Ir a Menú

Ir a Contenido

Clases a distancia
Universidad Anahuac

Seccin: Estado de Veracruz

Mal conocida como “huesos de cristal”

Familia de Ixtac enferma con osteogénesis imperfecta, pide ayuda médica

La cabeza de la familia, Antonia Flores, pide ayuda al Gobernador para tener una vida digna y evitar que su nieto sea encarcelado, acusado de abuso erótico, ya que con su mal es imposible que haya cometido dicho delito

Miryam Rodr?guez Hern?ndez Ixtaczoquitl?n, Ver., 15/02/2010

alcalorpolitico.com

Marcados por la osteogénesis imperfecta, así vive la familia de Antonia Flores Rodríguez. Su hija, su nieta y su nieto padecen de este mal que también es conocido como la enfermedad de los “huesos de cristal”, pero a este sufrir se le añade que el nieto fue acusado de abuso erótico sexual y ya fue enviado al penal de mediana seguridad de “La Toma” en Amatlán de los Reyes. Claman ayuda al gobernador Fidel Herrera Beltrán.

Sentada en un silla, que es la misma que le ayuda a poderse impulsar para caminar, Antonia, una mujer de 68 años de edad, de una estatura de máximo un metro, recuerda y narra, que tuvo tres hijos, dos varones y una mujer; de los cuales sólo dos sobreviven; su hija heredó la misma enfermedad que ella, osteogénesis imperfecta.

La hija al paso del tiempo procreó dos vástagos, Jorge Antonio y Cristina, quienes también heredaron la enfermedad conocida como los “huesos de cristal”, que es un trastorno genético en el cual los huesos se fracturan con facilidad, algunas veces, sin un motivo aparente. Pero aunado a esta terrible situación que vive a diario, el nieto de esta fémina de la tercera edad, fue acusado en días pasados por una vecina de la familia, de abuso erótico sexual.

Jorge Antonio, es el joven de 22 años que fue denunciado por su vecina, quien asegura que la abusó eróticamente. Hoy ya fue trasladado al penal de “La Toma”, por lo cual la familia de este pide que el gobernador Fidel Herrera, intervenga, pues aseguran que en las condiciones en las que está, es imposible que pueda haber cometido ese delito.

“A mi muchacho me lo calumniaron, la chiquilla tiene 14 años. Nosotros teníamos un tiendita de dulces, ahí venía ella a comprar, pero cuando veía que las jovencitas visitaban a mi chamaco ella se encelaba y las paraba. Pero después el papá de la niña vino a ofender a mi hija y decirle que la iba matar, nos ofendieron muy feo, todo porque dicen que mi nieto la manoseó”.

Explicó que el jovencito no puede vestirse, sólo lo hace con su silla de ruedas, por ello es que la familia asevera que este no delinquió como lo afirma la adolescente que lo acusó “yo le pido el gobernador que tenga caridad y bondad de sacar a mi niño de esa cárcel, porque no se puede valer por sí mismo, hace poco que vino el gobernador a “La Concordia” estrechamos su mano. Mi hijo es inocente, cómo va poder hacer eso que dicen si está chuequito, tiene un bracito más grande que el otro”.

Al cuestionarle si tiene algún tipo de seguridad social, dijo que poseen el seguro popular, pero que no asisten a consultas porque no tiene recursos económicos para ir a un centro de salud; incluso citó que sobreviven de lo que ella y su hija venden, que en ocasiones son gelatinas, buñuelos, tamales, sin embargo la mayor parte del tiempo viven de la caridad “mire joven la verdad yo pido caridad y así es como logramos tener algo para comer. Hoy me regalaron higaditos de pollo, eso vamos a comer”.

La casa de Antonia, ubicada en la colonia “Arboledas” perteneciente a este municipio, es un cuarto, donde viven sus dos nietos, su hija y ella. La pobreza es evidente, sólo un foco alumbra la vivienda de ellos, un anafre es donde logran cocinar, el techo de la casa es de lámina, la demás estructura es de madera.
  • Centro Mexicano de Estudios de Posgrado
  • Ipax
  • Salon de usos multiples
  • Clases a distancia