Ir a Menú

Ir a Contenido

Cultura Viva
Universidad Anahuac

Radicalizan la protesta en Tlacotalpan: lanzan ultimtum a la Alcaldesa

- Si no renuncia el viernes, la sacarn del pueblo en burro, como castigo - Molestas a las mujeres que trate a inconformes como delincuentes, corrientes y apestosos

Pablo Solano Tejeda Tlacotalpan, Ver. 24/07/2008

alcalorpolitico.com

El pasado mircoles por la noche, un grupo de mujeres integrantes del llamado Movimiento Ciudadano que permanece apostado en el inmueble del palacio municipal, a una semana de haberlo tomado en demanda de la destitucin de la alcaldesa Esperanza Burela Villegas, amenaz que si a ms tardar el viernes no renuncia, la sacarn de donde est y la montarn en burro para llevarla a las afueras de la ciudad. El motivo del enojo es porque se dicen agraviadas porque la edil, trata de asaltantes, delincuentes, corrientes y apestosos a todos los inconformes.

Atacndolos en distintos medios de comunicacin, expresndose con menosprecio hacia sus personas. Siendo el colmo el da mircoles que sali publicada una nota en un peridico local, donde la alcaldesa culpa de supuestos hechos, en que un individuo mat a su madre en el municipio de Lerdo de Tejada, ocurridos el pasado fin de semana, asegurando Esperanza Burela que dicho sujeto fue a apoyar el movimiento a Tlacotalpan y sali en estado de ebriedad hacia su casa de Lerdo y al llegar dio muerte a su madre.

Sealamiento que consideran absurdo, toda vez que lo nico que les dan de beber a los simpatizantes del movimiento, es agua o refrescos, y no bebidas embriagantes. Sentenciando que ya estn aburridas de los falsos sealamientos de la Burela Villegas, a la que se refirieron con palabras bastante fuertes.

Y de hecho una mujer que se dijo muy indignada lanzo un reto a Burela Villegas, diciendo que si es una mujer bragada, pues que se enfrente con ella a solas para dirimir las diferencias y no le enve a sus guaruras y ni a los policas para amedrentarlos.

A ocho das de la toma del palacio, hay quienes comienzan a exasperarse, ante la falta de respuestas a sus demandas de destituir a la alcaldesa, subiendo de tono los discursos, lo que podra desbordar los nimos de los inconformes y cumplir con la sentencia de sacar del pueblo en burro a la muncipe.

Con un coro de fuera Esperanza fuera!, las mujeres instaron a los hombres a que se fajen bien los pantalones, que ellas se pondrn bien los calzones y seguirn en pie de lucha hasta ver fuera del palacio a la contadora Burela.

Ya que no son delincuentes, pues en el movimiento hay muchas mujeres de respeto que son madres de familia, profesionistas, seoras de la tercera edad jovenes y nias bien nacidas que nos estn de acuerdo con la forma en que son tratadas por la contadora. Sealando que son ms tlacotalpeas y pristas que ella.

Cabe hacer mencin, que tambin se quejaron de algunos sujetos que se han presentado como reporteros de algunos medios solicitndoles alguna entrevista para luego ir a venderle la informacin a la alcaldesa y no publican nada. Tratando incluso de soplones a quienes tratan de cubrir la fuente.