Ir a Menú

Ir a Contenido

Veracruz
Universidad Anahuac

Partidos se oponen a que el IEV fiscalice los recursos federales que les transfieren

Argumentan que de la revisión de esas partidas ya se encarga el IFE Se estaría haciendo una doble fiscalización de las campañas Este lunes ya inician y aún no hay un acuerdo en ese sentido

Lupita L?pez Xalapa, Ver. 15/07/2007

alcalorpolitico.com

Representantes de partidos políticos ante el Instituto Electoral Veracruzano, se oponen a que éste quiera fiscalizar las transferencias que les hacen de recursos federales sus Comités Ejecutivos Nacionales porque sería caer en una doble fiscalización y esto, dijeron, ha sido el motivo por el cual no se han podido aprobar los lineamientos para la fiscalización de los gastos de las campañas a unas horas de que arranquen.

“Estamos en contra de las dobles fiscalizaciones y los excesos, la ley es muy clara y nos señala ya con meridiana claridad cuál es el procedimiento que se debe de seguir para hacer la fiscalización de los gastos de campaña que hagan los partidos políticos. No estamos nosotros en contra de la fiscalización, bienvenida, porque eso nos permite demostrar, hacia el interior y el exterior de los partidos políticos cuál fue el origen, el monto y el destino de los recursos”, manifestó el representante de uno de los partidos.

Señaló que con lo que ellos están en contra es en los excesos que se quieren implementar en los lineamientos, como es el caso de las dobles fiscalizaciones, ya que se llega al extremo, por ejemplo, que en un momento determinado se le pueda pedir a la dirigencia nacional de un partido político que le informe si efectivamente hizo o no hizo la transferencia de recursos hacia un Comité Directivo Estatal y que una vez que reciba el informe todavía quiera corroborar esto con el IFE.
Ese, indicó, es un exceso que la ley no contempla “y en eso está trabado el diálogo, estamos en contra de los excesos. Es un clamor unánime de los partidos”, puntualizó.

Dijo que los recursos federales no deben entrar en la fiscalización del IEV porque cada órgano es responsable en el ámbito de su competencia; es decir, el Comité Ejecutivo Nacional tiene la obligación de informarle al Instituto Federal Electoral cómo manejó sus recursos y los partidos políticos a nivel estatal tienen la obligación de informarle al IEV sobre su monto, origen y destino de esos recursos.

Agregó que si la dirigencia nacional de sus respectivos partidos los partidos políticos les enviaran recursos para el fortalecimiento de sus finanzas, ellos tienen que comprobarle cómo gastaron ese dinero para que él informe al IFE para efectos de fiscalización, pero la obligación que tienen a nivel local es que de esos recursos que recibieron únicamente tienen que informar al IEV y no lo pueden demostrar porque si no caerían en la doble fiscalización.

Asimismo, Víctor Molina Dorantes señaló que el PRD está a favor de que se fiscalicen los recursos estatales, los que recibe su partido por sus prerrogativas ordinarias y extraordinarias, pero no de sus recursos federales porque esto tiene otra connotación jurídica con el IFE a nivel nacional “y en ese sentido nos hemos opuesto a eso, no queremos que haya esa fiscalización porque es improcedente, no se pueden fiscalizar recursos que competen a otra figura nacional, en este caso el Instituto Federal Electoral”.

Apuntó que partidos y consejeros han estado “trabados” en el capítulo de las transferencias local y federal, pero los partidos quieren que se reduzca dicho capítulo a una transferencia de carácter local, exclusivamente, porque el IEV no tiene que estar metiéndose en la vida interna de los partidos, sobre todo, porque a nivel nacional cumplen su obligación con el IFE.

“La gravedad que existe ahorita es que no tenemos eso reglamentado, tenemos todavía una reunión el martes 17 de este mes para reglamentar todo esto que falta de las campañas políticas, el Instituto está un poco fuera de tiempo y es grave porque ya muchos partidos ya están empezando a meter recursos a las campañas políticas”, puntualizó Víctor Molina

Asimismo, Rafael Sánchez Hernández, representante del PAN, manifestó que acerca de las transferencias federales que reciben los partidos políticos, estos tienen que hacer su comprobación al Comité Ejecutivo Nacional para que éste le dé parte al IFE, lo mismo todos los partidos políticos, y hacerlo también ante el órgano local sería caer en una doble fiscalización de los recursos, en los cuales el IEV no tiene injerencia.

“Nosotros no estamos a favor de que se fiscalicen esos recursos federales”, puntualizó el panista.

