Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

'El Estado soy yo'

Causas y efectos

Por: Alfredo Ríos Hernández

13/09/2021

alcalorpolitico.com

*Escenarios criminales
*Sumar a Convergentes
*Desencanto venezolano

En repetidas intervenciones sobre asuntos públicos, como lo es el tema de la aguda polémica en la congregación de El Castillo (en los entornos de la Capital del Estado) sobre la cual, ante las diferencias derivadas del proceso para la designación del Agente Municipal, paralelamente a que se registran problemas para la realización de diversas obras, el gobernador veracruzano Cuitláhuac García Jiménez, externó que las fricciones sociales escenificadas entre diversos grupos y sus respectivos dirigentes, refieren más que nada: “Intereses políticos” argumentaciones muy comúnmente externadas en las estructuras gubernamentales, para acreditar dichos desacuerdos no por diferencias de núcleos ciudadanos sobre un hecho de interés colectivo, sino más que ello, hacia la intención de dañar la imagen del partido político, en el que precisamente milita el funcionario que giró instrucciones sobre “la polémica determinación”.

La política y con ello los partidos políticos, han dado paso a una interminable guerra de confrontaciones verbales, con las que unos pretenden descalificar a los otros, tradicionales prácticas en las que por obviedad, quienes disponen de mayores escenarios para tales finalidades lo son los funcionarios públicos, entre los que existen verdaderos expertos para tales maniobras, característica en donde sin objeción alguna, bien se podría presentar a los cuadros de mando auto identificados como integrantes de la Cuarta Transformación, hoy poseedores de los espacios apropiados para tales fines, escenarios que se mantienen activos de manera permanente, porque incluso cuando nos cubre el manto nocturno, contrario a lo que pregona el tango: “La ambición no descansa”.



La realidad que priva sobre tales temas es que (como ya se ha referido en el pasado) quien gobierna lo hace de día y “por las noches grilla”, las propias escenografías de “Las Mañaneras” reflejan el contexto que “la grillería diseñó en las sombras nocturnales” usos y costumbres en el andar gubernamental, que con diferentes “transformaciones o estilos” se ha practicado por décadas, ello siempre en el transcurrir de la actividad política y obviamente en los espacios de la administración gubernamental, tanto en alcaldías, como gubernaturas e incluso espacios presidenciales.

Y tales prácticas hoy más que nunca registran constancia con los escenarios presidenciales mañaneros, mismos que no sólo son utilizados para informar, sino de manera prioritaria fueron diseñados para “dictar línea” de manera abierta y cotidiana, hasta el último rincón del país no sólo difundiendo “las bondades” de nuestro actual aparato gubernamental, sino primordialmente para arraigar en el colectivo ciudadano la idea que el mejor sufragio emitido por el elector, lo constituye precisamente el que favorece las formas y estilos, que actualmente imperan en los espacios palaciegos de quien gobierna al país.

La lección cotidiana, las formas y los fondos de dichos escenarios palaciegos, inducen a los gobernantes y funcionarios públicos de todo el territorio nacional, pero primordialmente a gobernantes de entidades y municipios de orígenes morenistas, para que cotidianamente conjuntamente con legisladores afines, ejecuten mensajes matutinos y vespertinos con exactamente las mismas tonalidades y contextos que se practican en el Palacio Nacional, así como en las frecuentes giras que realiza el Ejecutivo de la Nación de manera recurrente.



Así las cosas, se podría considerar que muchas de las conductas de funcionarios públicos estatales, distritales y municipales, nunca antes habían reflejado en su andar cotidiano con tanta intensidad discursos, posturas e incluso estilos de incuestionable similitud, con las que se advierten por parte de la figura presidencial en el contexto de las ruedas de prensa mañaneras.

