Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

¿Qué PRI vuelve al poder?

Prosa Aprisa

Por: Arturo Reyes Isidoro

02/07/2012

alcalorpolitico.com

En democracia se supone que el periodismo es un contrapoder al servicio de la ciudadanía frente a los abusos de los gobernantes. Esta definición, que me parece totalmente acertada, la copio de un artículo publicado el sábado pasado en la sección “revista sábado” del diario español EL PAIS, que habla de la relación sentimental entre políticos europeos y famosas periodistas, quienes producto de su relación personal han terminado por ser parejas y ante lo cual ellas han tenido que sacrificar sus exitosas carreras renunciando a su trabajo o bien sus medios las han despedido para garantizar la independencia informativa.
 
Ayer, se confirmaron los pronósticos de todas las encuestas así como de las principales casas apostadoras de los Estados Unidos. Ganó Enrique Peña Nieto. Ganó el PRI. Y como bien se publicó en un artículo ayer en el PAIS –le dedicaron uno a los tres principales candidatos–, del mexiquense se dijo que habían pocas dudas de que no ganaría, que la duda era más bien qué PRI vuelve al poder. Cualquiera que sea, quienes hacemos periodismo, quienes somos periodistas de carrera, hoy más que nunca, en forma responsable, independientemente de cómo quede la composición en el Congreso federal, debemos evitar la vuelta al pasado y contribuir a ello ejerciendo el oficio, la profesión, como un verdadero contrapoder al servicio de la ciudadanía para no permitir abusos, autoritarismo, corrupción, que caracterizaron al PRI del siglo pasado.
 
Perdió Felipe Calderón. Perdió el PAN. Perdió el gobierno federal. La elección fue un referéndum sobre la administración del gobierno panista. La respuesta de los mexicanos fue contundente: los envió al tercer lugar. Ganó Josefina Vázquez Mota, por lo menos se ha ganado el respeto ciudadano. Era digna de mejor suerte. El desgobierno de Calderón fue un lastre muy pesado para su candidatura, a lo que se sumó la traición de Vicente Fox, que no tiene nombre. Qué entereza la de anoche. Qué mensaje más inteligente. Qué lucidez. Lástima, quién sabe en donde estuvo esa Josefina durante la campaña. Anoche nunca perdió la sonrisa aunque estuviera a punto de estallar en llanto. Su mensaje estuvo lleno de contenido, de ideas, de reflexiones. Dijo que se mantendrá atenta a la actuación del nuevo gobierno del PRI para "impedir el retorno del autoritarismo, del imperio de la corrupción, de la impunidad y de la rendición frente al crimen organizado", postura que debemos compartir. No deja de ser significativo que de entrada, en cadena nacional, hizo referencia a sus actos en Veracruz, Xalapa, Córdoba y Coatzacoalcos.
 
Qué cosas, primero en el Distrito Federal desde antes de que cerraran las casillas primero fue Beatriz Paredes Rangel, del PRI, quien salió a admitir que las tendencias no le favorecían y luego fue Vázquez Mota. He ahí a las mujeres, actuando madura, responsablemente. Perdiendo, Quadri ganó. De ser un perfecto desconocido ahora todo México lo ubica. No es tonto, pero cómo le pesará haber sido un patiño de Elba Esther Gordillo.
 
El lunes 4 de junio, publiqué (“Posibles escenarios”): “Pero así como al inicio de las campañas al mexiquense se daba como seguro ganador, así también se ha venido dando como seguro próximo senador por primera minoría al panista Fernando Yunes Márquez, y así se le sigue considerando, sin reparar en que la drástica caída de la señora Vázquez Mota y con ella del panismo en la entidad lo puede arrastrar a la baja, mientras que, en sentido inverso, el crecimiento de López Obrador, su efecto, puede arrastrar a la alza y convertir en senadora por primera minoría a la perredista Margarita Guillaumin Romero”. Hasta anoche cuando redacté estas líneas, la información era que el famoso Chiquiyunes se las estaría viendo negras y que la señora Guillaumin podría sacarse la lotería.
 
