Ir a Menú

Ir a Contenido

Cultura Viva
Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

Filmaron a sus compañeras en los baños

Condenan diputados perversidad y el espionaje de empleados del IEV

El presidente de la Junta de Coordinación exige que se investiguen los hechos y se castigue a los responsables

Javier Salas Hern?ndez Xalapa, Ver. 20/07/2010

alcalorpolitico.com

Diputados locales lamentaron y condenaron los hechos ocurridos en el Instituto Electoral Veracruzano, donde tres empleados colocaron cámaras de video en el sanitario de las mujeres para espiarlas y subir el material obtenido en la Internet.

El presidente de la Junta de Coordinación Política, Fernando González Arroyo, aseveró que cualquier tipo de espionaje es dañino para la sociedad, por lo que se pronunció a favor de que se investiguen los hechos y se castigue al o a los responsables, pues ese tipo de cosas no pueden pasar en ninguna parte.

La coordinadora del grupo legislativo del PRD, Margarita Guillaumín Romero, dijo sentirse indignada por su condición de mujer y aseveró que la presidenta del IEV, Carolina Viveros García, tiene responsabilidad al no haber procedido penalmente con los presuntos responsables y sólo se limitó a cesarlos.

González Arroyo agregó que es aberrante lo que pasó en el IEV, pues se puede grabar conversaciones privadas, “pero que te graben en tus necesidades íntimas no es tolerable."

Por esa razón pidió a la Procuraduría General de Justicia del Estado que se emplee a fondo en la investigación y se castigue a los culpables.

“Ahí no vamos a defender absolutamente a nadie, porque precisamente una de las reformas que se han hecho es en el sentido de aplicar la ley en contra del espionaje, ya sea telefónico, con videocámaras o de manera personal”.

Por su parte, Margarita Guillaumín Romero, coordinadora del grupo legislativo del PRD, aseveró que la presidenta del IEV tiene responsabilidad en ese asunto por ser la representante del organismo y por dignidad debería de renunciar y no proteger a voyeristas.

Los “video escándalos” en el IEV con la colocación de una cámara de video en el baño de mujeres del Instituto Electoral Veracruzano “es la cereza del pastel que le faltaba a este organismo”.

“Es una raya más al tigre, es una vergüenza lo que ha pasado en el IEV y es como la cereza en el pastel a propósito del cinismo y la falta de respeto a las leyes que ha demostrado la presidenta del Consejo General, Carolina Viveros García y los demás consejeros electorales que integran este organismo”.

Es el colmo del cinismo y vergonzoso que en un instituto autónomo, que es la instancia a donde la clase política le apuesta para tratar de tener un organismo que lleve a cabo un proceso electoral, y que ahora actúen de una manera tan poco responsable y propiciando impunidades al proteger a tres voyeristas, ocultando el hecho y despidiendo a los involucrados en lugar de ponerlos a disposición del ministerio público.

Si la presidenta del IEV tuviera un poco de dignidad, de vergüenza, ya hubiera renunciado, es verdad que el Congreso tiene sus facultades acotadas por ser un organismo autónomo, pero esto no implica que tengamos que estar cruzados de brazos y no hacer nada; por lo que lo mejor es mandar el mensaje de que si no pueden controlar el IEV, pues que se vayan porque esto es el exceso y por ello debería Carolina Viveros ponerse a disposición de las autoridades ministeriales por ayudar a tres delincuentes.