El adjudicar por propia conclusión, que los habitantes de una congregación en su actuar están en lo correcto o se encuentran en el error, como acontece ya en tierras veracruzanas por parte de funcionarios estatales, forma parte del estilo practicado en la casa presidencial, desde donde se califica con el agregado del poderío y los efectos lógicos de la influencia sobre el colectivo social, lo que está bien y lo que está mal, argumentaciones que por la fuerza de quien las externa, “se transforman” en una línea de conducta a seguir, transformándose en voces que marcan derroteros incluso con apego a la razón o en los espacios de la sinrazón... L’État, c’est moi... “El Estado soy yo”... expresión atribuida al legendario Luis XIV, identificado en Francia como “El Rey Sol”, expresión claramente vinculada con la vigencia de la “monarquía absoluta”.



Lo que se lee

Se comenta en los sistemas cibernéticos que al cierre de la semana pasada, el número de homicidios dolosos sobre tierras mexicanas en lo que va del actual gobierno transformador, ya superó la cifra de 100 mil víctimas, obviamente en referencia a las asesinatos registrados, en tanto que muchos son los desaparecidos de cuyo paradero “ninguna autoridad sabe nada”, al tiempo que activistas conformados por civiles, sobre todo mujeres, son quienes han investigado y puesto al descubierto los espantosos escenarios de “fosas clandestinas”, espacios que por sí mismos refieren la magnitud de los hechos de crueldad que se registran en el país, referencias irrefutables de la notoria ineficacia en materia de seguridad que priva en el territorio mexicano.



Tales dolorosos renglones que siembran intranquilidad permanente entre la población mexicana, dejan constancia por sí mismos, que los programas “transformadores” diseñados por las autoridades federales y estatales, no han generado la efectividad sobre la que se presumía, por lo que es urgente que las propias autoridades, reconsideren el diseño de programas que pudieran resultar con mayor efectividad hacia tales espacios, los cuales, constituyen escenarios que nos reflejan como país sin apego a la legalidad y la civilidad, así como con escenarios de barbarie extrema, tema prioritario que no ha sido afrontado en los últimos años con la eficacia y la energía que se requiere... ¿Hasta cuándo?

Lo que se ve

Se refieren al interior de la dirigencia estatal del PAN en tierras veracruzanas, severos desacuerdos en referencia al proceso para nuevas directivas tanto regionales como la estatal, escenario que obviamente genera algarabía al interior de los cuadros directivos del actual partido dominante MORENA, en tanto que los desgastes al interior de otras fuerza partidistas, obviamente que al partido en el poder le interesan y la benefician, e incluso ya se habla que el núcleo operativo de “los morenos” con singular vehemencia y desde frentes diversos, atiza el fuego azulado para favorecer un mayor quebranto al interior de las fuerzas blanquiazules.



Cierto, quienes muestran interés en los marcos apropiados para impulsar una directiva-blanquiazul, dentro de los estatutos vigentes, tienen el derecho de puntualizar sus desacuerdos, así como sus objetivos, pero evitando que tal contienda se convierta en severos distanciamientos entre unos y otros, escenario que obviamente sería celebrado por los morenistas pero lastimoso no sólo para los panistas, sino también para los priistas, perredistas e incluso (según los últimos vientos) para los convergentes, dado el distanciamiento que ha surgido entre Dante Delgado y el Partido en el Poder.

Lo que se oye



Cada día con mayor frecuencia se escuchan versiones sobre escenarios preocupantes por las que atraviesa un pueblo, antes con optimismo frente a vías de prosperidad, pero hoy sumido en la desesperanza frente a un gobierno anti-demócrata, que ha cancelado la posibilidad de (por lo menos) recuperar los niveles económicos que en el pasado reciente se registraba, precisamente antes del modelo implantado en los tiempos del “chavismo”, referencias gubernamentales que emprendieron una transformación que condujo al quebranto de la economía, por lo que hoy, millones son los que sueñan como emigrar hacia el norte del continente, en la búsqueda del “eterno sueño americano”.

Experiencia como las de Venezuela, son las que hoy en México debemos evaluar para evitar que por unos u otros, arribemos a escenarios como la hoy quebrantada nación venezolana...

"Las opiniones vertidas en la seccin Columnistas de hoy reflejan el criterio de sus autores en ejercicio de la libertad de expresin y, pueden o no coincidir con la lnea editorial de alcalorpolitico.com "

Columnas recientes