Ir a Menú

Ir a Contenido

Cultura Viva
Universidad Anahuac
El pr?ximo mi?rcoles y jueves

Al fin, Laguna Verde probará si sirve su plan de emergencia en accidente nuclear

- Durante dos días, habrá intensa movilización del Ejército, Armada, PFP, todos bajo la observación de organismos internacionales - Abarcará los municipios de Martínez de la Torre, Nauta, la Antigua, Veracruz, Actopan y Alto Lucero - Simulacro total con la presencia de representantes de 60 países miembros del Organismo Internacional de la Energía Atómica

Xalapa, Ver. 05/07/2008

alcalorpolitico.com

A fin de establecer y reforzar el nivel de comunicación y coordinación entre distintas organizaciones federales y estatales, así como la capacidad de respuesta del Plan de Emergencia Radiológica Externo (PERE) en el caso de una emergencia nuclear, los próximos miércoles 9 y jueves 10 de julio se llevará a cabo un ejercicio de emergencia radiológica con el simulacro de un accidente en la planta nucleoeléctrica de Laguna Verde, ubicada en el municipio de Alto Lucero, informó la Secretaría de Protección Civil (SPC).

La dependencia estatal precisó que la prueba permitirá que representantes de los 60 países miembros del Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA) y 10 organizaciones internacionales revisen su estado de preparación, las prácticas de seguridad y los mecanismos de comunicación.

El ejercicio se llevará a cabo con la colaboración de los municipios de Martínez de la Torre, Nauta, la Antigua, Veracruz, Actopan y Alto Lucero, donde se podrá observar intensa movilización de tropas de vehículos terrestres y helicópteros del Ejército, la Marina Armada y Policía Federal Preventiva (PFP), y además participarán como observadoras delegaciones de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO, por sus siglas en inglés), Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización Meteorológica Mundial (WMO, por sus siglas en inglés).

Luego de las actividades, el OIEA preparará un informe exhaustivo con las principales deducciones del simulacro y destacará posibles mejoras en los sistemas nacionales e internacionales de respuesta a emergencias.

El desarrollo de la práctica no significará ningún tipo de peligro para la población local, ya que las actividades programadas se encontrarán completamente controladas por personal especializado, por lo que serán informadas las familias asentadas en zonas aledañas, solicitando también su colaboración para la realización del simulacro sin contratiempos.

Este tipo de cursos se llevan a cabo con regularidad para que el OIEA y sus países miembros puedan saber si están preparados para actuar de forma eficaz ante un incidente o accidente nuclear, cabe destacar que el último ejercicio de ese tipo se realizó hace tres años en la planta nuclear rumana de Cernavoda, a las orillas del Mar Negro.