Ir a Menú

Ir a Contenido

Universidad Anahuac

Seccin: Va Correo Electrnico

¿De qué se trata la publicidad?

Karla Ortega Tapia 11/01/2019

alcalorpolitico.com

La publicidad se trata de ejecutar una estrategia que funcione y de que tengamos un objetivo claro que se pueda medir y cumplir. Para invertir bien en publicidad, debemos conocer a fondo ciertos aspectos de nuestras empresas antes de sacar el dinero del bolsillo y dárselo a las agencias.
 
Existen 6 puntos que consideramos fundamentales, que todo emprendedor debe entender a profundidad y que permitirán tomar la mejor decisión antes de anunciar. El objetivo es encontrar la manera de no gastar el dinero, sino de ponerlo donde funcione. El tema será un poco controversial porque irá en contra de lo que muchas personas piensan, pero para nosotros es más importante la transparencia que debemos tener hacia nuestros clientes. Al final, esa transparencia y sinceridad nos asegura una relación a largo plazo con cada uno de nuestros clientes y la satisfacción de haber hecho un buen trabajo con ellos.
 
La publicidad es una tentación muy grande para todos los emprendedores. Algunos de los que llegan a nosotros, nos dicen que quieren hacer publicidad por tal o cual razón, pero esas razones no son las correctas. Creen que poner Ads en Facebook o Instagram los ayudará a aumentar sus ventas, cuando aún ni siquiera saben por qué venden lo que venden. Otros creen que sus productos o servicios son lo mejor del mundo, pero no han entendido el problema que están resolviendo. Algunos están seguros de que un banner es el equivalente a un atajo para alcanzar el éxito o que con esa publicidad los clientes llegarán a las puertas de sus negocios. Todas éstas, y algunas otras, son las razones erradas para invertir en publicidad y significan una absoluta pérdida de dinero.
 
1 Todavía no saben por qué venden sus productos o servicios y todavía no saben por qué la gente compraría sus productos o servicio:
 
Este es un de los errores más comunes que vemos en emprendedores; se enfocan en el qué, se enfocan en el cómo y no entienden el por qué. Si no sabemos por qué vendemos nuestro producto, si no sabemos cuál es la última razón por la cual hacen lo que hacen, no comiencen a invertir en publicidad. Entiendan bien cuál es la misión, descubran qué problema están solucionando, definan qué movimiento quieren crear o qué parte del mundo quieren cambiar porque eso, más las creencias que ustedes como emprendedores tienen, es lo que su audiencia va a comprar. La gente no va a comprar precisamente sus productos o sus servicios. Si no tienen claros estos puntos, denle un alto a los ads en Facebook, díganle a sus agencias que no seguirán invirtiendo hasta que no descubran el sentido claro del por qué.
 
2. Están enamorados de una solución: Tienen que enamorarse del problema que están solucionando. Si tienen un problema muy claro, van a tener millones de soluciones innovadoras a ese problema. Hay que enamorarse del problema porque cuando hacen cosas en publicidad, se trata de la gente, se trata de que los están ayudando y por qué es relevante; nunca se tratará de sus productos o de ustedes. La publicidad y el amor son muy similares. Cuando encontramos una persona con la que tenemos el mismo objetivo, es mucho más fácil seguir un plan de vida. Exactamente lo mismo pasa con los productos. Cuando ese producto está solucionando algo que ustedes necesitan, pueden crear un plan de vida. Por eso, cada vez que sale un nuevo iPhone, vamos a comprarlo. Tenemos un plan de vida con la marca Apple. No inviertan en publicidad si creen que tienen una muy buena solución. Inviertan si creen que están generando una solución muy buena a un problema. La gente que está enamorada de la solución se equipara a un amor ciego.
 
