Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

El botón adecuado

Apuntes

Por: Manuel Rosete Chávez

12/02/2019

alcalorpolitico.com

“Muerto el perro…se acabó la rabia”
Del filósofo de la Mixtequilla
 
El botón adecuado
 
Como se trata de “un gobierno diferente”, sus protagonistas han tomado el camino de la diferencia en el ejercicio del poder, lo que los ha metido en infinidad de problemas por no actuar como lo marca la lógica o el sentido común, pero como esas prácticas han sido usadas por gobernantes priistas y panistas, ahora los del partido Morena hacen lo imposible por tener que aplicarlas aunque su obligación es mantener la gobernabilidad y proporcionar seguridad a sus gobernados, como aspectos prioritarios.
 
En el caso del fiscal Jorge Winckler Ortíz, que a todas luces se nota que lo mantiene en el cargo el exgobernador Miguel Ángel Yunes Linares como ariete para golpear permanentemente al gobierno morenista, los diputados y los principales funcionarios quisieron hacer las cosas bien, por el lado de la legalidad, para retirar del cargo a Winckler y, en su lugar, proponer a alguien comprometido con la aplicación correcta de la justicia, al frente de una institución autónoma. Los resultados son de todos conocidos, el pupilo de Yunes se aferró al cargo, compraron los votos necesarios para que la bancada de Morena en el Congreso local no le alcanzara su capital y pusieron en vergüenza a todo el gobierno.
 
¿Qué hubiera hecho cualquier otro gobernador en este caso?, lo que hizo el mismo Yunes Linares, platicar con el fiscal, leerle la cartilla y pedirle su renuncia al cargo, y punto. Si a ese civilizado llamado no respondía, entonces, a actuar en contra de su jefe, quien tiene tres expedientes de denuncias en su contra en la Fiscalía General de la República, activarle uno, someterlo a la acción de la justicia federal y, entonces, el primero en salir corriendo hubiera sido Winckler, con tal de no hacerle compañía a su perverso jefe en un penal del altiplano o en el de Pacho. Pero, como se trata de un gobierno diferente, hasta el momento Yunes Linares ha hecho lo que ha querido en complicidad con auténticos pillos como Gonzalo Guízar Valladares, diputado plurinominal por el PES, un partido que se alió a Morena en las pasadas elecciones y quien “operó” a nombre de Yunes Linares (su jefe de toda la vida) la compra de conciencias.
 
Todo este embrollo que tiene paralizado al estado comienza cuando tras concluir su desastrosa minigestión de dos años, Miguel Ángel Yunes Linares quiso dejar como herencia al frente del gobierno de Veracruz a su hijo Miguel Ángel Yunes Márquez, pero por el mal trabajo realizado, el joven fue repudiado por los veracruzanos y perdió la elección ante Cuitláhuac García Jiménez, del partido Morena, el 1 de julio de 2018.
 
Ese coraje de haber perdido, a la fecha no ha sido asimilado por Yunes Linares y trata de exhibir al gobierno actual a cada momento, luciendo sus “habilidades”, usando su poder económico para regalar dinero y buscando la forma de debilitar la imagen del gobierno estatal, pero parece que hoy será para el exgobernador un día muy difícil, porque la Presidencia de la República ha encendido sus luces de alarma y va a proceder.
 
Trascendió que la carpeta de denuncias en contra de Yunes Linares se podría reactivar en las próximas horas y ahora sí proceder en consecuencia. En vez de llevársela tranquila, el choleño no tuvo la capacidad de ver esa benevolencia de López Obrador, que en campaña fue ofendido, retado e insultado por él y su hijo, el malogrado candidato a la gubernatura. Todo cambió y ahora tendrá que rendir cuentas ante la autoridad de todos los desvíos que realizó y explicar el origen de esa fortuna que no puede negar y que hasta a nivel internacional se le ha señalado.
 
