Ir a Menú

Ir a Contenido

Prevencion de la extorsion telefonica
Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

Aborto no se debe convertir en algo lícito, opina sacerdote de Coatepec

- Despenalización es para evitar criminalizar a la mujer

- Lamenta que leyes quieran quitar derecho a la vida de un ser humano

- Iglesia seguirá concientizando a fieles; “no estamos para juzgar ni condenar”

Sandy Barradas Coatepec, Ver. 10/09/2021

alcalorpolitico.com

El sacerdote de la iglesia de San Jerónimo en Coatepec, Quintín López Cessa, indicó que no se debe confundir la despenalización del aborto, la cual tiene como finalidad no criminalizar a la mujer; con que esto se vuelva un hecho lícito.

Y es que opinó que la decisión de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) de despenalizar la interrupción del embarazo está bien pues muchas mujeres abortan presionadas y se debe procurar que no se cometan injusticias en contra de ellas.

“Hay que distinguir bien, quizá despenalizar en el sentido de que no vaya a la cárcel una mujer que aborta o pague alguna pena, quizás esté bien porque muchas mujeres abortan muy presionadas, lo de la despenalización creo que es procurar que no se cometan injusticias contra la mujer”, dijo.

Sin embargo, por otro lado, señaló que el aborto no se debe convertir en un hecho lícito, pues la ciencia ha demostrado que la vida empieza desde la concepción y en este sentido, lamentó que las leyes quieran quitar este derecho al ser humano.

“Hay que distinguir, una cosa es que no haya penas para quien cometa aborto pero de ahí se puede pasar a que el aborto es lícito, porque la ciencia demuestra que el ser humano empieza desde el comienzo de la concepción, así lo decían las leyes pero también ahora lo quieren quitar. Pero es lo que es y ahí nos quieren engañar que no es un ser humano y sí lo es y abortar en cualquier etapa de la gestación es un asesinato, es eliminar un ser”, aseveró.

Ante ello, el presbítero aseguró que la Iglesia Católica continuará haciendo conciencia en la gente, ya que no le corresponde juzgar ni condenar.

“Invitamos a la conciencia de la gente a que respete la vida desde el momento de la concepción hasta su final natural, porque a nosotros no nos corresponde otra cosa más que concientizar, no estamos para juzgar, presionar o condenar”, finalizó.