Ir a Menú

Ir a Contenido

Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

Ahora, Cuitláhuac no debe poner “a cuates” como magistrados, señalan

- Se debe privilegiar la carrera judicial, pide abogado Juan José Llanes Gil

- Critica que Edel Álvarez llegara a ser presidente del Tribunal Superior de Justicia cuando “es todo menos jurista”

Rafael Melndez Tern Xalapa, Ver. 07/08/2018

alcalorpolitico.com

Tras señalar que considera positivo que el gobernador Miguel Ángel Yunes Linares decidiera no proponer a los 12 nuevos magistrados del Tribunal Superior de Justicia (TSJ), el abogado Juan José Llanes Gil consideró que el mandatario electo, Cuitláhuac García, debe privilegiar la carrera judicial para hacer una propuesta y “no poner a cuates”.

Aunque estimó que lo verdaderamente importante sería que este “defecto de sistema” se eliminara con el objeto de evitar que la autonomía del Poder Judicial se vea minada con la intervención del Poder Ejecutivo, a partir de la potestad de hacer propuestas.

Añadió que lo más sano sería que se instituyera una carrera judicial donde el Poder Ejecutivo no tuviera intervención, para evitar intentos del Gobernador “de lo que yo llamé 'colonizar el Poder Judicial' que, en el caso actual, estaba muy encaminado a la idea de blindar al actual fiscal, Jorge Winckler, ante la inminencia de someterlo a juicio político”.



El litigante anotó que de García Jiménez se esperaría que ponga por delante la capacidad y la carrera judicial, porque este Poder se llena de personas que no tienen experiencia.

“La mejor prueba es Edel Álvarez, que es todo menos jurista, que tiene un cargo grotesco e incomprensible; nadie que no ha transitado por las entrañas de la impartición de justicia debería aspirar a ser Magistrado”, advirtió.

Llanes Gil anotó que no es lógico, ético ni conducente que se defina la posibilidad de ser magistrados a partir de relaciones.



Apuntó que en Veracruz hay gente preparada que tiene carrera judicial, que ha transitado en los cargos del poder judicial, desde secretarios, escribientes y/o jueces menores de primera instancia, quienes deberían tener la posibilidad de levantar la mano.

Por último, indicó que este procedimiento de elección debería ser similar al que, en teoría, aplica para quienes buscan ostentar una notaría, como tomar cursos, tener patente de aspirantes e “igual se tendría que hacer en el Poder Judicial, sin intervención”.