Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

Asalto a la Constitución General de la República... en B.C.

Trinchera Final

Por: Jenaro del Angel Amador

12/07/2019

alcalorpolitico.com

Esto sucedió: Fue en una sesión del pasado lunes [8] cuando el Congreso local avaló ampliar el periodo. En mayo las autoridades locales ya habían aprobado una ampliación, pero fue revertida por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación.
 
[Que pasó?] Morena tiene solamente tres diputados; los demás que integran el Congreso son de otros partidos: PAN, PRI, MC, PRD que son en total 21 diputados. Cómo le hicieron ¿? ¿Votaron zombis diputados? ¿Fueron drogados?
 
1.- Sobre el particular, esto manifestó el presidente de la república, Andrés Manuel López Obrador ante el suceso político en Baja California [Norte], relacionado con la “extensión” del período para el ejercicio del gobernador recién elegido, Jaime Bonilla, candidato ganador que fue de Morena:
 
“…Ante las críticas que desató la aprobación de la modificación de la Constitución local por parte del Congreso de Baja California que permitirá a Jaime Bonilla, gobernador electo, mantenerse como gobernador constitucional por cinco años en lugar de dos, el presidente Andrés Manuel López Obrador insistió que debe ser el Tribunal Electoral el que defina este tema, pero descartó que esto pueda marcar un precedente a nivel nacional.
 
“No creo que suceda (que escale el tema), ya son otros tiempos, ya son otros tiempos… ¿saben por qué no sucede?, ¿por qué es distinto? Porque antes esas cosas se ordenaban desde la Presidencia, ahora no. Y hay que irse acostumbrando a que hay poderes autónomos, independientes”, señaló el mandatario en su conferencia de prensa de este jueves.
 
Sobre el llamado que hizo Cuauhtémoc Cárdenas a los bajacalifornianos a protestar y pedir sanción para los legisladores locales que avalaron la ampliación del periodo del gobernador, el Presidente dijo que está en su derecho de expresarse.
 
“El ingeniero siempre expresa con libertad sus puntos de vista, esa es una característica del ingeniero, buena, y siempre va a tener nuestro respeto, es precursor del movimiento democrático de nuestro tiempo el ingeniero Cárdenas. Entonces, tiene todo el derecho de manifestarse, de expresarse, todos los mexicanos, y en este caso se trata de quien inició la lucha por la democratización de México”. Néstor Jiménez y Alonso Urrutia.- La Jornada..
 
2.- Por otra parte y sobre el mismo tema, esto publicó el ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano, en el Diario La Jornada de ayer: “….Cuauhtémoc Cárdenas.-
 
“…En un albazo legislativo, 21 diputados locales –muy probablemente debidamente aceitados ($$)– votaron la prolongación de dos a cinco años del mandato del gobernador electo de Baja California.
 
Ha sido no sólo una maniobra sucia, sino que 21 diputados, en una sesión legislativa convocada al vapor y que puede decirse realizada en lo oscurito, están pretendiendo sustituir el mandato surgido de una elección democrática, declarada legal por la autoridad correspondiente. Los ciudadanos de Baja California eligieron a un gobernador que próximamente debe tomar posesión del cargo para desempeñarse en un periodo de dos años; 21 diputados de los partidos Acción Nacional, Morena, Revolucionario Institucional, del Trabajo, Movimiento Ciudadano, de la Revolución Democrática y Transformemos, pasando por encima de una elección y de la voluntad ciudadana expresada en mayoría el pasado 1º de julio, decidieron regalar a su gobernador electo tres años más de gracia en el cargo.
 
Con esta resolución se atropella la voluntad ciudadana, se viola la ley en su espíritu y letra (por más que el voto legislativo se haya dado según procedimientos establecidos en la ley local), se rompe el orden republicano y se lesiona gravemente nuestra aún incipiente democracia.
 
La mayoría de los diputados del Congreso local y los partidarios de la prolongación del mandato pretenden que se crea que se trata de una reforma tomada en beneficio del pueblo y el estado de Baja California. Pretenden hacer creer a la opinión pública que se trató de una sesión de Congreso como ha habido y habrá muchas más, que responde al sentir del pueblo bajacaliforniano, que hasta donde se sabe, la reforma, como se dice corrientemente, le pasó de noche. No se ha enterado de ella hasta que fue aprobada por la mayoría legislativa, que por haber procedido como lo ha hecho, pierde toda legitimidad, haciéndosela perder al cuerpo al que pertenece si no se revierte la reforma y si no se aplican las sanciones que procedan.
 
