Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

Coletazos Legislativos

Causas y efectos

Por: Alfredo Ríos Hernández

07/06/2021

alcalorpolitico.com

*Sembrando muerte
*Involucrados gobernantes
*Y vendrán los tribunales
 
El objetivo primordial que perseguía la alianza partidista integrada por PAN-PRI-PRD, desde el inicio del actual proceso electoral (aún sin terminar) fue el de evitar de manera clara que el actual Gobierno Federal, dispusiera de la “mayoría calificada” en el seno de la Cámara de Diputados de rango federal, tal intención se advirtió desde antes de iniciarse formalmente las campañas, lo que a unas horas de terminada la elección registrada ayer domingo (6 de junio del año 2021) en principio y de acuerdo a mediciones en los marcos de puntos de vista de los electores, pareciera que el objetivo en referencia se encuentra “en factible” proceso de ser declarado como meta exitosamente alcanzada.
 
Claro que tales evaluaciones se efectúan en base a referencias de los electores encuestados, lo que para interesados en el tema en sentido contrario, podría calificarse “como una opinión y conclusión sin suficientes cimientos para otorgarle credibilidad...” Pero la historia reciente de numerosos procesos electorales efectuados tanto a nivel federal como estatales y municipales, indican que encuestas similares, de siempre han arrojado calificaciones acertadas y, por lo mismo, las incertidumbres que pudieran existir sobre el tema se reducen con notoriedad y el dato se asume con singular seriedad, lo que de hecho para unos es preocupación y para otros es satisfacción.
 
En esos mismos espacios, muchos son los maestros especialistas en el tema, que sobre las cifras de los resultados preliminares de las elecciones de ayer en el territorio nacional, ejecutadas para renovar la Cámara de Diputados que forma parte del Congreso de la Unión, apuntan que, si los 500 candidatos a legisladores federales reciben su constancia de triunfo electoral y las requeridas declaraciones de apego irrestricto a la validez de las elecciones, entonces el Gobierno Federal autocalificado como “transformador” ya no dispondrá de un cuerpo legislativo donde disponga de mayoría calificada, lo que obviamente representaría una muy singular limitante para el Poder Ejecutivo de la Nación, dado que tales escenarios podrían frenar reformas constitucionales que pudieran ser presentadas por la Presidencia de la República.
 
Si en el transcurrir de los próximos días tales escenarios legislativos son ratificados por las instancias electorales correspondientes, lo que conduce a la validación del proceso electoral y de sus resultados, incuestionablemente que los núcleos partidistas distintos a los aliados que cobijan las ideas provenientes del poder presidencial, habrán de afrontar un escenario gubernamental y legislativo no precisamente igual al que venía operando, sino con un nivel de veto claramente consolidado por la alianza de orígenes electorales, consolidada con el apropiado resultado por el PAN, PRI y PRD, agregando a ello que se pudieran sumar otras corrientes partidistas como podría ser el caso de “los convergentes”, ello si efectivamente persiste el distanciamiento entre éste núcleo y el actual sistema de Gobierno.
 
Está claro que en cosas de política nada es sólidamente previsible hacia el futuro, pero que el México de ayer tiene en los ámbitos gubernamentales y legislativos la posibilidad de nuevas perspectivas e incluso (para bien o para mal) factibles “coletazos”, que no queden dudas sobre tales escenarios, el paso del tiempo así lo podría reflejar.
 
Lo que se lee
 
Por sus dramáticas dimensiones que originan terrible daño al país, resulta realmente imposible el no abordar reiterativamente escenarios de los que el pueblo de México registra claros testimonios, como lo es el atentado cotidiano que se advierte en tierras mexicanas en contra del medio ambiente, coadyuvando en ello programas oficiales que no fueron diseñados correctamente y apropiadamente aplicados, lo que ha originado en lugar de mejorías, prolongación de los daños.
 
"Cuando el destino nos alcance" es una cinta cinematográfica producida hace décadas, en las se refiere a un reducido núcleo de hombre y mujeres “privilegiados” que habitan al interior de un gigantesco domo, porque fuera de él ya no es posible de que exista una forma de vida, la película ha sido reconocida como una joya cinematográfica, que obligadamente induce al espectador hacia la reflexión de un mundo envenenado por nuestros propios excesos, a lo que se agrega en ámbitos reales el descuido de nuestras autoridades municipales, estatales y federales, que han resultado incompetentes para diseñar y aplicar programas, “realmente efectivos para estimular la reforestación” como lo es el actual “sembrando vida” en donde, la administración “transformadora” paga a quien siembra árboles y, los beneficiarios de este programa (en aparentemente la gran mayoría) lo que practican es derribar árboles para comercializar la madera y en su lugar sembrar arbolitos para obtener los recursos mensuales de “sembrando vida”, cuando realmente lo que están realizando es “sembrando muerte”, lo que nos conlleva a la referencia de que el programa transformador en referencia, no ha resultado lo más apropiado para la reforestación de nuestro país.
 
Lo que se ve
 
Le asiste la razón a la Iglesia Católica cuando hace un llamado para que se respeten (con estricto apego a los sufragios) los resultados de la elección efectuada ayer, reclamo que obviamente forma parte del sentir de la mayoría de los mexicanos que también ejercieron su derecho al sufragio.
 
En esos mismos marcos se debe reconocer que la tardanza que se registró en el proceso de apertura de diversas casillas electorales, no es resultado de la ineficacia de las autoridades electorales, sino que muchos son los ciudadanos mexicanos que reflejaban su temor sobre los niveles de seguridad en torno a dichas instalaciones, lo que obviamente son el resultado de escenarios derivados, en parte, de uno de los procesos electorales más tensos escenificados en los tiempos actuales de nuestro país, hecho que se agudizó -en gran medida- porque desde los espacios de las mañaneras, en los ámbitos gubernamentales se estimulaba en voz de los propios funcionarios la subliminal descalificación de partidos y aprobación de otros, hechos que resultaron muy claros, como lo fue el tema de candidatos en el Estado de Guerrero.
 
En verdad que no podríamos los mexicanos presumir que hemos transitado por uno de los procesos electorales con menor injerencia por parte de los espacios gubernamentales... La prueba está plasmada en lo difundido por los medios de comunicación, incluyendo voz e imagen en pantallas televisivas y las redes de Internet... Ahí la dejamos.
 
Lo que se oye
 
Claro que posteriormente al dictamen de las autoridades electorales sobre la ya pasada elección, sobrevendrán las acciones ante los tribunales, por lo mismo los casos de rangos polémicos y más allá de la intriga, podrían registrar otros panoramas o quedarse como estaban... Habrá historia sobre el tema.

Columnas recientes