Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

Morena amenaza con 'revueltas sociales'...

Trinchera Final

Por: Jenaro del Angel Amador

28/05/2020

alcalorpolitico.com

1.- COMO QUIEN DICE: ¿Los gobiernos estatales no tienen autonomía; independencia o autoridad como para contraer deudas?
 
Y todo porque el gobierno federal haya rechazado que “haya semáforos estatales” en la inminencia de que las actividades se retomen ante “el aplanamiento de la pandemia” que azota al país.
 
De tal manera que en la Cámara Alta [en la que no tiene mayoría absoluta] Morena lanzó, sin tapujos, un amago de “armar revueltas sociales” [violentas por supuesto] en las entidades federativas que se endeuden para hacer frente a la crisis sanitaria [que por supuesto el federal sí podría hacerlo bajo la misma circunstancia]
 
Ante esta circunstancia y la también inminente gira del presidente AMLO por el sureste del país, la licenciada Olga Sánchez Cordero, titular de la Segob, “pidió a los mandatarios” trabajar de manera uniforme en el regreso escalonado y conforme al semáforo que dio a conocer el Consejo de Salubridad, no con un calendario propio.
 
Este asunto se ventiló tras una reunión con los miembros de la Conago, en la que expresó que si bien es cierto que a algunos gobernadores “ya se les queman las habas” por reabrir, y otros por su parte, se niegan a iniciar actividades, ciñéndose a la estrategia federal.
 
Y nada de especulaciones, con nombre y apellidos, la morenista Ana Lilia Rivera, presidenta de la Comisión de Estudios Legislativos Segunda del Senado [sin control ni respeto alguno], anunció que “su partido movilizará a la población contra aquellos gobernadores” que aumenten la deuda con el pretexto de hacerle frente a la emergencia sanitaria.
 
Pero abundó en la amenaza al sostener, que “De ser necesario sacaremos a la calle a los ciudadanos que no desean que el futuro de sus hijos sea empeñado por políticos irresponsables que pretenden seguir viviendo en el pasado, como si no hubiera habido una insurgencia electoral contra la corrupción y la impunidad”, advirtió la senadora.
 
Y todo esto como si “el horno estuviera para cocer bollos” Seguro que al rato aclarará “que fue mal interpretada” y que no quiso decir eso...
 
Hay que regalarles una buena dosis de humildad porque la soberbia acaba cuando se quedan sin poder.
 
2.- La brutalidad policíaca no tiene patente de exclusividad: Lo mismo polis mexicanos que estadounidenses cometen abusos o cosas peores. En un video que circuló por el mundo, se aprecia como un policía blanco, ante el regocijo o complicidad de sus colegas de oficio, lastima a un hombre negro que, en el suelo y con una rodilla en el cuello, pide clemencia porque no podía respirar.
 
La hermana de ese hombre negro que murió poco después de que el policía blanco de Minneapolis le inmovilizó en el suelo con una rodilla sobre el cuello, ha pedido justicia para su consanguíneo, afirmando que la expulsión de cuatro agentes del cuerpo policíaco por el incidente mortal, no es suficiente [los graciosos mandos de la policía de USA] Simplemente fueron expulsados, sin cargo penal alguno pese a la evidente omisión de auxilio a la víctima que ahora sabemos, resultó mortal.
 
El hombre negó se llamaba George Floyd, de 46 años, habitante de una zona suburbana de Minnesota, vamos, “delincuente” por ser negro y pobre.
 
Por cierto, el video que rodó por el mundo, fue grabado por un transeúnte, mostró a Floyd bocabajo en la calle en la tarde del lunes, intentando buscar aire y quejándose de que "no puedo respirar".
 
Así se las gastan algunos policías gringos, que con cualquier pretexto o excusa lastiman hasta la muerte, a gente de color, o latinos.
 
3.- En el Congreso Local también hace falta prudencia, al menos para declarar. El hecho de que “la oposición” ofrezca resistencia para impedir el carro “completo” en la computación de los votos para que “la reforma constitucional” pase al conteo mayoritario, no debe ser excusa para soltar los canes detrás de ellos.
 
Aquí también, la soberbia de la mayoría debe ser frenada, aunque sea en declaraciones, por quién o quiénes tienen el poder.
 
No se es menos poderoso con un poco de humildad. La soberbia también se mide con lupa y cuando no hay quienes obedezcan, se añora el poder de la fuerza que acaba, simplemente, en la fuerza sin poder... Siempre hay un mañana.

Columnas recientes