Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

Medellín

Mira Política

Por: Guadalupe H. Mar

03/07/2019

alcalorpolitico.com

MEDELLÍN
 
MAL NEGOCIO… En 2018, durante el bienio del panperredista Miguel Ángel Yunes Linares, el gobierno municipal de Medellín de Bravo, que preside el panista- yunista Hipólito Deschamps Espino Barros, firmó un contrato de Asociación Público Privada (APP) con la empresa regiomontana NL Technologies SA de CV, para la modernización de su sistema de alumbrado público, por la cantidad de 47.1 millones de pesos, pagaderos en los próximos 10 años, “empeñando” para ello las participaciones federales de una década, con lo que se garantiza el pago a la compañía foránea, que para estas alturas del convenio ya debería dar muestras de las bondades de haberle seleccionado.
 
Para que no se quede con la duda amable lector, una Asociación Público Privada (APP) es el instrumento legal que facilita a las entidades públicas, el acceso a la provisión de infraestructura, bienes o activos para la óptima prestación de los servicios públicos que de acuerdo a la Ley deben prestar.
 
En sí, se trata de una herramienta financiera que fortalece las finanzas y la hacienda pública al no constituir deuda pública y permitir alcanzar los objetivos y metas para el mejor desempeño de sus funciones, dando como resultado mejores servicios públicos e infraestructura para el beneficio social de los ciudadanos, según se decía en la pasada Legislatura veracruzana, cuando se promovían las bondades de este esquema al que se sumaron un importante número de municipios veracruzanos.
 
Pero volviendo al caso de Medellín de Bravo, Veracruz, la ideota del presidente municipal Hipólito Deschamps Espino Barros, era concesionar el servicio de alumbrado público en su municipio para que una empresa privada modernizara ese sistema en su demarcación, que estaría a la vanguardia de los de la región pues contaría con lámparas LED, de las ahorradoras de energía.
 
Sin embargo, la realidad es otra en ese municipio, pues esta misma semana la agente municipal de la comunidad de Rancho del Padre, Diana Cecilia Martínez Romero denunció públicamente que en esa zona el servicio de alumbrado público es deficiente y será peor la situación, pues aun cuando han solicitado la intervención del personal del ayuntamiento local, los trabajadores les dicen que no pueden intervenir porque esa área está concesionada a una empresa privada.
 
Lo peor es que al acudir al palacio municipal a solicitar información sobre la empresa NL Technologies SA de CV, resulta que nadie sabe y nadie supo y se carece de datos sobre esta compañía para que repare las luminarias de esa comunidad.
 
Pero el de Rancho del Padre no es el único caso que tiene ese problema, pues también se da en la comunidad de Paso del Toro, que entre todas sus carencias se suma el deficiente alumbrado público, que vuelve a ese lugar una zona peligrosa durante las noches, pues la empresa privada NL Technologies SA de CV no ha intervenido siquiera para contar las luminarias a reparar.
 
Ah, pero seguramente ya está cobrando mensualmente la parte proporcional que le corresponde del contrato que a diez años le otorgó el sesudo alcalde del municipio de Medellín de Bravo, Hipólito Deschamps Espino Barros. Eso téngalo por seguro amable lector.
 
La pregunta obligada en este caso como en el de otros municipios, es qué autoridad o instancia es a la que se debe recurrir para hacer cumplir con estos contratos otorgados a través de la figura jurídica de una Asociación Público Privada, que según estamos viendo, nos están saliendo defectuosas.
 
VOZ AUTORIZADA … Tuvo que salir ante la opinión pública Marcos Suárez Domínguez, Presidente de la Unión de Empresarios Hoteleros de la Región Cultura y Aventura en Veracruz, para aclararle a los representantes de diversas instancias gubernamentales que no existe precepto legal alguno para negarle el servicio de hospedaje a alguna persona, como se pretende ahora para impedir que se alojen los migrantes con destino a nuestro vecino país del norte.
 
Tampoco existe marco jurídico para sancionar o clausurar un centro de hospedaje que haya dado servicio a migrantes, lo cual sube el tema a la agenda legal veracruzana para realmente conocer los aspectos legales de tal determinación.
 
Hasta ahora, ningún representante de las otras asociaciones de hoteleros en Veracruz se había manifestado al respecto, por lo que el asunto debe clarificarse por el bien del sector.
 
Reconoce eso si Marcos Suárez Domínguez, Presidente de la Unión de Empresarios Hoteleros de la Región Cultura y Aventura en Veracruz que podrían solicitarle identificación oficial a quienes soliciten sus servicios, pero ¿qué sucederá si llega un turista extranjero que no sea migrante?
 
Por ello es urgente que se tome el tema con seriedad de parte de las autoridades correspondientes. Esto con respecto a los hoteles que fueron clausurados en la conurbación Vera- Boca porque en sus instalaciones hospedaron a migrantes,
 
DÍGALO SIN MIEDO … Comentarios o sugerencias a través del correo electrónico: [email protected] o bien en el Twitter: @guadalupehmar

Columnas recientes