Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

Emergencia veracruzana exige policías

Causas y efectos

Por: Alfredo Ríos Hernández

17/04/2019

alcalorpolitico.com

*Inmediato fortalecer seguridad estatal
*La guardia nacional en pocos municipios
*Quedó Veracruz “colgado de la brocha”
 
La figura pública que en los días actuales atrae prácticamente todos los reflectores: Don Andrés Manuel López Obrador, Presidente de la República Mexicana, señaló en las ya clásicas conferencias mañaneras (nueva moda presidencial de la Cuarta Transformación) que los municipios y los gobiernos estatales no pagarán nada por los costos que representarán la existencia y las operaciones de la Guardia Nacional...
 
Y ante tales apuntes difundidos por medios de comunicación, muchos se quedaron ante tal afirmación realmente sorprendidos, porque no existen antecedentes de “que alguien” haya referido (ni siquiera la posibilidad) de que los costos de la Guardia Nacional, serían absorbidos parcial o totalmente por las administraciones estatales o municipales.
 
Todos tenemos bien claro que la Guardia Nacional, constituye un proyecto presidencial de la nueva administración federal y que, en el proceso de aprobación por parte del Congreso de la República, nunca se refirió que el costo de la nueva estructura, la cual se resume que sustituirá en gran medida a las policías municipales y estatales, e incluso a la federal, sería absorbido o de alguna forma compartido por las tesorería municipales y los presupuestos estatales, se tiene claro y preciso que de ello, definitivamente nunca se habló.
 
Los textos de debates en el Congreso de la República, nunca hacen referencia sobre tales posibilidades, por lo tanto, toda la población del país asume la conclusión de que la Guardia Nacional, no representará ningún tipo de “sangrado” a los presupuestos municipales o estatales.
 
Si así fue escrito, definido y aprobado por el Congreso Nacional en el proceso de creación y legalización de la Guardia Nacional… ¿Cuál sería el motivo, causa o razón, para que, ahora surja el tema sobre “los costos” que podrían estar a cargo de los estados e, incluso, para las administraciones municipales, derivados de los cuerpos y operativos de la Guardia Nacional?
 
Más saludable sería que dicho tema se diluyera y quedara en el olvido, que el conducirlo hacia planos de supuestas posibilidades para favorecer su viabilidad y aplicación, porque incuestionablemente, en un escenario semejante, en verdad que “ardería Troya”… Ahí la dejamos.
 
NO HAY DE OTRA… OBLIGADO VERACRUZ
PARA MEJORAR SUS CUERPOS POLICIACOS
 
Y ante los nada alentadores anuncios de que los cuarteles de la Guardia Nacional, en territorios extensos y complejos como lo es el del Estado de Veracruz, “en lugar de 15 o más Cuarteles de la Guardia Nacional”, sólo se instalaran dos, muy saludable resultaría que el Gobierno del Estado de Veracruz, presidido por el señor gobernador Don Cuitláhuac García Jiménez, de inmediato sostuviera reuniones “de real emergencia” para destinar mayores recursos económicos y, conjuntamente a ello, aplicar programas inmediatos en los ámbitos de los sectores de seguridad y administración de justicia, en tanto que las esperanzas e ilusiones de recuperar la paz y la tranquilidad en los 212 municipios veracruzanos, de hecho, tales esperanzas resultarán infructuosas, si es que el Gobierno del Estado se duerme en sus laureles y no procede con oportunidad y eficacia para ejecutar la restructuración, ampliación y purificación de los cuerpos de seguridad estatales y municipales, así como en los ámbitos correspondientes a la Fiscalía, para con unidad y eficacia, paralelamente a la real suficiencia de cuerpos estatales y municipales de seguridad, frenar los hechos delictivos y garantizar mayor y clara tranquilidad en todos los ámbitos de las tierras veracruzanas.
 
Porque como ya se ha referido en entrega anterior, debe quedar claro que dos cuarteles de la Guardia Nacional (en lugar de los 15 inicialmente anunciados) incuestionablemente colocarían a los 212 municipios veracruzanos en riesgosa situación de indefensión.
 
El nuevo panorama marcado en los ámbitos de seguridad para los veracruzanos, obliga por sus limitadas características a la definición de pronósticos adversos, por lo mismo, el Gobierno Estatal deberá prepararse para brindar la más franca bienvenida a la creación de los dos nuevos cuarteles de la Guardia Nacional, pronosticados en sectores oficiales para tierras jarochas, pero antes de ello, desde hoy mismo, ampliar y actualizar las tareas de capacitación y estrategias apropiadas, para duplicar o triplicar los elementos de la policía estatal, así como estimular la conformación apropiada de los cuerpos de policías municipales, con la finalidad de brindar real seguridad a los veracruzanos, evaluando con toda claridad y realismo, que los dos cuarteles de la nueva Guardia Nacional, serán útiles para dos o cuatro distritos veracruzanos, pero los restantes que constituyen mayoría abrumada de ciudadanos veracruzanos, podrían quedar en clara situación de indefensión y estamos hablando de millones de habitantes.
 
En las últimas horas, luego de las referencias de que en el estado de Veracruz sólo se instalarán dos cuarteles de la Guardia Nacional, se debe actuar con celeridad para reestructurar y restaurar la policía estatal, incrementando su contingente y elevando su capacidad en los marcos de eficacia y respeto a los Derechos Humanos, así como en lo relativo a equipo de transporte y armamento apropiado, con la clara intención de salvaguardar niveles apropiados de seguridad en beneficio de los veracruzanos.
 
Todo hace presumir que la idea de crear dos cuarteles de la Guardia Nacional en tierras veracruzanas, ya constituye una instrucción cimentada y formal, por lo mismo, las autoridades estatales y municipales tienen la responsabilidad inmediata de incrementar, tanto la capacitación de los policías veracruzanos, como fortalecer el número de efectivos de manera considerable… Ya veremos si no nos dormimos en nuestros maltratados laureles.
 
Atiendo sus puntos de vista en:
[email protected]

Columnas recientes

  • 01/01/1970