Ir a Menú

Ir a Contenido

1er Informe
Universidad Anahuac

Seccin: Estado de Veracruz

Juez está liberando a policías de Orizaba que mataron a hermanos inocentes, reclaman

- De 6 detenidos por muerte de profesionistas en noviembre pasado, 2 están libres y 2 estarían por salir
- Padres de víctimas exigen a juez Tomás Zurita que se apegue a la ley
- Exjefe de Policía de Orizaba, Juan Ramón Herebia, ni siquiera declaró, aunque habría participado en crimen

De la Redaccin Crdoba, Ver. 07/06/2019

alcalorpolitico.com

Amigos y familiares de los hermanos profesionistas Ernesto y Román Pérez González, quienes murieron a manos de policías municipales en Orizaba el 1 de noviembre del año pasado, marcharon este viernes por calles de Córdoba para demandar al Juez encargado del caso que no libere a los “asesinos”.
 
La marcha partió del Palacio Municipal hacia las instalaciones de los juzgados federales, lanzando reclamos al juez Tomás Zurita.
 
Al respecto, Román Pérez Martínez, padre de los hermanos abatidos, dijo en entrevista que piden al Juez apegarse a derecho y a lo que marca la ley, pues están liberando a los policías involucrados poco a poco y temen que huyan.
 
Explicó que de 6 elementos detenidos, dos ya gozan de libertad y dos más podrían en breve salir libre, mientras que el exdirector de Gobernación del Ayuntamiento de Orizaba, Juan Ramón Herebia, ni siquiera fue llamado a declarar, a pesar de que habría estado en el lugar y momento en que ocurrió el crimen.
 
"Estamos molestos, enojados, confundidos, tristes por estas noticias que nada favocen el caso", dijo.
 
Por ello, afirmó que se irán ante instancias de más alto nivel para que revisen el caso y que no haya impunidad pues a seis meses de que registró este crimen sigue sin haber justicia.
 
Tras la marcha, Ramón Pérez agradeció a los asistentes por el acompañamiento y dijo que no descansará hasta ver a los asesinos de sus dos hijos tras las rejas, ya sentenciados.
 
Policías los “asesinaron”
 
La madrugada del jueves 1 de noviembre de 2018, el profesor Román Pérez González, de 31 años, quien impartía clases en las secundarias “Jesús Reyes Heroles” e “Ignacio de la Llave”, Orizaba, y su hermano, el odontólogo Ernesto Pérez González, de 33 años, fueron abatidos por la Policía Municipal.
 
Tras lo ocurrido, su familia acusó que los policías en realidad “asesinaron” a dos inocentes que no estaban armados y eran profesionistas, alterando incluso la escena donde fueron acribillados.

Los hechos ocurrieron justo frente al hogar de ambos, frente al consultorio de Ernesto, donde laboraba todos los días, en la calle Colón Oriente, a la altura de la Plaza de Toros “La Concordia”.

Justo después de sus muertes, sus padres, el director de secundaria Román Pérez Martínez, y su esposa María González González, jubilada, acusaron a través de un video difundido por redes sociales que los policías hasta se negaron a solicitar una ambulancia al ver a los hermanos desangrándose; y por el contrario, recibieron amenazas de un oficial al que identificaron como “Herebia”.

Tal autoridad resultaría ser el hoy exdirector de Gobernación del municipio, exencargado de la Policía Municipal, Juan Ramón Herebia Hernández, quien alegando su inocencia solicitó licencia al cargo dos días después de la muerte de los hermanos y finalmente terminaría por ser destituido por el alcalde Igor Rojí.

“Yo había salido a buscar a mi hijo a las 4 de la mañana porque no había llegado y a las 5 me refiere mi esposa que escucharon disparos (afuera de la casa). Se levantaron sobresaltados, vine acá a la puerta del consultorio de mi hijo y él, Ernesto, el doctor, salió en ropa interior, bajó de su recámara y dijo: 'no mamá, no salgas, hay balazos'”.

“Abrió la puerta y aquí, afuera de nuestro domicilio, mi hijo, el profesor Román quedó tirado, aquí a un metro de la entrada. Mi otro hijo, el doctor Ernesto, cayó muerto a dos metros y en ningún momento se nos permitió... a mi esposa no le permitieron salir a pedir ayuda”, explicó el padre de las víctimas el día del homicidio.

En aquel entonces, Pérez Martínez aclaró que pese a lo difundido en redes sociales —que habían “manchado” el nombre de sus hijos—, los hermanos no iban juntos en un vehículo y tampoco agredieron a las autoridades, pues no cargaban armas.

“Ni un cuchillo, ellos se dedicaban a lo suyo”, dijo el consternado padre.

Por su parte, la madre acusó ese día que las autoridades la amenazaron y se negaron a auxiliar a los hermanos.

“Un policía estaba parado junto al cuerpo de mi hijo, el profesor, me habló con palabras altisonantes, diciéndome: '¡chingada madre, métase porque a usted le toca también!'. Yo le dije: 'oficial, no le estoy faltando al respeto, únicamente pidan una ambulancia porque mi hijo se está desangrando'”, narró.

Además, asegura la mujer, descubrió que los policías habían movido los cuerpos.

“Después volví a abrir la puerta y le dije al señor Herebia: '¡una ambulancia, mi hijo se está desangrando!' y me dijo: 'no señora, ya ni va a venir, ya están muertos, ahí está el arma' y me dijo: 'tengo un policía herido'”, recordó.

La mujer comentó que supone que a su hijo lo mataron disparándole por la espalda y reiteró que ambos eran hombres de trabajo.
  • Ipax
  • Primer Informe
  • Centro Mexicano de Estudios de Posgrado
  • Paga tu predial en linea
  • La Parroquia Xalapa
  • Salon de usos multiples