Ir a Menú

Ir a Contenido

Sección: Estado de Veracruz

Los pobres gastan 50% de su salario en comer; sobre todo pizzas y comida chatarra

- Los ricos gastan 3 veces más en alimentos pero a ellos les representa sólo el 15% de sus ingresos
- Mercados populares tienden a morir; ahora se compra en el “súper”, con tarjeta bancaria y estacionamiento

Ángeles González Ceballos Xalapa, Ver. 18/10/2012

alcalorpolitico.com

Los pobres en México gastan en alimentos alrededor de 12 mil millones de pesos al año, en tanto que los ricos alrededor de 36 mil millones de pesos, pero eso sí en la dieta está incluida la comida chatarra y las pizzas, incluso nuestro país es el segundo consumidor de pizzas en todo el mundo.

Actualmente la gente ya no va a los mercados por el cambio de estilo de vida y es que muchas veces se hacen las compras por la noche donde se paga con una tarjeta bancaria y se prefiere porque hay un estacionamiento y en ese sentido, se han dejado morir solos a los mercados, lamentó el doctor Jesús Flores Sánchez, investigador del Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición de México.

Durante el V Foro Nacional para la Seguridad Alimentaria: “Retos del derecho a la alimentación: carencias y excesos en México”, insistió en que prácticamente el abasto público ha sido abandonado, pues de acuerdo al informe de la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales, AC (ANTAD) en 2010 están agrupadas 104 cadenas de autoservicio, más de 19 mil tiendas, tienen 19 millones de metros cuadrados y sus ventas representan el 53 por ciento de todo lo que ellos venden.

Con relación a la distribución del gasto y los ingresos de las personas para acceder a los alimentos, con base en la Encuesta Nacional de Ingreso-Gasto de los Hogares del INEGI, que se realiza cada dos años en México; detalló que los pobres gastan en alimentos alrededor de 12 mil millones de pesos en tanto que los ricos alrededor de 36 mil millones de pesos al año.

“Pero cuando vemos cuánto representa de su ingreso, tenemos que los pobres gastan más del 50 por ciento de su ingreso en la adquisición de alimentos, mientras que el 10 por ciento más rico en México, este gasto de 36 mil millones sólo representa alrededor del 15 por ciento de los ingresos”, expuso.

Aseveró que en el 2005 la canasta básica urbana costaba 790 pesos y en septiembre de 2009 tenía un incremento del 50 por ciento, era de mil 43 pesos. La rural partía de 580 pesos con el mismo incremento cercano al 50 por ciento, “cada vez nos alejamos más de una alimentación suficiente y adecuada”.

Destacó que los alimentos de la dieta rural componen el 70 por ciento de las calorías, en primer lugar la tortilla, el frijol, azúcar, pan de dulce, cereales, leche y carne de pollo y cuando es en la dieta urbana el 70 por ciento de las calorías son: tortilla, aceite, leche, carne de pollo, bebidas azucaradas, pan de dulce, frijol, huevo, azúcar, preparados entre los que se incluyen los tamales, pizzas y carne de res.

Fue ahí cuando Jesús Flores Sánchez mencionó que México es el segundo consumidor de pizzas a nivel mundial.
  • Seminario
  • La Parroquia Xalapa
  • Casas Murano