Ir a Menú

Ir a Contenido

Prevencion del Dengue
Universidad Anahuac

Seccin: Estado de Veracruz

Como Gobierno de AMLO, pese a anomalías, Cuitláhuac benefició a farmacéutica

- En diciembre de 2018, cuando iniciaba nuevo Gobierno de Veracruz, se entregó contrato por 36 mdp a Abisalud
- La empresa es parte de red vinculada al empresario y “súperdelegado” en Jalisco, Carlos Lomelí Bolaños
- En otras entidades, ya ha sido acusada de vender medicamentos falsos o a sobreprecio

Jos Topete Xalapa, Ver. 20/05/2019

alcalorpolitico.com

El Gobierno de Veracruz, a cargo de Cuitláhuac García Jiménez, entregó de forma directa un contrato a la empresa Abisalud, relacionada con el “súperdelegado” del Gobierno federal en Jalisco, Carlos Lomelí Bolaños, involucrado en una red de empresas farmacéuticas que se han beneficiado de la nueva administración de MORENA a nivel federal y estatal.
 
Abisalud cuenta con socios y familiares cercanos al empresario y funcionario federal, además, la compañía tiene varios antecedentes, pues se le acusó de vender medicamentos falsos para la osteoporosis y a sobreprecio.
 
Lo anterior según un reportaje publicado este lunes 20 de mayo por Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) bajo el título “El emporio farmacéutico a la sombra del Súper Delegado Lomelí”.
 
MCCI obtuvo documentos públicos que revelan que 9 empresas están relacionadas con el morenista y fallido candidato a la Gubernatura de Jalisco, puesto que aunque sólo ha reconocido públicamente participar en cuatro, en todas están involucrados 11 de sus familiares y colaboradores cercanos.
 
En la información se deja en evidencia que el círculo cercano de Lomelí Bolaños, actual Delegado de la Secretaría de Bienestar Social en Jalisco, integró la red de empresas que venden medicamentos a gobiernos, entre estos el de Veracruz.
 
Las compañías ya han recibido transacciones de la actual administración federal por más de 164 millones de pesos.
 
Por parte del actual Gobierno de Veracruz, a la empresa Abisalud le han asignado 36 millones 578 mil 757 pesos.
 
Veracruz beneficia a Abisalud, señalada por medicamentos falsos
 
Las empresas relacionadas con el Súperdelegado destacan por incurrir en diversas irregularidades, como compartir los mismos socios, apoderados legales, representantes y hasta el domicilio en Zapopan, Jalisco. Pese a esto, Lomelí Bolaños sólo reconoce como propias cuatro compañías.
 
El grupo farmacéutico ha vendido miles de millones de pesos en contratos gubernamentales en siete años, de 2012 a 2019. Sólo una de éstas, Abastecedora de Insumos para la Salud (Abisalud), ganó, en lo que va de 2019, más de 164 millones de pesos, adjudicados por el Gobierno federal encabezado por Andrés Manuel López Obrador, según la información de MCCI.
 
Abisalud también firmó a finales de diciembre de 2018, cuando Cuitláhuac García iniciaba su administración, un contrato con el Gobierno de Veracruz, que le asignó directamente 36 millones de pesos.
 
Lo anterior pese a que esta empresa está señalada de dar medicamentos falsos para la osteoporosis y por la venta de medicamentos a sobreprecio al Instituto de Pensiones del Estado en Jalisco.
 
MCCI expuso que mientras Lomelí comenzaba sus funciones con el Gobierno Federal como Delegado de la Secretaría de Bienestar Social, el 20 de diciembre de 2018, la empresa Abisalud firmaba su primer contrato con el gobierno de García Jiménez.
 
Así, los Servicios de Salud de Veracruz, a cargo de Roberto Ramos Alor, adjudicaron a la empresa el contrato para la compra de medicamentos y material de curación.
 
Y aunque en la declaración 3de3 del Súperdelegado en Jalisco no hay referencia alguna de Abisalud, esta compañía es una de las manejadas por su círculo cercano pues uno de los accionistas ha sido José Hiram Torres Salcedo, el exsecretario particular de Lomelí. Pero no sólo eso.
 
Tras ser fundada en 2009 por Torres Salcedo, como apoderados legales han fungido Mario Vargas Lomelí, sobrino del político morenista, además de José Juan Soltero Meza, quien fue el coordinador de campaña de Lomelí cuando compitió por la Gubernatura de Jalisco en las elecciones del año 2018, detalla Mexicanos Contra la Corrupción.
 
En junio de 2018, José Hiram Torres afirmó que había vendido todas sus acciones de Abisalud desde el año 2015. Sin embargo, en el Portal del Registro Público de Comercio (RPC) no existe algún documento registrado de manera pública que acredite su salida de la empresa, expone el reportaje.
 
