Ir a Menú

Ir a Contenido

Cultura Viva
Universidad Anahuac

Sección: V?a Correo Electr?nico

Engarza alegoría entre la fábula de la rana y el escorpión, con “medios” y políticos

09/07/2010

alcalorpolitico.com

Para que alguien sea atacado o reconocido, solo necesita un par de atributos:
1. Que sea un ser humano.
2. Que se destaque en algo.

Es inevitable porque está en la naturaleza humana. Ya lo describió Freud hace más de 100 años: las pulsiones

Para ilustrarlo nada mejor que la historia de la RANA Y EL ESCORPIÒN

El diálogo es a la orilla del río. El escorpión le pide a la rana que lo cargue
para cruzar el río.

La rana dice que no. El escorpión insiste. La rana argumenta con lógica implacable que si lo carga el otro la picará. Y el escorpión le contesta con lógica no menos implacable que no haría eso porque de hacerlo morirían los 2 en medio del río.

ACUERDO: allá va la rana cruzando el río con el escorpión a cuestas. Pero la historia no termina ahí.

En medio del río estalla el drama. El escorpión pica a la rana. Los 2 animales agonizan en el agua. La rana atacada mortalmente por el escorpión. Y éste ahogándose al hundirse quien lo mantenía a flote.

La rana hace su última pregunta.

- ¿Por qué me matas si así mueres tú también?

Y el escorpión da su última respuesta.

- Porque está en mi naturaleza.

Así nos damos cuenta entonces que el mensaje político necesita de los medios como el pez necesita del agua. Sin ellos no existe (por lo menos para el gran público).
Y con ellos, por lo menos con ellos bien utilizados, se pueden lograr grandes cosas.

Para ilustrarlo mejor, tenemos a la ALCALDESA ELECTA DE XALAPA LIC. ELIZABETH MORALES, una imagen positiva creada año tras año a través de los medios, aunque su aceptación en el grueso de la población no haya sido el esperado, ella, ELIZABETH MORALES se destaca, como aquel que puede cruzar el río cuando otros no pueden hacerlo. Se diferencia. Va adelante. Se distingue.

Y al cruzar el río posiblemente ayude a muchos otros que no logran hacerlo.

Dra. Eliett Pitol Oses