Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

Cannabis, en la ruta de la legalización

Por: Helí Herrera Hernández

27/01/2020

alcalorpolitico.com

[email protected]
twitter: HELÍHERRERA.es
 
Puedo afirmarles que en el próximo periodo ordinario de sesiones del Senado de la República, de febrero a abril, los legisladores mexicanos legalizarán la producción, comercialización y consumo de la marihuana.
 
Todos los grupos legislativos representados en la Cámara alta del Congreso de la Unión ya están realizando sus juntas previas a dicho periodo, en distintas partes del país, y están discutiendo la ruta legal para que en poco tiempo, encontremos los comercios que cuenten con licencia de la Secretaría de Salud dicha planta, sacándola del mercado negro, poniéndola al alcance de quien la necesite, con fines curativos, en una primera etapa, y de esa forma bajar los altos índices de inseguridad que vive la nación, y que tanto dolor de cabeza le genera al gobierno de la cuarta transformación. Hay, hasta donde investigué, consenso entre los grupos legislativos de MORENA y sus aliados: el Partido del Trabajo y Encuentro Social, así como en los del PRI, PRD, y desde luego en Movimiento Ciudadano, donde su coordinador Dante Delgado ha venido impulsando esa posibilidad en reuniones publicas y en sus redes sociales.
 
Cuenta a su vez, con el respaldo del Poder Judicial, ya que en el mes de noviembre del año pasado, La Suprema Corte de Justicia de la Nación falló a favor de un ciudadano, que denunciaba que varios artículos de La Ley General de Salud referentes al cannabis atentaban contra su derecho a desarrollarse plenamente como persona, convirtiéndose dicho fallo de la Corte en el quinto en el mismo sentido, por lo que se ha convertido ya en Jurisprudencia y debió el alto tribunal ordenar al Congreso eliminar tales artículos de la Ley.
 
La iniciativa de Ley que busca la legalización de la marihuana ya se encuentra en el Senado y no solo busca ese concepto, sino contempla regular todo el proceso de producción, consumo, exportación, usos posibles y en materia de autoconsumo, el proyecto de ley establece que las personas adultas podrán cargar hasta 30 gramos de la “yerba verde”; podrán cultivar sus propias plantas -hasta 20-, y cosechar como mucho 480 gramos al año, pudiendo fumarla en público, siguiendo las reglas aplicadas al tabaco.
 
Contempla la posibilidad de crear cooperativas productoras para la venta al público -previa licencia-, especificando la que será para el uso industrial, médico y terapéutico, entre otras muchas novedades que prevé la iniciativa, que logrará la mayoría calificada en el Senado de la República en los meses, seguramente de marzo o abril.
 
Debo apuntar que en Estados Unidos (donde ya es legalizada la cadena de siembra-comercialización-consumo del cannabis en muchos estados), se han creado más de 180 mil empleos hasta el pasado año 2019, y se proyecta que para 2021 serán 292 mil personas las que trabajen alrededor de la marihuana, convirtiéndose de esa forma en una verdadera industria que cuenta con 9,397 licencias activas hasta finales de 2019.
 
Tan sólo en 2016 al Estado de California, donde se legisló en primer lugar para legalizarla, les dejó mil millones de dólares en impuestos; 1,400 para 2017; 1950 para 2018 y 2,500 millones de dólares para 2019, que se han invertido en apoyo para la educación pública, mantenimiento de esos edificios escolares y ayudas para los hospitales que tratan a menesterosos en enfermedades como el cáncer.
 
Ese mismo concepto económico vislumbra la iniciativa que está ya en el Senado, lo que aliviaría en gran medida los recursos que se requieren para medicamentos contra el cáncer en México que son tan caros.
 
Preparémonos pues para recibir en este periodo legislativo del Senado de la República, la legalización para producir, distribuir, exportar y consumir cannabis. Algo que hace años era impensable.

Columnas recientes