Ir a Menú

Ir a Contenido

Veracruz
Universidad Anahuac

Seccin: Estado de Veracruz

Falsa la ayuda de Sedesol a San Pancho y Playa Oriente: las casas siguen destechadas

- Pese a las visitas de Calderón y su esposa, pobladores siguen bloqueando carreteras “porque no nos pelan”
- El apoyo federal fue para muchos, pero no alcanzó para todos, aunque los censaron

Jessica L?pez Xalapa, Ver. 07/11/2010

alcalorpolitico.com

A casi dos meses de que el huracán Karl devastó la comunidad de San Pancho y Playa Oriente, la población aún no se recupera y además se queja de los malos tratos que le dan las autoridades de Sedesol y la agente municipal.

Indicaron que le agradecen la ayuda pero, a la gente de diferentes estados y de Veracruz, porque, aseguraron que ellos son los que les llevaron despensas, ropa y hasta láminas,” ya que el gobierno estatal y federal se olvidó de nosotros al poco tiempo del huracán”.

Estas poblaciones pertenecientes al municipio de la Antigua, aún tienen la marca del agua en las paredes, en los muebles, en la ropa y en cada uno de los habitantes, quienes con rostros desolados afirmaron que además de que el río de La Antigua se llevó todo lo que construyeron durante años, también se decepcionaron del gobierno estatal y federal.

El señor Miguel Vázquez quien se encontraba afuera de su casa sentado, y a su alrededor mesas y trozos de lo que fueron algunos muebles por todo el patio, comentó que el huracán afectó sus pertenencias, pero también su vida, “nos trajeron los empleados de Sedesol vales por 5 y 10 mil pesos, pero no es suficiente, tan solo cuánto cuesta un refrigerador y una estufa, que son lo más necesario en una casa”.

En este sentido, Paula Méndez, quien atiende una tienda, dijo que no alcanzaron los cheques para todos, “porque les faltó a las autoridades tener un mejor control”.

Informaron que las despensas y las láminas que les fueron entregadas a las poblaciones no tuvieron vigilancia, y se les otorgaron a familias que no sólo no las necesitaban sino, incluso, que las vendieron.

Pero también se quejaron de que las autoridades municipales, en especial que la agente municipal, Leticia Baizabal Andrade y la Regidora Hermelinda, los trataron mal. Acusaron a la agente municipal de quedarse las despensas, la pintura y hasta las láminas para su propio beneficio.

“Cuando los de Sedesol vinieron a dejar las láminas y las despensas, la agente municipal se dedicó, junto con su hermano, a sacar todo y llevárselo para su casa, y cuando le solicitábamos alimentos, nos respondía de una manera muy grosera, que ya no había nada, que no molestáramos”, comentó la señora Inés Portilla quien detalló que su familia vivía de los animales que vendían y de la leche de las vacas con las que hacía queso, sin embargo no quedó alimento ni muchas de sus reses.

Así mismo, otras familias que se dedicaban a las siembra de maíz, se quedaron sin trabajo e indicaron que el trabajo temporal que otorgó la Sedesol, “es temporal, cuándo se terminen las labores de limpieza, de qué viviremos”, aseveró.

Los pobladores de estas comunidades que en diversas ocasiones se han manifestado para solicitar se les tome en cuenta y se les apoye, aseguraron que las autoridades sólo se aparecen después de que bloquean calles.

“No nos hacen caso, San Pancho no existe para ellos hasta que nos manifestamos, eso no es justo”.

Aunque el jefe de la Oficina del Secretario de Sedesol, Luis Ignacio Muñoz Orozco, declaró que visitan a las personas casa por casa para censarlos, la gente aseguró que no es así, “si eso fuera cierto me traerían las láminas que necesito, verían como la mitad de mi casa se encuentra al intemperie”, comentó Alejandra Prado.

El funcionario también indicó que en base a la Ley, no podía otorgar el apoyo de los programas federales a los habitantes de las zonas irregulares afectados por el paso de los fenómenos naturales. Precisó que los colonos de zonas irregulares no tendrán acceso a los vales de enseres domésticos, ni apoyos económicos, pese a ser afectados por el paso del huracán “Karl” y los remanentes de la depresión tropical “Mathew”.

Sin embargo los pobladores de San Pancho indicaron que ni siquiera les pidieron el registro de sus propiedades, para otorgarles las láminas y despensas, “tanto que quien de verdad las necesitaba no las tuvo”.

Al final de cada entrevista, los pobladores solicitaban la publicación de un agradecimiento a las asociaciones y a la gente de diversos estados como Puebla, Tamaulipas y Querétaro entre otros, “porque fueron los que nos ayudaron, enviaban y siguen trayendo despensas, láminas, enceres y agua, mucho más que el mismo gobierno”.
  • Centro Mexicano de Estudios de Posgrado
  • Seguimos trabajando
  • Salon de usos multiples
  • Ipax