Con esos antecedentes en contra, más valía que se hubiera mantenido al margen y esperar mejores tiempos, pero no pudo, su naturaleza es así y ahora las cosas se le podrían complicar, porque este lunes en la Presidencia de la República, al término de la rueda de prensa mañanera que ofrece el presidente Andrés Manuel López Obrador, se celebró una reunión entre el presidente, el gobernador Cuitláhuac García Jiménez y el Fiscal General de la República, Alejandro Gertz Manero y los temas centrales fueron las denuncias de Yunes Linares y la remoción del Fiscal General del Estado, Jorge Winckler Ortiz… Ahora sí, es cuestión de horas, por fin se decidieron a apretar el botón correcto.
 
Calumnia, que algo queda
 
Eric Patrocinio Cisneros Burgos trabajó a ras de tierra durante la campaña del hoy gobernador Cuitláhuac García Jiménez, vigiló los mítines, convenció militantes, coadyuvó a cuidar urnas, nos comenta el diputado morenista por el distrito de Coatepec, Raymundo Andrade Rivera, quien aseguró que el secretario de Gobierno tiene su residencia en Coatepec, y siempre ha sido una persona respetuosa, cerca de su familia aún en las jornadas arduas que le exige su puesto y su empeño por dar lo mejor de sí para Veracruz y el país.
 
Lo define como un político humilde en su trato que, sensible a las necesidades y con emoción social, recorrió el estado.
 
La calumnia de los adversarios políticos que aún no superan la derrota y han emprendido una campaña de descrédito. No lo desacreditan los militantes ni los electores del actual gobernador, lo tratan de desacreditar aquellos que aún supuran por la herida causada al no haber podido convencer a la ciudadanía.
 
Su renuncia abriría un espacio que puede ser ocupado por las hordas yunistas insaciables que tratan de arrebatar espacios en el Congreso, en el gobierno, en donde sea que pueda comprar el dinero y no la voluntad popular. Esta, la voluntad de los veracruzanos, sigue firme apoyando a Cuitláhuac y a Eric.
 
Qué van a hacer los amanuenses
 
Apenas trascendió que de un momento a otro le harán “manita de puerco” desde la Fiscalía General de la República (FGR) al can mayor, para que deje de estar jodiendo al nuevo gobierno, y que comienza la incertidumbre entre todos los que conforman la maquinaria digital que armó en Boca del Río el malogrado candidato del PAN-PRD al gobierno del estado, Miguel Ángel Yunes Márquez, dirigida por el poblano Elías Assad Danini, a quien el llamado “Chiquiperro” impuso a su padre como Director de Comunicación Social en sus dos años de gobierno, y que puso desde hace varios días, al servicio de la Fiscalía local, de su titular Jorge Winckler Ortíz, dizque apoyándolo mediáticamente a contrarrestar los golpes que le están propinando sus adversarios y los enemigos que ha sumado durante su pésima estancia al frente de la autónoma institución procuradora de dar justicia a los veracruzanos.
 
Esos empleados de quinta del yunismo nos han bloqueado nuestra cuenta de Twitter, como lo han hecho con las de otros, además de dedicarse a subir a las redes videos, como el que responsabilizan al reo Javier Duarte de Ochoa del juicio político que se promueve en el Congreso local para destituir a Winckler, con el cuento de que entre el gobernador Cuitláhuac García y Javier Duarte hay un acuerdo. Por otro lado, en medios nacionales, con inserciones pagadas, han tratado de descalificar la legalidad del juicio político argumentando que las acusaciones contra Winckler no están sustentadas jurídicamente.
 
Pues a ellos se les va a acabar la mamila, el líquido lácteo como decía Fidel Herrera Beltrán, que vienen succionando a cambio de sus “servicios”.
 
REFLEXIÓN
 
El cínico diputado local misanteco, Érik Aguilar López jura que no milita ni en Morena, ni en el Partido de Trabajo (PT), por lo que no pueden expulsarlo de alguno de los dos institutos político que lo abanderaron para llegar a la curul. Hay que tener cachaza para obrar de esa manera sin pensar en las consecuencias, la pudrición.
 
Escríbanos a [email protected] [email protected]

Columnas recientes