Ir a Menú

Ir a Contenido

Cultura Viva
Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

Denuncian la muerte de especies acuáticas en la parte baja del río Bobos

-No se descarta que la empresa Citrofrut haya derramado sosa, ya que ha sido señalada anteriormente de contaminar el río

-Bautista Galindo solicitó la intervención de la Secretaría de Medio Ambiente, Salud, CONAGUA y Procuraduría de Medio Ambiente

Ren? Izaguirre San Rafael 19/04/2015

alcalorpolitico.com


Click para ver fotos
El director de Medio Ambiente del Ayuntamiento de San Rafael, Abraham Bautista Galindo, denunció que la madrugada de este domingo aparecieron flotando muertas diversas especies acuáticas en la parte baja del río Bobos, a unos 5 kilómetros de la comunidad de Paso Largo, a consecuencia -probablemente-, por el uso excesivo de agroquímicos en municipios arriba, así como la liberación de lixiviados de las industrias que aprovechan la temporada de lluvias.

Una de estas empresas que recurrentemente ha tendido señalamientos ha sido Citrofrut, por lo que no descartó que haya ocurrido un derrame de sosa de la empresa.

La mañana de este domingo el servidor público denunció, en la comunidad de Paso Largo, de la grave contaminación que sufre dicha cuenca constantemente, pero en esta ocasión generó la muerte de varios cientos de kilos de diversas especies.

El funcionario municipal aseguró que las descargas de aguas residuales de las empresas al río pudo provocar esta mortandad de especies acuáticas.

"Por la ubicación geográfica que se encuentra el municipio de San Rafael, en la parte más baja, somos siempre golpeados por los residuos tóxicos que las empresas, los frigoríficos, el exceso de agroquímicos que se usan en las zonas agrícolas, se van juntando y todo lo que se otra en la cuenca alta, lo recibimos nosotros", señaló.

En un recorrido que se realizó, mostró cómo a la altura de San Rafael, La Poza y Nautla, las especies como robalo, nutrias, camarones, entre otros, aparecieron muertas y pudieron rescatar algunas de la contaminación.

El servidor público explicó que "siempre" en la temporada de lluvias, quizá las empresas cercanas tienen lixiviados acumulados, pero al haber exceso de agua aprovechan la ocasión para descargarlas al río Bobos.

En la cuenca baja, aseguró, los pescadores encontraron "muchísimas" especies muertas como el róbalo, que algunos alcanzan los 10 kilos, robalete, así como las lisas y churros.

Bautista Galindo solicitó la intervención de las autoridades de diversos ramos como Secretaría de Medio Ambiente, Salud, CONAGUA, Procuraduría de Medio Ambiente, tanto estatal como federal toda vez que esta no es la primera vez que ocurre.

Los daños a la salud no pueden extenderse a más municipios por el arrastre de la corriente, por lo que llamó urgentemente a los gobiernos federal y estatal poner atención en esto que se podría calificar como un ecocidio.