Ir a Menú

Ir a Contenido

Cultura Viva
Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

Ley de Privatización de aguas tiene serias deficiencias: Edith Kauffer

No se puede contemplar la posibilidad de que funcione cuando existe tanta desigualdad social y el servicio se encarecería

C?sar M?ndez Xalapa, Ver. 17/04/2015

alcalorpolitico.com

La Ley de Privatización de aguas presenta serias deficiencias, ya que no se puede contemplar la posibilidad de que funcione cuando existe tanta desigualdad social y el servicio se encarecería, aunado a esto, la corrupción que existe en el sistema político mexicano hacen más dudosa su efectividad, explicó Edith Kauffer, investigadora del CIESAS-Sureste.

“Lo que he notado, no sólo en México, sino en América Latina, es que muchas de las veces, la corrupción en el sector, el afán de lucro de las empresas, la poca organización de la población hace que la privatización de la administración del recurso no sea la mejor de las funciones”.

La Investigadora del Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social del Sureste (CIESAS-Sureste), señaló que de evitarse las prácticas antes mencionadas la privatización podría ser efectiva, sin embargo el tema principal es la desigualdad de clases.

“Hay ejemplos de la privatización en algunos países como Francia, en donde han logrado que las empresas puedan tener un enfoque social haciendo que la población pobre no tenga que asumir el costo igual que la población más rica, sin embargo las desigualdades sociales que existen en México hacen que no todos pueden pagar lo mismo, a nivel internacional está reconocido que no se gasta la misma cantidad de agua en los barrios pobres que en las zonas ricas”.

Indicó que cuando se entrega la gestión y administración del agua a empresas en contextos donde hay desigualdades sociales enormes como en el caso de México, el principal interés que salta, es el del lucro.

Aunado a esto, precisó que la falta de cultura en el pago y el cobro por servicio de agua, así como la poca consciencia ambiental que existe en la población, complican aún más la privatización del líquido.

Edith Kauffer, enfatizó que la privatización del agua no es mala, pues en países primermundistas está demostrado su funcionamiento, pero para el caso de México no es una opción viable, ya que las condiciones socioeconómicas son muy desiguales, lo que provoca una seria controversia en el tema y obliga a los interesados y especialistas plantear de mejor manera esta Ley de privatización del Agua la cual se encuentra afortunadamente detenida.