Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

Decrece nivel de libertad

Causas y efectos

Por: Alfredo Ríos Hernández

22/04/2021

alcalorpolitico.com

*Muertos... talón pandémico
*Complejo retorno a clases
*Desaire de EEUU a México
 
Claro que los niveles de libertad que distinguían a países (como el mexicano) hace dos años, han sufrido una contracción que obviamente desmerece parte de las libertades del conglomerado social, porque debemos considerar que incluso los ordenamientos de respetar “la sana distancia” constituyen medidas que se contraponen a nuestros “usos y costumbres”, escenarios que nunca antes los actuales mexicanos habíamos practicado.
 
El hecho que la amenaza pandémica obligue al ordenamiento gubernamental del cierre de sitios de reunión y convivencia (cines, restaurantes, bares, salones de fiestas, teatros) incluyendo limitantes en los niveles de asistencia en centros comerciales, e incluso en espacios religiosos, reactivándose en diversas regiones de nuestro territorio una especie de “toque de queda” que origina el recogimiento familiar a temprana hora, referencias que se han extendido desde el centro de tierras mexicanas hacia todos los espacios del país, sumando el que los centros escolares encadenaron sus portones y la actividad en bares y centros nocturnos languideciera, todo ello no sólo habla de acciones para combatir el desarrollo pandémico, sino que también derivado de ello, en el transitar de los últimos años en México como en incontables países, el coronavirus ha influido en el decrecimiento de los marcos de libertad, de convivencia y de bienestar en lo general.
 
Un ejemplo que en investigaciones sobre el tema resulta singularmente destacado, se enfoca a los espacios educativos, en el que ante el obligado cierre de centros escolares, la primera reacción fue dirigir la mirada y la acción hacia los espacios cibernéticos, lo que en parte podría apuntarse como una referencia singularmente interesante, misma que se origina en uno de los ámbitos más sensibles de todo colectivo social, porque refiere la emergente variación de estilos y prácticas educativas, para velozmente ser adaptadas hacia un sector poblacional como el de los niños y jóvenes mexicanos, marcos en los cuales, sea por la carencia de recursos económicos, así como a la inexperiencia sobre la tecnología cibernética, han registrado una permanente limitante que les impide otorgarle resultados positivos al programa de enseñanza por vía de redes computacionales.
 
El tema en referencia indica en base a las estadísticas, que la pobreza en materia tecnológica es relevante y preocupante entre un amplio sector de la población, muchos son (sobre todo menores de edad) los estudiantes mexicanos que han sido negativamente impactados, precisamente por los colapsos paralelamente originados por nuestra “pobreza tecnológica”... panorama que daña en este caso al sector más valioso del colectivo social, tal como lo son los niños y adolescentes que en su calidad como estudiantes, no tienen a su alcance ni la identidad, ni los equipos requeridos para desarrollarse en los marcos cibernéticos de la enseñanza y la capacitación.
 
En espacios internacionales ya realizan análisis y evaluaciones, para definir (con apego a la realidad) en qué países (e incluso si es posible en qué regiones) los niveles de libertad aparejados a los ámbitos de productividad y de bienestar, han referido de manera significativamente mayores tendencias hacia la baja, como resultado directo de los tiempos pandémicos... Claro que los datos recabados no dejarán de advertir puntos de vista controversiales, pero por sobre ello, las conclusiones de especialistas incuestionablemente se podrían convertir en focos de singular atención, al margen de las reacciones y opiniones que en favor o en contra de los programas oficiales de cada país, sean referidos por especialistas y estudiosos sobre los temas en referencia.
 
Desde los inicios del nuevo marco y estilo educativo, así como de ámbitos laborales, al que se agregan sectores productivos y comerciales, incluyendo el reglón de espectáculos, así como el religioso y todos los existentes en los espacios nacionales de los mexicanos, se advirtieron las referencias de escenarios complejos, primordialmente porque las generaciones actuales incluyendo a las estructuras gubernamentales, educativas, industriales, culturales, comerciales así como religiosas y las que usted guste agregar, se encontraban frente a un panorama nunca antes experimentado por las actuales generaciones, lo que obliga a todos al aprendizaje emergente y todo lo que se aprende “a la carrera” puede originar descarrilamientos en el proceso de su aplicación.
 
De hecho en principio teníamos que experimentar frente a una pandemia sobre la cual no se registraban experiencias, por lo que a nadie “le cayó como anillo al dedo”... Así las cosas, a quienes nos gobiernan les urgen enderezar numerosos escenarios, de hecho podríamos referir que prácticamente todos, lo que por la propia experiencia registrada, se podría anticipar, tal como referían nuestros abuelos, hoy más que nunca “las cosas en palacio habrán de caminar despacio”... En ese marco de estrategias y ritmos, de nuevos estilos y formas, es factible que irremediablemente permanezcamos con libertades limitadas por un tiempo más.
 
Lo que se lee
 
De acuerdo a las cifras oficiales y conforme los resultados cotidianos, datos que las propias autoridades nos proporcionan, si seguimos como vamos podríamos en México en este año alcanzar o acercarnos a la espantosa cifra de medio millón de muertos originados por el coronavirus, cifra macabra que confirmaría a nivel mundial nuestra ineficacia en el marco de salud pública, escenarios hospitalarios que incuestionablemente han representa el “talón de Aquiles” del actual sistema de Gobierno, pese a que en el cotidiano discurso presidencial se intenta maquillar al país con una imagen diferente, marcos en los cuales se ha perdido credibilidad en diversas instancias, tanto nacionales como en el exterior del país.
 
Lo que se ve
 
Insiste el gobernador veracruzano en la posibilidad de que el próximo mes se inicie el retorno a clases presenciales, tema que ocupa al magisterio y que preocupa a muchos padres de familia, no a todos porque muchos son los menores que no tienen a su alcance los equipos y servicios apropiados, para el aprovechamiento de clases por vía de las redes de Internet, tema que ha sido abordado de manera frecuente y sobre el cual, no encuentran los mecanismos apropiados para superar las deficiencias.
 
Al mismo tiempo, prosigue el proceso de vacunación del sector magisterial como parte de las estrategias gubernamentales para reiniciar las clases presenciales, lo que incuestionablemente, de materializarse, habrá de convertirse en otro foco de especial atención por parte de los medios de comunicación, tanto para medir los resultados, como para reportar si las clases presenciales activan nuevos focos y efectos de contagios pandémicos...
 
En los mismos escenarios, el día de ayer el gobernador veracruzano, Cuitláhuac García Jiménez, se muestra singularmente optimista sobre la reactivación de clases presenciales en aulas de escuelas oficiales dependientes del sector educativo gubernamental.
 
Lo que se oye
 
Cuando el Presidente de los Mexicanos refirió en su irrenunciable postura protagónica, que el programa de siembra de árboles (sembrando vida) podría favorecer el ecosistema y con ello encontrar un motivo valido para evitar el cierra de puertas estadunidenses, al proceso de migración de latinoamericanos así el norte del continente, en Estados Unidos dejan constancia que el proceso para aceptar mano de obra latina en tierras estadunidenses, corresponde a políticas norteamericanas claramente referidas en las reglamentaciones para el caso, lo que en pocas palabras refiere un mensaje de clara desaprobación a la propuesta del Presidente Mexicano...
 
¿Pero qué necesidad por vida Dios?... Dirían algunos mexicanos ante la fría referencia sobre el tema registrado en tierras de los vecinos del Norte.

Columnas recientes