Ir a Menú

Ir a Contenido

Cultura Viva
Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

Se gradúan 40 jóvenes de la sexta generación del iLab Veracruz

En este instituto los emprendedores buscan desarrollar proyectos innovadores que impacten a 10 millones de personas

?ngel Camarillo Xalapa, Ver. 16/12/2015

alcalorpolitico.com


Click para ver fotos
Con la presentación de ocho prototipos, 40 jóvenes emprendedores finalizaron su capacitación en el iLab Veracruz, mediante el desarrollo de proyectos innovadores, funcionales y, en un plazo futuro, potencialmente comerciales.

Entre los prototipos presentados sobresalen OverSky, un dispositivo para localizar y vigilar el equipaje en aeropuertos; LiberisOne, auxiliar en artritis reumatoide; aparte de Glucofit, Biodiabetes, Luin, Incir, Koing-Koing, Polintec y Solkin.

Perla Alvarado Chávez, responsable de Relaciones Institucionales, explicó que durante cuatro meses los 40 jóvenes innovadores, ahora graduados, se capacitaron en las aulas del iLab, principalmente, porque "quieren ser emprendedores pero no tienen la idea de hacia dónde, entonces ellos en cuatro meses crean una idea que impacte a diez millones de personas y que no exista en el mundo, [de la] que no exista una patente".



“Ellos llegaron a iLab recién egresados de la universidad, muchos cursan la residencia del último semestre, (...) en todo este proceso de educación a cuatro meses, muchos de ellos con una beca, desarrollan un prototipo, un modelo de negocios, un plan de negocios, en una lluvia de ideas y germinen en un grado comercial”, apuntó Alvarado Chávez.

Compete a los innovadores realizar estudios de mercado de sus productos e, incluso, reuniones con inversionistas interesados en sus prototipos, para establecer un producto final y comercializarlo.

“Ellos reciben clases de cómo investigar, cómo desarrollar su proyecto, los pivotes, el modelo de negocios, la capacitación financiera, la creación de prototipos, un componente de tecnología y sistemas y un programa muy completo; de iniciar con el deseo de ser emprendedor y terminar una idea muy completa de negocio con un producto final”, ilustró.



Tras la presentación de los proyectos, la segunda fase comienza con la participación de los proyectos en un concurso para “incubarlos” en empresas y los innovadores cuenten con un nivel de exposición con el ecosistema de emprendimiento en todo el país.

Esto implica refinar el prototipo, mejorarlo, dirigir la empresa a un mercado y por consiguiente darse de alta en el Servicio de Administración Tributaria, y constituirse como una persona moral.

Actualmente el iLab acumula seis generaciones equivalentes a 280 alumnos, con 20 proyectos en la fase de incubación, esto es: reciben una inversión pública o privada en los prototipos e incluso ya cerraron tratos con inversionistas para iniciar la producción en escala de los proyectos.