Ir a Menú

Ir a Contenido

Camin, buscaba lavar ropa o limpiar casas, pero me ofrecieron 80 pesos y desde ah soy prostituta: Martina

Norma Trujillo B?ez Xalapa, Ver. 14/09/2008

alcalorpolitico.com

Martina, camina por la calle Constitucin, para ir a dejar un porcentaje de lo que ha ganado en un trabajo, all, casi llegando a Abasolo est Blanca en su espera, porque an la mujer que desde hace unas dcadas controlaba la zona de tolerancia en el rbol, aunque ya tiene 63 aos, cobra para darles permiso a una seis seoras que todava llegan a ocupar los hoteles de paso que se ubican en esa zona.

Madre de seis hijos, 4 mujeres y tres varones, el ms grande de 17 aos y el menor de 4, Martina platica, que a sus 46 aos de edad, viene de la comunidad de Xotla, del municipio de Tlaltetela, viajo tres veces a la semana desde hace como medio ao, cuando voy, llevo tomate, chiles, galletas de animalitos y a veces encuentro trapos de 20 pesos o para los ms grandes de 100.

Con apariencia humilde, Martina enrojece y comenta, mis chamacos no lo saben, yo vengo por las tardes, pero hasta el rancho no hay nada para tener comida, yo no me iba a acostar con nadie, solo quera trabajo para lavar o limpiar casas, pero anduve un da y no encontr y no tena dinero para mi pasaje y dije al chofer del Azteca que despus le daba y no quiso, encontr a una del pueblo pero no tena para prestarme, entonces me qued y yo deca: como le voy a hacer empec a caminar y llegu por aqu.

Camin, camin dijo an con vergenza y amargura-, entonces, un seor se acerc y me dijo tengo 80 pesos vamos, yo no saba que aqu haba prostitutas, sent refeo y me insisti y dije yo tengo que regresar a mi pueblo mis hijos y mis parientes se van a asustar si no llego, entonces despus le dije pero a dnde, yo quiero trabajar lavo en tu casa ropa, le dije. Pero no, l me dijo que quera aquello.

Me convenci y sent asco, quera volver el estmago, pero al final me dio 120 pesos, y eso all lo ganaba como en tres das, por eso despus dije esto est bien, solo me dijo que no le dijera a Blanca cunto me haba pagado, que le dijera que me dio 60, porque como ya las que llegamos a venir somos de ms de 40 aos, entonces ya no pagan bien y Blanca que ya es viejita se lleva 20 pesos por trabajo de las dems.

Martina, aparte de vivir dentro de la zona de las altas montaas de Veracruz, es catlica pero pero de a verdad no tena que darles de comer a mis hijos y eso que el ms grande ya me ayuda, pero en el campo no hay nada, el caf no vale, lo ocuparon en el corte de caa ahorita y por eso el sbado lo traje a comprarse cosas con lo que est ganando l y les compr a sus hermanos, Patricio es bueno.

Mis chamacos coment-, saben que yo vengo a fregar la ropa pues mi marido no tena trabajo y cuando se iba a limpiar la finca o algo, nadams comprbamos tortillas y frijoles, eso era todo, luego bamos a Huatusco y all una seora nos regalaba ropa y as vivimos hasta que un da dice yo me voy al norte y se fue, pero nunca me mand quintos, entonces despus se fue un primo de l y ya supe que se cas por all y yo creo que no va a venir ya.

Por eso, debo seguir aqu las dos chamacas van a la escuela, pero a la primaria, la maestra me ha dicho que busquemos el dinero de Oportunidades, pero no nos ha tocado, si yo tuviera un poquito dejara esto y les dira en mi casa que mi patrona me corri.

Y sobre la proteccin a su salud, refiere, no nadams usan ellos condones, tengo miedo de eso, del SIDA, pero no, dicen que antes las autoridades venan, pero ahora ya no, porque ya somos poquitas, pero estamos viendo integrarnos de nuevo para que nos ubiquen en un lugar y la polica y todos nos ayuden, porque hay hombres que son muy groseros.

As, explica, la falda que traigo no la uso all, ni esta blusita, yo les digo son mis uniformes, porque llego aqu y aqu me cambio, all tortillo, hago comida, all soy Martina, aqu la prostituta.