Ir a Menú

Ir a Contenido

El Canje Seguro Conviene
Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

Fiscalía de Veracruz, “campeona” en impunidad; no hace nada con denuncias

- En 2020, casi el total de los delitos denunciados, 94.3%, quedaron impunes, revela informe

- Organismo a cargo de Verónica Hernández tuvo efectividad de apenas 5.7%

Claudia Montero Xalapa, Ver. 07/10/2021

alcalorpolitico.com


Click para ver fotos
Durante 2020, el 94.3 por ciento de los delitos denunciados ante la Fiscalía General del Estado de Veracruz (FGE) quedaron en la impunidad, es decir, el organismo a cargo de la fiscal Verónica Hernández Giadáns tuvo una efectividad de apenas el 5.7 por ciento, reveló el informe “Hallazgos 2020: Seguimiento y evaluación del sistema de justicia penal en México”, presentado por el Centro de Análisis de Políticas Públicas México Evalúa.

De acuerdo con la información, durante 2020 se incrementó el índice de impunidad en Veracruz, al pasar del 91.2 por ciento registrado en 2019 al 94.3 por ciento durante el 2020, lo que significó que la impunidad en Veracruz tuvo un aumento del 3.1 por ciento en apenas un año.

Según el informe, los Estados del país que presentaron un menor índice de impunidad durante 2020 fueron Zacatecas, con el 76.6 por ciento; Yucatán, con el 85.3 por ciento; Guanajuato, con el 85.4 por ciento; Sonora, con el 85.9 por ciento; y Tlaxcala, con el 86 por ciento.



El Índice de Impunidad mide el grado de incapacidad institucional para atender, investigar y resolver las denuncias que son presentadas ante la autoridad, tomando como referencia la metodología para la medición de la impunidad desarrollada por la Organización de las Naciones Unidas (ONU), de conformidad con la información entregada por las propias Fiscalías a la Secretaría de Gobernación.

Apenas la semana pasada, el INEGI dio a conocer que, durante 2020, sólo fueron denunciados el 6.6 por ciento de los delitos cometidos en Veracruz, pues la mayoría de las personas decidieron no denunciar, por razones como considerarlo una pérdida de tiempo (32.3 por ciento); y desconfianza en la Fiscalía (8.7 por ciento).