3 Porque quieren encontrar un atajo: En publicidad, en mercadeo, no existe magic bullet, no existe el camino corto que los va a llevar del punto A al punto B en un día. Sáquense esa idea de la cabeza que dice que si invierten en una estrategia en influenciadores o se meten en un canal de televisión o cierran una negociación con un diario o con un medio de comunicación digital, los va a llevar a convertir inmediatamente. Esto no va a pasar. Si creen que van a invertir en publicidad para inmediatamente obtener resultados, hagan un alto y no inviertan. Si alguien tuviera esa varita mágica para hacer que todo funcione, no estaríamos nosotros dando clases de marketing digital. Este es un tema que se aprende sobre la marcha: haciéndolo, estudiando, conociendo y practicándolo día a día.
 
4. Nunca inviertan en publicidad para verse. Hagan publicidad para que su comprador los vea, para que a su comprador le parezca relevante. Cuando hagan algo, no piensen en cómo lo comprarían ustedes mismos, cómo lo harían ustedes, cómo les gustaría verlo. Háganlo pensando en cómo le gustaría verlo al cliente: ¿le es relevante, le interesa? Nosotros siempre decimos que lo que vayamos a hacer o decir, debe agregar valor. Es muy seductor decir: “Estoy en esta feria al lado de esta gente o hablando con estas personas”. Pero eso no quiere decir nada. Alimentar el ego no da dinero. Ustedes como emprendedores deben explorar esto en sus discursos inconscientes, no en el discurso consciente. Háganse esta pregunta: ¿están invirtiendo en mercadeo en un porcentaje así sea pequeño para alimentar el ego o la necesidad egocéntrica de salir y ver la marca allá puesta? Si la respuesta es sí, les advertimos: esto no les va a traer dinero.
 
5. Porque quieren invertir en publicidad lo que el producto o servicio carece: Muchas veces queremos tapar el sol con un dedo. Hace unos años vimos una publicidad muy interesante de Honda en Colombia que decía: “La razón por la que casi no invertimos en publicidad es porque todo ese dinero se lo metemos al producto”. Todo ese dinero que se va en promocionar, en comprar impresiones, en vender-vender-vender, se la invierten al producto, se la invierten en diseño, en calidad, en experiencia. Es muy importante que la expectativa esté alineada. Si la publicidad dice que vamos a encontrar esto, debemos encontrarlo. Una mala experiencia trae 40 clientes infelices porque es una muy mala recomendación. Es más fácil hablar mal que bien. Siempre vendan lo que es y no intenten tapar sus malas experiencias. A veces es mejor ser honesto y decir que son buenos en una sola cosa o que no son buenos en lo otro, que mentir y decir lo que no son.
 
6. Porque quieren esperar sentados en sus escritorios a que le lleguen clientes: Eso no va a pasar. Uno siempre ve historias de éxito y le cuentan que esa persona está allá produciendo dinero desde su casa, pero lo que no cuentan es la historia de cómo llegó a eso. Llegó a eso siendo el mejor vendedor de su producto. Ustedes, emprendedores o trabajadores, piensen que la publicidad no es el éxito para traer clientes. El éxito para traer clientes son ustedes. Ustedes son las personas que realmente pueden recomendar la empresa, que saben, qué le va a agregar valor al cliente. Cuando ya entienden eso, pueden volverlo algo productivo, que traiga clientes y gente que piense como ustedes. Nunca inviertan en publicidad creyendo que van a llegar los leads mientras ustedes están sentados en el escritorio muy cómodos. Si primero no han hecho la exploración, no se han comido el mundo, no saben las objeciones, no saben lo que realmente enamora a los clientes, no lo van a lograr. Y el día que puedan decirle a alguien qué es su negocio y cuál es la razón por la que les deben comprar mientras van en un ascensor, ese día pueden saltar a venderle masivamente a la gente.
 
El éxito en marketing digital existe y se logra estudiando y entendiendo la marca. Nunca malgasten el dinero si no saben cómo lo van a invertir. Nunca lo hagan por ustedes. No crean que hay soluciones mágicas que los van a llevar al éxito y enamórense siempre del problema.
  • La Parroquia Xalapa
  • Cruz Roja Xalapa
  • Centro Mexicano de Estudios de Posgrado
  • Ipax
  • Salon de usos multiples