Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

Traición y ajustes

Al Pie de la Letra

Por: Raymundo Jiménez

24/08/2012

alcalorpolitico.com

Al ex gobernador Fernando Gutiérrez Barrios (1986-1988) suelen atribuirle aquella memorable frase de que “quien traiciona una vez, traiciona siempre”.

Pero en la política veracruzana eso ya no es ninguna novedad.

Esa debilidad humana cada vez resulta más recurrente.

El gobernador Javier Duarte de Ochoa lo acaba de experimentar nuevamente en carne propia.

El saldo de la elección federal del pasado 1 de julio en Veracruz así lo evidenció, dejándolo malparado con el candidato presidencial del PRI, Enrique Peña Nieto.

Así que nadie se sorprenda de los próximos golpes de timón que el mandatario veracruzano estaría por dar otra vez en su gabinete, donde los reajustes iniciaron con el sorpresivo nombramiento de Enrique Ampudia Mello en la Subsecretaría de Gobierno.

Sin embargo, contra lo que algunos esperan o desean, el gobernador no asumirá el sanguinario papel de verdugo sino que para deshacerse de “amigos” y colaboradores desleales éstos serán promovidos como candidatos a diputados locales y presidentes municipales, otorgándoles así una salida bastante decorosa aunque inmerecida.

Ya se verá cuántos de ellos, tal y como operaron electoralmente para sus intereses personales o de grupo en los recientes comicios federales, logran salir esta vez triunfantes.

La jugada del gobernador Duarte es a simple vista magistral, ya que de ganar éstos la elección el resultado abonará a favor de su partido, pero en caso de perder las votaciones él quedará en posibilidad de sacudírselos para siempre.

Igual como ocurrió, por ejemplo, con el ex procurador general de Justicia del estado, Reynaldo Escobar Pérez, a quien hasta la fecha, luego de su estrepitosa derrota en el distrito electoral de Xalapa, ningún guiño de ojo ni una palmadita en el hombro le han vuelto a hacer de Palacio de Gobierno.

O como le sucedió también este martes 21 al ex subsecretario de Gobierno José Tomás Carrillo Sánchez, quien sentado en las gradas del estadio “Beto Ávila” de Boca del Río, muy distante del palco principal, en vano esperó un lejano saludo de mano del gobernador Duarte durante el juego de beisbol entre El Águila de Veracruz y los ferrocarrileros de Aguascalientes, primer partido que perdió la novena local 6 carreras a 1.

GOLPE AL NARCO

Este jueves 23, la Secretaría de Marina informó que varias instalaciones de comunicación, entre ellas una torre de 50 metros de altura, que presuntamente eran utilizadas por el crimen organizado, fueron desmanteladas en Tamaulipas y Veracruz.

Las instalaciones, todas ellas clandestinas, al parecer eran utilizadas por la organización de Los Zetas para comunicarse entre ellos, con el fin de evitar ser detectados por las autoridades, precisó la dependencia federal.

La antena fue localizada en la carretera federal Monterrey-Nuevo Laredo con una repetidora analógica, por lo que en un primer momento se desconectaron los equipos y después se desmontó la torre, detalló la Marina Armada de México, la cual localizó también en un terreno baldío de Tamaulipas un camper abandonado, donde el personal naval detectó una repetidora UHF digital que estaba encendida y en funcionamiento.

En tanto, en Veracruz, en la cima del Cofre de Perote fueron ubicadas 13 instalaciones de comunicación no autorizadas, en las que se aseguraron cinco repetidoras VHF, dos repetidoras UHF y dos páneles repetidores, además de seis radios VHF, tres radios UHF y seis antenas, entre otros artículos.

Este hallazgo no deja de sorprender ya que precisamente hace un año, la propia Secretaría de Marina (Semar), luego de varios meses de trabajo de inteligencia en operaciones efectuadas en el centro y norte de Veracruz, había logrado desmantelar también una amplia red de comunicación táctica del mismo grupo criminal.

Como se recordará, el 8 de septiembre de 2011 el Contraalmirante José Luis Vergara, vocero de la Semar, en conferencia de prensa realizada en las instalaciones de la base aérea del puerto de Veracruz, detalló que durante estos operativos los marinos descubrieron la red de comunicación de Los Zetas, que incluía sistemas de radio encriptados, antenas y comunicación digital, con lo que el grupo delincuencial había perdido su línea de mando para la comisión de diversos delitos.

Ahí fueron presentados ante los reporteros diversas antenas y equipo de comunicación asegurados. De acuerdo con Vergara, con estos implementos Los Zetas podían mantener el control en Tepetzintla, Pánuco, la Ciudad de Veracruz, Xalapa, Orizaba, Córdoba, Naranjos, Tantoyuca, Poza Rica y… el Cofre de Perote.

Entre el material decomisado había amplificadores de alta potencia, fuentes de poder, antenas de diversos tamaños, baterías, transreceptores portátiles, celdas solares y cableados.

En esa ocasión, Vergara dijo que como parte de estas acciones, efectuadas entre el 10 de agosto y el 4 de septiembre, habían sido aseguradas 80 personas, incluidos siete policías municipales, vinculados al servicio de “halconeo”, es decir, proporcionar información sobre operaciones federales o movimientos de cárteles rivales.

Los detenidos, entre los que también estaba el jefe de plaza de Los Zetas en Poza Rica, fueron puestos a disposición de la Procuraduría General de la República ya que además estaban vinculados con los delitos de secuestro, narcomenudeo, robo de vehículos, clonación de tarjetas bancarias y tráfico de droga.

A ver dentro de un año qué otro hallazgo nos presentan.

Columnas recientes