Ir a Menú

Ir a Contenido

Cultura Viva
Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

La violencia en el penal de Acayucan, producto del control que ejercen reos

- Imponen cuotas a internos y familiares, desde 25 hasta 10 mil pesos por visita o para que no trabajen

- El control lo ejercen presos que llegaron del reclusorio de Veracruz, afirman víctimas

Fabi?n Antonio Santiago Hern?ndez Acayucan, Ver. 11/05/2010

alcalorpolitico.com


Click para ver fotos
La violencia en el reclusorio regional de Acayucan era inminente, desde hace dos meses y medio, aproximadamente. Un grupo de reclusos que fueron reubicados en este penal asumieron el control, imponiendo cuotas a familiares de los encarcelados para poder acceder al interior del centro penitenciario, así como las exageradas cuotas por la “talacha”; de este asunto ya tenía conocimiento el director del penal Héctor Noé López Villegas, quien dijo que “no podía hacer nada”.

Desde hace dos meses y medio, un grupo de internos encabezados por un sujeto al que le identifican como “Soto”, quien procede de Veracruz, tomaron el control del CERESO, instalaron un “módulo” dentro del penal, en la cercanía con el acceso principal y ellos “autorizan” a los custodios quién o quiénes de los familiares de los reclusos deben pasar.

Estos sujetos cobran 25 pesos por media hora de “visita”, llevan anotaciones en una libreta y una vez que pagan los familiares, reciben “autorización” los custodios para que puedan acceder los familiares; del mismo modo cobran por las “visitas conyugales”.

Esta situación la conoce perfectamente bien el Director del reclusorio, porque fue enterado por familiares y abogados de unos detenidos, pero este dijo que no podía hacer nada, porque el control lo tenían los reclusos, porque ahí adentro es una “población”.

Apenas, en esta misma semana, familiares de una persona que fue recluida bajo el cargo de abigeato, fueron llamados por los “jefes” de la población interna y le pidieron el pago de diez mil pesos, para que su familiar no hiciera “talacha” o de lo contrario se lo “cargaría la madre” y lo pondrían con los reos “SIDOSOS”.

De esta situación, familiares del interno intentaron dialogar con el director del reclusorio, Héctor Noé López Villegas, pero éste se negó a recibirlos y ante la amenaza de denunciarlo ante la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, solo dijo que no podía hacer nada.

Los reclusos que no pagan su respectiva “cuota” son arteramente golpeados y torturados, sin que hasta el momento hagan algo al respecto las autoridades penitenciarias.

Esta violencia y abuso que se viene cometiendo en esta cárcel, fue el clima perfecto que generó la riña donde murió un trailero que estaba acusado de homicidio calificado, lo grave del asunto es que fue golpeado y torturado en un área donde sólo los custodios tienen libre acceso.

Cabe señalar que por un lado la Secretaría de Seguridad Pública del Estado, es responsable de la seguridad externa del reclusorio donde no ha existido problema alguno, pero en cuanto hace a la cuestión interna, existen muchas versiones de la corrupción imperante que conlleva a la violencia.

EL PENAL DE COATZA EN MANOS DE LA DELINCUENCIA

Por otro lado en el CERESO duport ostión donde han muerto ya varios internos a consecuencias de las enormes golpizas que reciben por parte de los que mantienen el poder dentro del reclusorio, no se ha realizado investigación seria alguna por parte de las autoridades.

La delincuencia organizada es la que mantiene el control, en todos los sentidos e incluso señalan a “Chuy” Castro de ser el brazo ejecutor de la mafia, que tiene asolado a la población interna.