Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

Trump y las patronas

Causas y efectos

Por: Alfredo Ríos Hernández

14/06/2019

alcalorpolitico.com

*El apoyo a migrantes
*Polémicos escenarios
*Sentencia pendiente
 
Durante las últimas décadas, un grupo de mujeres identificadas en la región central veracruzana como “Las Patronas”, han dedicado parte de su vida brindando apoyo alimentario a los mexicanos y extranjeros, que conforman grupos de migrantes cuya finalidad en lo general, es la ingresar a tierras norteamericanas con el afán de cimentar un mejor nivel de vida.
 
“Las Patronas” de siempre han operado en modestas instalaciones que son de su propiedad, las cuales se encuentran ubicadas a orillas de las vías ferroviarias, en áreas todavía consideradas como rurales, localizadas muy cerca de la mancha urbana cordobesa y, sus tareas cotidianas de auxilio a migrantes, han sido objeto de reconocimientos por el rango humanista de sus acciones, honores que incluso se les han brindado en tierras europeas, dado que el reflejo de las bondadosas tareas, se encuentra detectado más allá de nuestras fronteras y de nuestros mares.
 
Pero en éstos días difíciles y complejos para nuestro país en materia de migrantes que tienen la mirada puesta en Norteamérica, la interrogante incuestionablemente aparece en los ámbitos y fines de las reconocidas “Patronas”, porque más allá de que sus acciones sean calificadas como “humanitarias”, sus fines en éstos momentos de alguna forma contradicen los compromisos que el Gobierno Mexicano ha signado con la administración presidencial norteamericana, acuerdo en el cual se establece que nuestro país queda comprometido para que no se practiquen acciones que favorezcan, no sólo el ingreso de migrantes al territorio nacional, sino que a tales núcleos de peregrinos se les impida llegar a la frontera norte, desactivando con ello el cruce ilegal de las líneas fronterizas de migrantes originarios del sur del continente e, incluso, de otros países y continentes.
 
La escasa y confusa información que los mexicanos hemos recibido sobre los acuerdos pactados entre el Gobierno de México y el de Estados Unidos, nos refieren con claridad o por lo menos eso hemos entendido, que si las autoridades mexicanas toleran el paso de migrantes en la frontera sur y a más de ello, facilitan (en lugar de frenarlos) que avancen hacia el norte de nuestro país, México estará incumpliendo con lo acordado de manera formal y oficial, lo que podría originar la aplicación de otras medidas de significativo riesgo para la economía mexicana, que de acuerdo a la informado en tierras norteamericanas, esas “sanciones” las tiene anotadas en un “papelito” el Presidente Donald Trump.
 
Y tales referencias no son producto de la imaginación desbordada de los “tunde teclas” mexicanos, porque los medios el de comunicación han filmado y transmitido en diversos escenarios al presidente de Estados Unidos, mostrando “el papelito” donde dice que se encuentran enlistados los “castigos” a los que México se someterá, “si continúa tolerando la migración incumpliendo el acuerdo que para frenarla se pactó, entre los dos países”.
 
Es por ello que, ante discursos controvertidos como los referidos, obligado resulta para los habitantes de la región central veracruzana, sitio donde operan “Las Patronas” auxiliando a migrantes para que alcancen su cometido, el cuestionarnos si, ante los supuestos compromisos aparentemente acordados en secreto por autoridades mexicanas con el Gobierno de Norteamérica, “Las Patronas” deberán de persistir apoyando a los migrantes que sin documentación ni autorización alguna, migran con rumbo a la frontera de Estados Unidos, para internarse a la sombra de la ilegalidad en las ahora mayormente resguardadas “tierras del Tío Sam”.
 
La lógica, los escenarios imperantes, las preocupantes amenazas (porque eso son) del Presidente de Estados Unidos, incuestionablemente nos deben obligar a reflexionar sobre la bondadosa tarea cotidiana de “Las Patronas” en el centro de las tierras veracruzanas, porque claro debemos tener presente, que México firmó un compromiso para frenar en su territorio, toda acción que favorezca la migración de indocumentados hacia el territorio estadunidense y, la finalidad, el objetivo por el que se esfuerzan cotidianamente “Las Patronas” es el de apoyar, de alguna forma, a que “los sueños” de los migrantes ilegales se conviertan en realidad.
 
Definitivamente no coincidimos con la aplicación de medidas extremas que incluso desvaloren y perviertan artificiosamente la bondadosa tarea de “Las Patronas”, pero la realidad en los tiempos actuales y bajo las circunstancias imperantes, obligan indudablemente a reflexionar sobre el tema, para que los hechos en el marco de las referencias apuntadas, no nos tomen por sorpresa y que, una tarea que México se comprometió a cumplir, no resulte un compromiso fallido con el que es considerado como uno de los países financiera y militarmente ablando, más poderosos del mundo.
 
Ya veremos los mexicanos y en el caso específico de “Las Patronas” y los veracruzanos, en que termina ésta historia cuyo capitulo actual apenas se encuentra en los inicios.
 
Alfredo.rí[email protected]

Columnas recientes