estado de Veracruz

Delegado de SEMARNAT minimiza tala clandestina en el Pico de Orizaba; dice que hay grandes plantaciones

- La competencia es ingrata entre taladores y reforestadores, dice Manuel Molina
- Los aserradores no son los ecocidas; sin embargo, hay que proteger la zona

Ángeles González Ceballos Xalapa, Ver. 09/11/2012

alcalorpolitico.com

El delegado de la Semarnat, Manuel Molina Martínez, minimizó el problema de la tala clandestina en el Parque Nacional Pico de Orizaba ya que al recorrer desde las carreteras y los caminos, en la zona se puede ver que hay grandes cantidades de plantaciones.

"Hoy tumbas un hectárea y se ve atroz, hoy siembras 10 hectáreas y no se ven, en un año no se ven, en cinco medio ó tal vez hasta dentro de 15 años se verá recuperado. La competencia es ingrata entre los taladores y los reforestadores", expresó.

El funcionario federal consideró entonces que la solución a este problema es seguir apoyando desde el gobierno federal a los productores.

Comparó esta situación con el crecimiento del crimen organizado, que hace 10 años no existía, lo cual no significaba que no hubiera violencia sino entonces para qué se quería a la policía.

“No había narco, pero había delincuencia menor. Igual ahora. No podemos ver con ojos catastrofistas lo ambiental, sino con ojos de acción, de qué debemos hacer”, subrayó.

Pidió no acusar a los aserradores como los ecocidas, fue ahí cuando admitió que se debe tomar en cuenta los llamados que hicieron el director de la Facultad de Biología de la UV, Héctor Narave y el director de Áreas Naturales Protegidas, José Antonio González Azuara, por el ecocidio que en aquella zona se comete.

Manuel Molina Martínez insistió en que hay “infinidad” de plantaciones legales y comerciales para producir madera.

Comentó que muchas veces se ve un camión lleno de madera y se piensa que es de tala clandestina, pero se debe identificar bien y aplaudirle a quien se dedique a la silvicultura que dejaron de sembrar maíz ó papa por sembrar arbolitos.

Admitió que ello no implica que haya “cierto grado” de tala clandestina, fue ahí cuando refirió que al recorrer la carretera se puede ver que la cantidad de plantaciones que existe.

Definió que tiene razón “relativa” quien opine sobre el problema de la tala en aquella área natural protegida.

Incluso insistió en que en dos ó tres años con toda la humedad y los nutrientes que se aplican a las plantaciones, los árboles comienzan a convertirse en ecosistema.

Dijo que en el rubro medio ambiental no se puede decir que todo está mal o que ya todo está hecho, más bien, cada uno de las autoridades va teniendo parte de razón.

“Lo que estoy diciendo es que hay tala, desde luego, hay saqueo, hay necesidad de acciones de Profepa, de la policía, cierto, pero junto con eso, también están los logros. Hay una tendencia relativamente fácil a considerar o que todo está mal o que todo está bien. No hay blancos ni negros, hay una infinita tonalidad de grises”, expresó.
  • Escuela Cervantes
  • La Parroquia Xalapa
  • Casas Murano