En lo local, ante las nuevas circunstancias, en el Gobierno del Estado habrá movimientos y ajustes una vez que se calmen las aguas postelectorales. Habrá que esperar hasta tener todos los resultados, porque en Veracruz no todo le salió bien al PRI. El gobierno de Javier Duarte de Ochoa tiene ahora mejor perspectiva para el futuro. Tendrá que actualizar su Plan Veracruzano de Desarrollo y buscar a los operadores idóneos. Ya habrá tiempo de comentar con amplitud.
 
Sereno pero contento se escuchaba anoche José Yunes Zorrilla. Antes de la ocho de la noche vía telefónica me confirmó su triunfo, así como el de Héctor Yunes Landa. La victoria de Pepe es meritoria. Hace seis años probó el sabor de la derrota, cuando muchas circunstancias le impidieron ganar. Con toda dignidad aceptó entonces el resultado, ya no regresó al Congreso local en donde había solicitado licencia, no se retiró de la política y desde entonces continuó su trabajo con la paciencia, entrega y responsabilidad que lo caracterizan. Anoche cosechó los frutos.
 
Por su parte, apenas dadas las seis de la tarde, Héctor Yunes Landa envió su colaboración habitual dando gracias por el apoyo que le otorgaron. Escribió: “Al momento de escribir esta colaboración semanal, aún no sabemos los resultados de la elección federal 2012. Esta incertidumbre es parte esencial de la democracia. Los ganadores de las diferentes elecciones deben tener muy claro que los ciudadanos son los que materializan las tendencias de la intención del voto; la real encuesta ciudadana que determina quienes dirigirán los destinos de nuestro país. Esta incertidumbre forma parte de esa extraña paradoja, que al cabo de pocas horas se debe convertir en lo contrario, en la certeza de un resultado que, si bien es cierto, puede tener incidentes y hasta impugnaciones, todos esperamos que éstos sean menores; en realidad todo es parte de un sistema electoral cada vez más sólido, robustecido con la participación ciudadana, con la emergente participación de los jóvenes”.
 
Fieles a Veracruz
 
Algo que puso de manifiesto la jornada de ayer fue que los ex gobernadores Dante Delgado Rannauro, Miguel Alemán Velasco y Fidel Herrera Beltrán se mantienen fieles a Veracruz. Como que no quieren perder base, pues los tres, no obstante que desde que dejaron el poder se fueron a radicar al Distrito Federal, no han cambiado su dirección electoral y por eso tanto Dante como Fidel votaron en la capital Xalapa mientras que Alemán lo hizo en Boca del Río. El único de los ex gobernadores vivos que ya no viene ni siquiera a emitir su sufragio es Patricio Chirinos Calero. De los tres, solo Delgado Rannauro, senador saliente, es el único que se mantiene activo en la política como dirigente del Movimiento Ciudadano; Fidel aparentemente está retirado de la política y el licenciado Alemán se dedica por entero a los negocios. Todos ellos se mantienen unidos a sus respectivas esposas, Teresa Morales de Delgado, Christianne Magnani de Alemán y Rosa Borunda de Herrera, ex presidentas del DIF Estatal. Fidel dijo ayer, al llegar a votar en la casilla de Las Ánimas, que responderá a las acusaciones de que ha sido objeto cuando sea necesario, conveniente, prudente e inteligente. Alemán, que se debe privilegiar un verdadero proyecto de Estado que permita al país salir delante de los problemas en que se encuentra el país.
 
Mi solidaridad con Pepe Valencia
 
Quien no tiene nada que celebrar es el periodista José Valencia Sánchez, ex director del Diario de Xalapa, operador de prensa de Héctor Yunes Landa, viejo amigo, paisano y ex compañero de trabajo mío, cuyo yerno, el joven Israel Sedas Hernández, de 24 años, apareció muerto el sábado pasado luego de que estuvo desaparecido casi una semana. Había tomado un taxi la madrugada del domingo 24 de junio en Xalapa y ya no se volvió a saber más de él. Dejó a su hoy viuda y a una hijita, hija y nieta de Pepe y de su esposa Conchita Hernández, respectivamente. A toda la familia le envío un abrazo.

Columnas recientes