Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

Maquillaje

Mira Política

Por: Guadalupe H. Mar

16/09/2019

alcalorpolitico.com

MAQUILLAJE
 
PARA CAMBIAR DE CARA…. Uno de las tantas acusaciones que la actual administración estatal, la del morenista Cuitláhuac García Jiménez, le hacía al suspendido temporalmente Fiscal General del Estado el yunista- que no panista- Jorge Winckler Ortiz, es que manipulaba las cifras sobre delitos del fuero común, sobre todo desde el primero de diciembre de 2018, para que el estado de Veracruz se viera a nivel nacional como inseguro y falto de autoridad, motivo por el que, a decir del ejecutivo estatal, se magnificaban las cifras que mensualmente envía la FGE a la Secretaría de Gobernación.
 
Como botón que sirva de muestra, está el caso de los feminicidios en Veracruz, delito de los llamados de Alto Impacto, del que nuestro estado es ahora el primero en el país, superando con mucho al Estado de México que había sido el que encabezaba este penoso listado.
 
Para que se dé una idea amable lector, mientras el Estado de México reconocía oficialmente 53 feminicidios de enero a julio de este año, Veracruz reportaba 114, casi el doble.
 
Al respecto el gobernador del estado de Veracruz, Cuitláhuac García Jiménez declaró públicamente en varias ocasiones: “Tenemos un problema respecto a los feminicidios. Estos datos los otorga la Fiscalía General del Estado y hemos descubierto que ha reportado por ejemplo cero homicidios dolosos de mujeres; o sea, no tenemos en Veracruz homicidios dolosos de mujeres”, con lo que descalificaba el primer lugar que tenemos en ese delito.
 
Traemos este asunto a colación amables lectores, porque a partir del próximo informe del gobierno federal sobre la incidencia delictiva del fuero común, lo cual será este viernes 20 de septiembre, las cifras de delitos del estado de Veracruz, ya no serán culpa del fiscal.
 
Ya con el control de la Fiscalía General del Estado, el gobierno estatal podría- de querer- “corregir o ajustar” las cifras de delitos del fuero común, como el de los feminicidios que nos mantienen en nada honroso primer lugar nacional.
 
Coincidimos con ustedes amables lectores, al suponer que, de aquí en adelante, con cifras “ajustadas”, Veracruz cambie la cara que da al mundo y claro, hasta puede que se les pase la mano con la acicalada, pero, así como hay un Dios, también existen en nuestro estado organizaciones de la llamada sociedad civil organizada que se mantiene expectante de temas tan sensibles como el de los feminicidios.
 
Incluso la Universidad Veracruzana tiene un observatorio, el Observatorio Universitario de Violencias contra las Mujeres (OUVmujeres), que dirige la doctora Estela Casados González, el cual se ha mantenido atento al desarrollo de esta incidencia delictiva en particular, por lo que cualquier devaneo en torno al asunto de los feminicidios en Veracruz, será motivo de cuestionamientos.
 
Hoy, con el control político y administrativo de la Fiscalía General del estado, el gobierno estatal tiene ante sí la oportunidad de coordinar las acciones para que se hagan efectivas las recomendaciones emitidas en la Declaración de Alerta de Género que hizo el gobierno federal para 11 municipios veracruzanos, en noviembre de 2016.
 
El gobierno de Cuitláhuac García Jiménez deberá evitar caer en la simplista solución de querer tapar el sol con un dedo, maquillando cifras que serán motivo de cuestionamientos públicos y mediáticos, para hacer lo que a su antecesor ni siquiera le preocupó, atender integralmente las recomendaciones del gobierno federal para contrarrestar el creciente número de feminicidios en Veracruz.
 
EL INAH NO CAMINA … Habitantes de la zona de Misantla, Veracruz, esperan que el gobierno federal, el que encabeza el morenista Andrés Manuel López Obrador, intervenga decididamente en el rescate integral de la zona arqueológica de “Paxil Tlalocan”, que se encuentra en terreno de un particular quien además de no tener posibilidades, ni conocimientos para mantener estos vestigios arqueológicos, carece del interés para conservar este mítico lugar que se conoce internacionalmente como la cuna del maíz.
 
Para colmo, en las inmediaciones de “Paxil Tlalocan” opera una pista para carreras de caballos, que incrementa el riesgo de deterioro de esos vestigios arqueológicos que el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) ha sido incapaz de rescatar.
 
DÍGALO SIN MIEDO … Comentarios y sugerencias a través del correo electrónico: [email protected] o bien en el Twitter: @guadalupehmar

Columnas recientes