Ir a Menú

Ir a Contenido

Sección: Estado de Veracruz

Intentan preservar extensa zona virgen, de gran belleza, entre Teocelo y Tlaltetela

- La vegetación está prácticamente intocada y contiene especies en peligro de extinción
- Ejidatarios afirman que se han visto ocelotes, el felino emblemático de la zona
- Se organizan para evitar saqueos; piden al Gobierno declarar a "Ostos", zona natural protegida

Ángeles González Ceballos Teocelo, Ver. 19/11/2012

alcalorpolitico.com

“Ostos” es una zona natural que abarca tanto el municipio de Teocelo como de Tlaltetela, pero los ejidatarios de ambos lugares buscan el apoyo de los tres órdenes de gobierno para protegerla de la devastación que casi siempre produce la mano del hombre.

El mayor porcentaje de este lugar está ubicado en el Ejido Monte Blanco, municipio de Teocelo, por ello, el alcalde Christian Horacio Teczon Viccon, buscará que se le otorgue la protección primeramente del estado para que se le declare como área natural protegida.

En un recorrido por esta zona prácticamente virgen y en la que existe flora y fauna en peligro de extinción, en donde incluso -dicen los habitantes- han llegado a observar ocelotes, felino de veneración prehispánica por ser símbolo de valentía y fortaleza, además de ser uno de los animales que a los cazadores más gusta por su carne y bella piel.

En este lugar de gran belleza e incalculable valor, los ejidatarios tanto de Monte Blanco como los del municipio de Tlaltetela, intentarán convertir este lugar en un espacio de recreación para los amantes del senderismo.

El mayor porcentaje de “Ostos” se ubica en el municipio de Teocelo, pero otra le pertenece a Tlaltetela, incluso se puede llegar a este lugar por ambos municipios; aunque a decir del Alcalde, los caminos no están en las mejores condiciones, por ello es que también buscarán el apoyo gubernamental y sea un atractivo turístico.

Llegar a Teocelo se convierte en una mejor experiencia y es que no hay que olvidar que durante todo el trayecto se pueden encontrar lugares donde comer, dormir y divertirse hasta llegar al camino donde los aventureros podrán disfrutar de bellos paisajes.

Afortunadamente este lugar no ha sido comido ni por la mancha urbana ni la ganadería para el pastoreo, por ello es que se considera prácticamente virgen, solamente cuenta con algunas represas de hace más de 60 años.

Es una zona que los ejidatarios se han esforzado por mantener así como está, en donde se puede ver flora y fauna en peligro de extinción como cícadas, pata de elefante, orquídeas, entre muchas otras que en algunas zonas están extinguiéndose, pero que aquí hay con gran abundancia.

Es muy común también para los habitantes ver a venados cola blanca, tejón, armadillo, tuza y langostinos.

“Es una zona que no alcanzaba a vislumbrar, es una zona muy hermosa, porque hay mucha vegetación. Incluso ahí se ha apostado por la siembra de bambú, hay una persona que tiene sembradas cerca de 27 hectáreas que comercializa para los jitomateros de Chihuahua”, comentó el Munícipe de Teocelo.

Las autoridades de la Secretaría de Medio Ambiente del Estado (SEMA), Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA), Teocelo y Tlaltetela y estudiantes de la Universidad Veracruzana realizaron un recorrido con la intención de escuchar las peticiones de los ejidatarios para que se proteja este lugar.

“Hacen un llamado a los alcaldes de Tlaltetela y de Teocelo para que conozcan la zona y los ayudemos, porque nos avisan que en acuerdo de asamblea dictaminaron que esta zona se debe conservar, incluso que se debe prohibir la cacería y la explotación de especies”, destacó el Munícipe.

Mencionó que los ejidatarios están tan bien organizados que tienen montado una especie de operativo para cuidar que no se den dichas prácticas de robo o extracción de plantas en peligro de extinción, pero por ello es que están pidiendo el apoyo de los gobiernos municipales.

Posteriormente dichas administraciones locales solicitarán al Gobierno Estatal que se declare como área natural protegida, pero a la par también harán lo propio a nivel federal.

“Monte Blanco es una zona que se está considerando a nivel internacional para considerarse como área natural protegida por todas las condiciones que reúne tanto de agua, flora y fauna que ya quedan muy pocas en el mundo”, subrayó.

La propuesta es cumplir con los requisitos que exige la ley, delimitar el área que se estaría protegiendo y comenzar a trabajar con la Secretaría de Turismo del Estado y la Universidad Veracruzana para generar un proyecto turístico donde haya albergues y recorridos guiados para los visitantes nacionales e internacionales.

Es de resaltar que debido a las políticas públicas que ha implementado el municipio de Teocelo por el respeto a la vida de los animales, se planteó que en este lugar se prohíba la cacería y se busque que el atractivo sea el senderismo y ello reditúe económicamente a los habitantes.

El Alcalde aclaró que actualmente lo “más rápido” para visitar este lugar es por el municipio de Tlaltetela y en breve comenzarán a generar caminos más adecuados por Teocelo.

Pero insistió en que la solicitud de los ejidatarios para que no se toquen más sus tierras, también es con base en que Tlaltetela es eminentemente cañero y no quieren arriesgarse a que se extienda la siembra de este producto.
  • Seminario
  • La Parroquia Xalapa
  • Casas Murano