Mencionó que el martes va a haber una reunión de trabajo y por la noche o el miércoles a más tardar ya estarán aprobados los lineamientos de fiscalización y estarán listos para que todos los recursos que se emplean sean debidamente fiscalizados.

“Obvio, el hecho de que los recursos de transferencia no vayan a ser fiscalizados hasta la comprobación, no quiere decir que no se pueda en su momento dar parte o decir si se ocuparon en las campañas, sí se debe dar parte, pero no entregar la documentación comprobatoria porque eso se debe mandar al IFE, si no se estaría en un aprieto muy serio para todos los partidos políticos”.

Agregó que el IEV estaba en un principio por fiscalizar a fondo las transferencias y meterse con la comprobación, pero es algo imposible, pero al parecer ya empezaron y todo va a salir consensado esta semana.

A su vez, Mireya Toto Gutiérrez, de Convergencia, expresó que ella y los demás representantes de partidos no están de acuerdo con que quieran fiscalizar los recursos federales porque esos son fiscalizados por el IFE a los partidos a nivel nacional.

“Quiero dejar muy claro que no estamos en contra de la fiscalización, para que no haya un mal entendido, Convergencia siempre ha planteado la necesidad de que se realice porque forma parte de la transparencia y esto es muy necesario para la democracia”.

Pero en general, indicó, todos los representantes de los partidos políticos ante el IEV están de acuerdo en la fiscalización, en lo que no están de acuerdo, es que se vulnere la autonomía de los partidos políticos y en lo relativo a la doble fiscalización que pretenden realizar”.

Sin embargo, indicó, ya han tenido intercambios con el presidente de la Comisión de Fiscalización que es el consejero Héctor Amezcua Cardiel, y parece ser que hay disposición de dialogar y construir esos consensos, para eso se van a reunir el martes próximo en una reunión de trabajo en donde ya él parece ser que recogió las observaciones que le formularon los partidos. No es posible que nos pretendan fiscalizar recursos federales, que son transferencias que nos manda el CEN que a su vez están fiscalizados por el IFE; sería una doble fiscalización.

Tampoco es posible que nos digan cuánto se le debe de pagar a los colaboradores de un partido porque este distribuye su gasto de acuerdo a su presupuesto, hay partidos que reciben ingresos elevados y otros menores y esto no puede ser.

Asimismo, indicó, hay aspectos en donde les están pidiendo copias certificadas y eso no puede ser, porque basta con una copia simple, porque dijo, hay que simplificar el cumplimiento de fiscalización.

“Tuvimos momentos un poco álgidos en donde sentimos que había una cierta rigidez, después se suavizaron las cosas y ahora sentimos que hay esa disposición para escuchar nuestros puntos de vista; seguimos atorados en esos aspectos y creo que en la sesión del martes, habrá ya la voluntad para avanzar porque ya arrancan el lunes las campañas y estamos sobre el tiempo, creemos que a más tardar si el lunes ya estamos de acuerdo en todos los aspectos neurálgicos, a más tardar el mismo lunes tendrán que estar aprobados los lineamientos de fiscalización”, mencionó Mireya Toto.

Apuntó que el Consejo General quería que el viernes ya se aprobaran los lineamientos de fiscalización y eso, dijo Toto Gutiérrez, no puede ser, porque la Comisión de Fiscalización tiene un equipo de más de 20 personas especialistas y nosotros argumentamos que eso tiene que pasar por el área técnica de nuestros partidos, no podemos aprobar algo que técnicamente no sepamos que está acorde con los estatutos y con los elementos financieros que cada partido maneja, en concordancia con la obligación que tenemos de la fiscalización”.

Aclaró que ningún partido y menos Convergencia se opone a ser fiscalizado. “Sí queremos que la fiscalización se haga conforme a los parámetros, que nos vengan a decir cómo se hace en otros estados, son respetables los ejercicios de cada entidad federativa pero eso no es un criterio, entonces, eso fue lo que atoró porque ya querían que se aprobara y nosotros dijimos que no. Aparte, casi pasaron tres meses y medio sin tener trabajo y de repente nos lo presentan el viernes y nos tienen que dar el tiempo para analizarlo”.

Extraoficialmente, dijo, se enteró de que ya se había quitado lo de las transferencias federales, pero haber si es cierto, porque eso “realmente estaba haciendo muchísimo ruido”.
  • Salon de usos multiples
  • Ipax
  • Centro Mexicano de Estudios de Posgrado
  • Seguimos trabajando