Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

Descoronados

Al Pie de la Letra

Por: Raymundo Jiménez

19/07/2012

alcalorpolitico.com

La primera vez que el PRI perdió la alcaldía de Xalapa fue en la sucesión municipal de 1997.
 
En esa memorable derrota priista influyeron varios factores: desde la postulación de una pésima candidata, la ex directora de Enseñanza Media, Rosario Piña, hasta el golpeteo interno de los grupos del partido tricolor que buscaban cerrarle el paso a Miguel Ángel Yunes Linares, quien había decidido dejar la Secretaría de Gobierno para presidir por segunda ocasión el Comité Directivo Estatal del PRI, en un atrevido lance por amarrar la candidatura al gobierno de la entidad el año siguiente.
 
En esa elección pesó también, obviamente, el repudio de algunos sectores de la sociedad xalapeña y veracruzana en general a la administración del gobernador Patricio Chirinos, al que Yunes Linares y otros colaboradores del mandatario salinista colaboraron por la represión y el autoritarismo con el que actuaron en contra de algunos medios de comunicación y grupos políticos afines al ex secretario de Gobernación, Fernando Gutiérrez Barrios, y el ex gobernador sustituto Dante Delgado Rannauro, quien inclusive fue llevado a prisión en diciembre de 1996 mediante un proceso penal irregular.
 
Precisamente la alcaldía la perdió el PRI hace 15 años ante el candidato del PRD, un connotado ex funcionario dantista: Rafael Hernández Villalpando, quien había sido subsecretario de Gobierno y luego rector de la Universidad Veracruzana en la administración del actual senador y fundador de Convergencia, partido que ahora cambió a Movimiento Ciudadano.
 
En el 2000 el Revolucionario Institucional, quien abanderó a Dalos Ulises Rodríguez Vargas –en un tiempo muy ligado a Miguel Ángel Yunes, quien en 1989 lo designó delegado estatal de Secretaría de Desarrollo Urbano y Ecología (SEDUE) en Veracruz–, volvió a perder pero en esta ocasión con el candidato de Convergencia, Reynaldo Escobar Pérez, ex secretario de Gobernación municipal en el trienio de Villalpando.
 
Escobar ganó con un apretado margen al candidato del PAN, Antonio Luna, porque el PRD se negó a sumarse a su coalición al postular a su propio abanderado, el periodista José Valencia Sánchez.
 
El PRI volvió a recuperar la alcaldía xalapeña hasta el 2004, gracias a que el munícipe convergente, en correspondencia al apoyo político que recibió del gobernador Miguel Alemán Velasco, se había declarado desde tres años antes como el presidente municipal “más alemanista de todos”.
 
Además, el partido tricolor tuvo el tino de nominar a Ricardo Ahued Bardahuil, un comerciante muy popular y respetado en Xalapa, cuya candidatura apoyó Escobar al igual que la de Fidel Herrera Beltrán, postulado a la gubernatura.
 
Pero desde entonces en la capital veracruzana comenzó a remarcarse el voto diferenciado, pues en esa sucesión estatal Herrera Beltrán perdió la elección mientras que Ahued obtuvo alrededor de 72 mil sufragios, que en esa época estableció record como la votación más alta en toda la historia priista de Xalapa.
 
Seis años después, en la sucesión gubernamental de 2010, volvió a repetirse la historia. El candidato del PRI a gobernador Javier Duarte de Ochoa fue ampliamente superado por Miguel Ángel Yunes, del PAN, pero Elízabeth Morales ganó la alcaldía con cerca de cien mil votos, un vasto bono democrático que la munícipe priista parece haber dilapidado porque en la elección federal del pasado 1 de julio no pudo hacer ganar a Enrique Peña Nieto, ni a los abanderados al Senado y mucho menos al ex procurador y ex secretario de Gobierno, Reynaldo Escobar, aspirante a la diputación que cayó hasta el tercer lugar de la votación.
 
Xalapa, considerada políticamente por el priismo como “la joya de la corona” por ser el asiento de los tres poderes del estado, es una de las 30 ciudades principales que al PRI se le está complicando para la sucesión municipal del año entrante. ¿Con qué priista darán la batalla ante una posible alianza PAN-PRD, en caso de que lograra cuajar el proyecto de un movimiento democrático estatal que los adversarios del partido tricolor pretenden impulsar en el 2013, de cuyos resultados dependería el retraso o la viabilidad de la alternancia en el poder en la sucesión estatal de 2016?
 
AMARINADO
 
Ayer, en la ciudad de México, a invitación del almirante Mariano Francisco Saynez Mendoza, secretario de Marina, el gobernador Javier Duarte asistió al Centro de Estudios Superiores Navales, donde el mandatario veracruzano participó en la mesa de trabajo Fortalecimiento de la Coordinación para la Seguridad Pública y Nacional en los tres niveles de Gobierno, del seminario La Seguridad y Defensa Nacional Mexicana y las Amenazas Asimétricas en las Fronteras en una Dimensión Geopolítica.
 
Ahí, Duarte de Ochoa se refirió a la estrategia integral que ha implementado su régimen para reducir los niveles de marginación y crear mayores oportunidades de desarrollo, como herramienta para combatir la delincuencia. “Las acciones están compuestas por tres ejes: el abatimiento de la marginación social y la pobreza, el desarrollo integral de las próximas generaciones y la legitimación de la actuación policial y dignificación del trabajo de la policía”, detalló Duarte, quien además expuso que el programa “Veracruz Seguro”, que ha logrado abatir los índices de inseguridad en la zona conurbada Veracruz-Boca del Río, es un ejemplo nacional de coordinación entre los tres niveles de gobierno.
 
IPE ECOLÓGICO
 
El director del Instituto de Pensiones del Estado, Armando Adriano Fabre, se ha propuesto mejorar no sólo la infraestructura y los servicios de los hoteles “Xalapa” y Chachalacas”, propiedad del IPE, sino también adaptarlos a los requerimientos ambientales que exigen las normas y autoridades federales.
 
Ayer, en el municipio de Úrsulo Galván, Adriano Fabre se reunió con los delegados de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), Manuel Molina, y de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), José Eduardo Silva, entre otros, para abordar lo referente a las auditorías ambientales para la certificación de ambos hoteles, patrimonio de los pensionados y derechohabientes activos del IPE.

Columnas recientes