Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

Una foto motiva visita del embajador de EU

Prosa Aprisa

Por: Arturo Reyes Isidoro

09/10/2020

alcalorpolitico.com

Tantos años en el manejo de prensa oficial y política, tantos años al lado de quien, entre otras cosas, fue un gran periodista político y político él mismo, como Ángel Leodegario “Yayo” Gutiérrez Castellanos, en innumerables ocasiones le escuché decir que si en algún gremio había mucha mezquindad era en el periodístico.
 
Lo comprobábamos cuando veíamos, leíamos, sabíamos que si a algún reportero, del medio que fuera, le iba bien, tenía éxito, progresaba en todos los sentidos, obtenía reconocimientos, con base en su trabajo, muchos compañeros del gremio en lugar de celebrarlo lo hacían objeto de críticas y comentarios negativos y hasta destructivos. Siempre lo lamentamos.
 
Lo recuerdo ahora porque a mí me da el mayor gusto y celebro que el reportero gráfico, hoy verdadero artista de la lente, compañero de trabajo muchos años en el puerto de Veracruz, de muchas andanzas, anécdotas, vivencias, Hugo Garrido (su segundo apellido es Montiel, pero él solo se firma con su nombre y primer apellido, como casi todos los escritores), haya provocado lo que nunca antes ningún periodista veracruzano provocó y logró: que un embajador norteamericano viniera al Estado expresamente por invitación suya pero teniendo como trasfondo su trabajo.
 
Garrido, como todos lo conocen en el gremio del puerto jarocho, ha sido reportero gráfico del diario Notiver. Un largo tramo de la historia de la ciudad y puerto, sobre todo, desde el siglo pasado, la ha documentado él gráficamente y ha quedado registrado en ese medio, que es también mi medio. Ave solitaria, poco o nada gregario, a andar en “manada”, como suele decir, es, sin embargo, amistoso y goza del respeto y consideración de los compañeros del puerto.
 
En los últimos años, con la madurez, Hugo descubrió y desarrolló su talento dentro del campo de las artes visuales y plásticas y encontró en el paisaje del puerto, en los detalles de la ciudad, en sus anocheceres y en sus amaneceres, en la Isla de Sacrificios, en su faro, en las playas, en las palmeras, en las noches de lluvia, como Edouard Manet retrataba la vida cotidiana de la Europa del siglo XIX y Claude Monet trataba de captar la naturaleza tal y como es en cada instante, los motivos y temas de su obra que han formado parte de exposiciones que ha presentado en diversas ciudades, Veracruz y Xalapa incluidas, y que han quedado registradas ya en sus libros.
 
La visita que realiza desde este viernes el embajador Christopher Landau a Veracruz tiene como objetivo central inaugurar mañana sábado por la tarde, en el Recinto de la Reforma, la exposición “Todo Veracruz Es Bello”, acto limitado a diez personas por la contingencia sanitaria, en el que el alcalde Fernando Yunes Márquez dará la bienvenida y hará una exposición de diez minutos mientras que el distinguido visitante dará un mensaje de veinte minutos, para luego proceder a la inauguración. El embajador aprovechará para desarrollar otras actividades privadas con hombres de negocios de Veracruz y de Boca del Río.
 
Todo empezó cuando el pasado 4 de septiembre el embajador publicó en su cuenta de Twitter una fotografía con el siguiente comentario: “Caroline (su esposa) me acaba de mandar esta foto de la puesta del sol desde nuestra casa en #Nantucket (siempre me he preguntado si es el Nantucket en el que Herman Melville se inspiró para su Moby Dick). ¡Les aseguro que no modifiqué los colores! Una pequeña competencia: ¿alguien tiene una foto de una puesta de sol más espectacular en México?”.
 
Garrido le respondió el domingo 7 de septiembre con una expresiva imagen de un atardecer del puerto jarocho, de un rojo intenso, con el siguiente comentario: “Señor Embajador, así los colores en el heroico Puerto de Veracruz”. Le impresionó. Le respondió: “Creo que me ganaste. ¿Sin filtro, verdad? Felicitaciones y saludos. ¡Tendré que programar una visita a Veracruz!”. Aprovechó Hugo para invitarlo a venir: “Gracias por permitirme compartir la belleza de la naturaleza, de nuestro puerto y ciudad de Veracruz. Acá lo esperamos para que disfrute de los paisajes y gastronomía veracruzana”.
 
La historia del periodismo en Veracruz es muy rica desde el hecho mismo de tener el diario más antiguo del país, El Dictamen, que apenas el pasado 16 de septiembre cumplió 122 años y que, cosas de la historia y de las circunstancias, documentó la invasión norteamericana y la defensa del puerto en 1914. La visita del embajador de los Estados Unidos este fin de semana y el motivo, la vienen a enriquecer.
 
Un elemento adicional significativo, por el poco respaldo que reciben los reporteros de sus medios, es el respeto irrestricto del director de Notiver, Alfonso Salces Fernández, a su trabajo, pero también el apoyo que siempre le ha brindado, sin ninguna mezquindad, en forma resuelta.
 
El hecho me da ocasión para recordar a otro personaje histórico del fotoperiodismo veracruzano: a Soledad “Chole” Ricarte, la primera mujer fotógrafa del puerto y del Estado (creo no equivocarme), quien dejó su huella para siempre en El Dictamen, a quien conocí (y admiré desde entonces) en los años sesenta, cuando apenas estudiaba en la prepa nocturna del puerto, de entonces, y con quien terminaríamos siendo amigos y compañeros de trabajo con el paso de los años.
 
Loor, pues, a Garrido, y con él a todos los amigos y compañeros reporteros gráficos del Estado, que también distinguen al periodismo veracruzano.
 
Distinguen a alcaldesa veracruzana
 
El miércoles pasado, la alcaldesa de Córdoba, Leticia López Landero, rindió como vicepresidenta de la Asociación Nacional de Municipios Metropolitanos, una distinción parecida a la que el 3 de marzo de 2017 recibió el entonces alcalde de Xalapa, Américo Zúñiga Martínez cuando fue nombrado y rindió protesta como presidente adjunto del Buró Ejecutivo de la Federación Nacional de Municipios de México.
 
En su mensaje de inclusión, la presidenta municipal ofreció coadyuvar con gobiernos municipales conurbados de todo el país en la integración de una agenda de trabajo y gestión en temas como seguridad ciudadana, desarrollo urbano, movilidad, medio ambiente y la implementación de proyectos de alto impacto.
 
Raúl Armando Quintero Martínez, alcalde de Iztacalco en la Ciudad de México, destacó que la decisión de incluirla en la mesa directiva de la Asociación se basó en el buen desarrollo que ha tenido su municipio durante su administración.
 
Al menos hay autoridades que dan de que hablar bien de Veracruz fuera de la entidad y no tiene más que destacarse. Qué bueno que se trata, además, de una mujer.

Columnas recientes