Resulta un fuerte insulto a la inteligencia que los 21 diputados quieran hacer a todo mundo creer que han actuado por el bien de sus representados. Si esta reforma llega a cobrar vigencia, en teoría sólo hay un beneficiado: el senador con licencia Jaime Bonilla, gobernador electo de Baja California. Aunque, claro, no puede sino pensarse (¿será?) que los 21 diputados son beneficiarios igualmente al haberse llenado ya manos y bolsillos. ¿Qué procede?
 
• Si hubiese moral y no estuviese detrás de la maniobra, que el senador con licencia y gobernador electo Jaime Bonilla declare públicamente su rechazo a la reforma y su compromiso de cumplir el periodo de dos años para el que fue elegido. Ni un día más.
 
• Que abandonen sus cargos los 21 diputados que votaron aprobando la reforma, sean política y, en su caso, penalmente sancionados, y sean ya sustituidos por sus respectivos suplentes.
 
• Aquellos facultados por la ley, individuos e instituciones, que interpongan los recursos que procedan para reclamar la anulación de la reforma.
 
• Que intervenga el Senado para restablecer el orden republicano y democrático en Baja California.
 
• Que los partidos políticos a los que pertenecen los 21 diputados que aprobaron prolongar el mandato del Ejecutivo local sean sancionados de acuerdo con sus respectivos estatutos.
 
Si esta reforma que amplía el mandato de un gobernador no se echa abajo, tanto en la ley como en la práctica, se estaría creando un grave antecedente para nuestra vida republicana y democrática.
 
Lo que han hecho los 21 diputados del Congreso bajacaliforniano no representa un mal menor. Cualquier mayoría legislativa, debidamente preparada para ello ($$), podría votar la prolongación o acortamiento de mandatos de mandatarios en funciones o por entrar en funciones. ¿En dónde? ¿Por qué no y desde ya en Tlaxcala, Sonora, Michoacán, Yucatán, la Ciudad de México o cualquiera del resto de las 32 entidades de la Federación? ¿Y por qué no suponer que el Congreso de la Unión pudiera pensar en una reforma constitucional que facultara a los congresos de todas las entidades federativas y a sí mismo para alargar o acortar mandatos de funcionarios electos en cualquier momento, en los Poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial?
 
Muy grave me parece que un miembro del partido mayoritario en Baja California, como el senador con licencia y gobernador electo Jaime Bonilla, pudiera prestarse a ser el beneficiario de una medida así. Muy grave me parece que la presidenta del partido mayoritario del país, que proclama la vigencia del estado de derecho y el riguroso cumplimiento de la ley, considere que prolongar por tres años el mandato del gobernador electo de Baja California es una decisión intrascendente, de cajón, de un Congreso local, como pudiera haber sido cualquier otra. La inocencia no es creíble en este caso.
 
El mandato de una elección democrática debe ser inamovible”.
 
3.- En el PAN no se anduvieron por las ramas y ayer dieron inicio al proceso de expulsión de siete diputados locales de Baja California, y también de la alcaldesa de Playas de Rosarito, Mirna Rincón Vargas, y el síndico Miguel Ángel Vila Ruiz, ambos por haber votado a favor de la ampliación de la próxima gubernatura de esa entidad de dos a cinco años.
 
En el procedimiento se dará derecho de audiencia a los mencionados.
 
En el buró panista están seguros de que se expulsará del partido a los legisladores y a los funcionarios municipales, debido a las graves faltas que cometieron.
 
Los legisladores que serán motivo de sanciones son Carlos Torres Torres, Iraís María Vázquez Aguiar, Raúl Castañeda Pomposo, Ignacio García Dworak, Sergio Tolento Hernández, Alfa Peñaloza Valdez y José Félix Arango.
 
Y sobran los argumentos para solicitar la expulsión de los involucrados: Son la contravención de los estatutos generales del partido, así como sus reglamentos, y la inaplicación de la sentencia de la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, que había resuelto que la gubernatura sería de dos años.
 
Y en el PRI también se da el mismo tratamiento a “sus diputados” locales de BC Ayer en una rápaida resolución de la Comisión Nacional de Etica Partidaria, se emitió un "extrañamiento" contra los cinco diputados de este partido que el lunes votaron en favor de la ampliación del mandato del gobernador de Baja California, se abre la puerta para una sanción mayor a los implicados, hasta la expulsión del partido.
 
La espada de la justicia partidista va contra los legisladores locales Alejandro Arregui Ibarra, Marco Antonio Corona Bolaños Cacho, Edgar Benjamín Gómez Macías, Bernardo Padilla Muñoz y Blanca Patricia Ríos López, por contravenir las bases éticas de la organización priista, como son la lealtad, respeto y fidelidad a los principios contenidos en los documentos básicos del partido.
 
No más.

Columnas recientes