Los documentos públicos obtenidos por Mexicanos Contra la Corrupción revelan que, además de Abisalud, existen otras ocho empresas en las que han participado 11 familiares y colaboradores cercanos al Súperdelegado, las cuales también han recibido contratos de gobiernos estatales y el federal.
 
Estas son Lomedic, Corporativo Internacional Vigilando tu Salud, Laboratorio Solfran, Laboratorio Bioterra, Lo Vending Group, MC-Klinical, Proveedora de Insumos Hakeri y Grupo Quiropráctico del Bajío.
 
De las nueve compañías, las cuatro que han sido reconocidas por Lomelí en el apartado de “conflicto de interés” de su 3de3 presentada en febrero pasado, son sólo Lomedic, Corporativo Internacional Vigilando tu Salud, Laboratorio Solfran y Laboratorio Bioterra.
 
No obstante, en todas ellas colaboran las mismas personas que aparecen en las cinco empresas restantes, en donde el Súperdelegado no reconoce tener participación.
 
Turbios antecedentes de Abisalud
 
MCCI señala que en 2018 la Comisión Permanente del Congreso de la Unión exhortó a la Fiscalía General del estado de Jalisco y a la Auditoría Superior de la misma entidad, a investigar y en su caso sancionar al entonces candidato a la Gubernatura de MORENA a la gubernatura, Carlos Lomelí Bolaños.
 
Esto por su presunta participación en el desvío de recursos y la venta de medicamentos a sobreprecio al Instituto de Pensiones del Estado.
 
Según el grupo parlamentario del PAN, desde 2016 se logró documentar un fraude que involucraba un contrato por 501 millones de pesos asignados a Abisalud, correspondientes a la compra de 271 medicamentos. Y esta es la misma empresa que contrató el actual Gobierno de Veracruz.
 
De dichos medicamentos, 31 se obtuvieron a un costo mayor del precio de referencia, vinculando el Congreso de la Unión a Carlos Lomelí con Abisalud.
 
Esta no fue la única irregularidad que se detectó en el contrato. Según el diario Reforma, en noviembre de 2018 el Instituto de Pensiones del Estado de Jalisco despachó en sus farmacias medicinas falsificadas que le distribuyó Abisalud.
 
Y es que la Comisión Nacional para la Protección Contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS) determinó en la fecha mencionada que un lote del fármaco Aclasta, para osteoporosis, era falso.
 
Este tampoco había sido el único señalamiento público sobre una probable relación entre Carlos Lomelí y Abisalud. Salvador Caro Cabrera, que en mayo de 2018 fungía como coordinador de los diputados de Movimiento Ciudadano en el Congreso del Estado de Jalisco, también vinculó públicamente al hoy Súperdelegado con esa farmacéutica.
 
El entonces candidato a Gobernador de Jalisco respondió a las acusaciones y negó tener relación con Abisalud e incluso pidió que se investigara a las personas que conformaron la empresa.
 
Al respecto, MCCI encontró un contrato del año 2014 con número E400335 firmado entre el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y Abisalud, en el que esta última proporciona para todos los efectos de ese acto jurídico la dirección calle Chicle 205-1 colonia Parque Industrial El Colli en Zapopan, Jalisco.
 
La dirección de Abisalud y otra de las empresas relacionadas con el morenista, se ubican en el mismo predio o dirección.
 
MCCI también detectó un caso de sobrecosto firmado con el Gobierno del Estado de México. El contrato de más de 188 millones de pesos, que se firmó en marzo de 2017, registraba la venta de varios productos médicos, entre ellos 2 mil 900 envases de 20 litros de alcohol desnaturalizado. Cada unidad se vendió en 918 pesos dando un total de 2 millones 664 mil pesos.
 
Mexicanos Contra la Corrupción consultó a cuatro proveedores de alcohol al mayoreo, quienes cotizaron que actualmente el precio unitario de alcohol desnaturalizado, en esa misma presentación, cuesta entre 412 y 500 pesos. Es decir, Abisalud lo habría vendido al gobierno del Estado de México al doble.
 
En la información pública localizada en 150 contratos con Abisalud, firmados entre 2012 y 2019, se detectó que al menos 76 de ellos fueron otorgados por adjudicación directa, la suma de todos estos alcanza un total de mil 100 millones 164 mil pesos.
 
Entre las figuras gubernamentales que firmaron contratos con Abisalud aparecen el ISSSTE e IMSS Delegación Nayarit; el Instituto Nacional de Pediatría; IMSS Delegación Guanajuato, Jalisco y Chiapas; ISSSTE; el Centro Nacional de Programas Preventivos y Control de Enfermedades; el Instituto Nacional de Cardiología; las Secretarías de Salud de la Ciudad de México y Michoacán; el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias; el Hospital General de México; el Instituto de Pensiones de Jalisco; el Hospital Civil de Guadalajara; PEMEX, entre otros.
  • Salon de usos multiples
  • Ipax
  • Centro Mexicano de Estudios de Posgrado
  • Prevencion del dengue