Ir a Menú

Ir a Contenido

Sección: Vía Correo Electrónico

También está en desacuerdo con la forma en que opera el alcoholímetro

20/12/2012

alcalorpolitico.com

Saludos, señor Director:

Giorgio Agamben, filósofo italiano, dice que hoy vivimos en la normalización del "estado de excepción". Las voces de ciudadanos respecto de la falsedad del "alcoholímetro" son un signo de descontento legítimo y que pone seriamente en tela de juicio la política pública del gobierno veracruzano en materia de seguridad ciudadana.

También su servidor ha sido una víctima más de la "asociación" entre gobernantes y propietarios de grúas y de corralones. Fui detenido y sometido a un pseudoexamen para detectar los niveles de alcohol en la sangre. El resultado: que no podía ni pararme.

Así mismo les ocurrió a todas las personas que eran sometidas a ese procedimiento. Eso lo constaté debido a que permanecí en el lugar un buen tiempo para determinar el modus operandi de las autoridades. Es un excelente negocio, ¿no? Y a pesar de que en el reglamento de tránsito existe la figura jurídica de la "impugnación", resulta que las mismas autoridades son juez y parte en este procedimiento administrativo. ¿La Comisión Estatal de Derechos Humanos? (así, con minúscula). Tomándose la foto con los violadores de nuestros derechos y garantías constitucionales.

Muchas gracias y le pido de la manera más atenta no revelar mi identidad ni mis datos personales para evitar todavía más represión. Asistimos al estado de excepción como normalidad, sin duda, pero eso no reputa la claudicación de la indignación.

Nombre (…)
  • Escuela Cervantes
  • La Parroquia Xalapa
  • Casas Murano