Ir a Menú

Ir a Contenido

Prevenir salva vidas
Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

“Se nos fue nuestro guía”: Sección 32 de SNTE homenajea a Juan Nicolás Callejas Arroyo

- Docentes acompañaron al mariachi de Misantla para cantarle “Paloma Negra” a quien fuera su líder moral

- Fue apasionado en el sindicalismo, en el SNTE, con su equipo político: Ruth Callejas

?ngeles Gonz?lez Ceballos Xalapa, Ver. 22/09/2017

alcalorpolitico.com


Click para ver fotos
En medio de la pena y el dolor, el equipo político del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) Sección 32, rindió un sentido homenaje de cuerpo presente a su líder, guía y asesor general, Juan Nicolás Callejas Arroyo, defensor “indomable” de las causas justas de sus hermanos de lucha y hombre que definió que el mandato de una representación es para procurar el bien común y no para usar el poder como mero instrumento de la unidad personal o de búsqueda de privilegios de cualquier tipo.

Muchas veces lo oyeron cantar “Paloma Negra” y para despedirlo, el mariachi de Misantla no faltó en el auditorio de la casa de los docentes donde decenas de profesores al unísono acompañaron a los cantantes.

Para dar muestra del cariño y profunda gratitud, el cuerpo del maestro, sindicalista, exdiputado local y federal entró al auditorio al grito de “¡equipo, equipo!”, “¡Callejas, Callejas!”, y los aplausos se dejaron sentir por algunos minutos.

Fue el secretario general de la Sección 32, Lázaro Medina Barragán, quien habló a nombre de los profesores y recordó que en el pasado los reunió la alegría porque Juan Nicolás encabezó la reconstrucción del equipo político, pero hoy los reunía el dolor en la casa de los trabajadores de la educación, para rendir homenaje a un luchador social, a un defensor indomable de las causas justas de sus hermanos de lucha.
“A un líder visionario que trascendió las fronteras del Estado y además, fue referente obligado en las acciones del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación. Hoy con profundo sentimiento asistimos para acompañar en su viaje al arcano, a nuestro asesor del equipo político, al maestro Juan Nicolás Callejas Arroyo. Hoy los compañeros del equipo político somos testigos de una gran pérdida, se nos fue nuestro guía, pero sus enseñanzas perdurarán en el corazón de todos quienes lo estimamos y respetamos, en quienes dejó una huella profunda de lo que es la lealtad y el amor al SNTE y a nuestra Sección 32. Físicamente nos dejas maestro, pero tu imagen y ejemplo siempre estará presente en quienes tenemos la obligación de servir a nuestros compañeros como tu lo hiciste, con respeto y lealtad”, expresó.

Además, dijo que no le decían adiós, porque siempre vivirá en los corazones de quienes tuvieron la fortuna de recibir sus consejos y su amistad.

“Fuiste grande y lo seguirás siendo porque los hombres como tu dejan huella, son inmortales y pasan a la galería de la historia para permanecer incólume en los años por venir”, agregó.

Le expresó también que la escuela de cuadros que fundó está dando frutos y parte de esa cosecha es el coordinador general, el diputado Juan Nicolás Callejas Roldán.

Le prometió que el equipo político que formó seguirá siendo su legado y al que sabrán honrar como hombres probos.

Fue también su hija, Ruth Callejas, quien dirigió unas palabras al equipo político que su padre formó y les contó que el decía que las batallas se ganan, las batallas se pelean para ganar y hoy “él ganó”.

“Él está en donde tiene que estar, esta batalla no la perdió, la ganó”, definió sobre el hombre que nació en la congregación de El Pato, municipio de Nautla un 9 de julio de 1944 y quien desde muy pequeño llegó a vivir a Misantla, su tierra, su casa y donde iniciaría sus estudios normalistas y que culminaría en Perote.

Ruth Callejas dijo que a Juan Nicolás no sólo se le recordará por su papel como profesor, sindicalista, dirigente magisterial y político, sino también como hijo, hermano y amoroso pilar de una familia a la que legó un ejemplo de trabajo con honestidad.

“Juan Nicolás Callejas Arroyo fue parte de una generación de jóvenes que en los años 60 rompió paradigmas, que se reveló ante las justicias sociales y que supo entender que las transformaciones sólo son posibles si las palabras son acompañadas de acciones congruentes con éstas”, recordó.

Fue parte de una generación que trazó el camino de libertades por el que ahora los demás pueden transitar y en ese contexto ideológico supo muy bien que su vocación era enseñar y contribuir de esa forma a transformar desde los cimientos, es decir, desde la niñez.

Callejas decía consciente que la educación es la base del progreso individual y por ello el auténtico desarrollo social. Fue un auténtico visionario, adelantado a su tiempo que entendió que la política tanto en la vida sindical como en el servicio público, es la mejor herramienta para construir acuerdos en medio de las divergencias y que sobre la base de la unidad en lo fundamental, es más importante que cualquier diferencia.

“Mi padre también tuvo presente en cada momento de su vida que el respeto, la tolerancia y la pluralidad, pero igualmente la firmeza en la defensa de las convicciones son elementos esenciales de toda sociedad, siempre y cuando esos valores se ejerzan en equipo, anteponiendo el interés general al particular y procurando permanentemente el beneficio colectivo. Apasionado en el sindicalismo, apasionado en su casa el SNTE, apasionado en su equipo político, entendió muy joven y con el ejemplo de extraordinarios líderes, como el maestro Alfonso Arroyo Flores, que la mejor defensa de los derechos de los trabajadores, se da cuando existe unidad y además una dirigencia responsable, crítica del desempeño de las autoridades y atenta y sensible a las necesidades de los agremiados”, resaltó.

No hacerlo así, dijo Ruth, significaría violentar el principio de que el mandato de una representación es para procurar el bien común y no para usar el poder como mero instrumento de la unidad personal o de búsqueda de privilegios de cualquier tipo.

Esas lecciones las dio como secretario general de la Sección 32 del SNTE y en los diversos cargos que ocupó en el Comité Ejecutivo Nacional al igual que como coordinador y luego asesor del equipo político, concebido éste como una asociación, en la que en medio de la pluralidad es posible avanzar unidos en las metas comunes.