Ir a Menú

Ir a Contenido

Columnas y artículos de opinión

Una lápida lo afirmado por Cuauhtémoc Cárdenas

Por: Helí Herrera Hernández

24/05/2021

alcalorpolitico.com

[email protected]
twitter: HELÍHERRERA.es

El pasado viernes 14 de mayo, el ganador de las elecciones presidenciales del miércoles 6 de julio de 1988, y referente de la izquierda en México, Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano, concedió una entrevista al periodista Alejandro Domínguez en Milenio Televisión, donde habló de la situación económica que atraviesa la patria, así como del hombre que la conduce y, en consecuencia, es responsable de los resultados micro-económicos que tenemos.

Afirmó que: ya no es un militante político. Que observa el rumbo político-económico-social de México desde su casa, recabando toda la información de infinidad de periódicos, revistas, comentarios de radio, televisión, de las redes sociales, y que los compara con los resultados que arroja el gobierno federal, es decir, con los datos duros oficiales para así, poder emitir una opinión real de lo que sucede en México.



Que se mantiene lejos de la vida política y no forma parte ni apoya o impulsa a ningún funcionario, aspirante o partido, "no me siento parte de MORENA, yo estoy fuera de la actividad partidaria y ese (MORENA) es un movimiento". "Soy un ciudadano activo que no sólo tiene opiniones políticas, también las comparto ya sea de manera privada, o en caso necesario de forma pública. Trato de presentar mis puntos de vista a veces en escritos de prensa, a veces en conferencias, a veces en pláticas."

Y luego empezó con las sentencias que en palacio nacional debieron caer como verdaderas lozas de concreto: "El gobierno de Andrés Manuel López Obrador no es un gobierno de izquierda, por más que se diga de izquierda", "Vi al presidente de la república el 18 de octubre (2020) en un acto al que fui invitado por el ejecutivo federal, pero no platiqué con él; pero si fuese necesario lo haría, siempre y cuando fuera para discutir el futuro del país".

"No tengo temor a sentarme con quienes piensan que uno no debiera reunirse, yo digo que más allá de que te salte alguna que otra pulga, no sucede nada", terminó afirmando el hombre, al que Manuel Bartlett, actual funcionario del gobierno federal, y defendido varias veces desde el púlpito de las mañaneras por el Ejecutivo federal, le ejecutó un monumental fraude electoral que empoderó a Carlos Salinas de Gortari, robándole al pueblo de México la esperanza de un gobierno nacionalista, revolucionario, democrático y progresista, hace 33 años.



¡Peor... imposible! Porque viniendo todos esos calificativos de quien vienen, tienen un peso específico, no sólo en el sector del campo democrático de México, sino en la todavía gran masa de seguidores de AMLO, que en gran medida vienen siéndolo del Ingeniero Cárdenas, por ser el iniciador de las luchas y movilizaciones por evitar que el neoliberalismo se enquistara en el país, en el siglo pasado.

Si de suyo MORENA viene ya sufriendo a lo largo y ancho de la nación, un descrédito por no ser lo que les dijo a los mexicanos sería, si llegaban al poder, perdiendo simpatías que se traducirán en menos votos el 6 de junio, esta declaración sobre el gobierno de su líder moral podría descarrilar a ese partido y sus candidatos.

Ya veremos la noche del 6 de junio el efecto de estas PALABRAS MAYORES del ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas.



"Las opiniones vertidas en la seccin Columnas de hoy reflejan el criterio de sus autores en ejercicio de la libertad de expresin y, pueden o no coincidir con la lnea editorial de alcalorpolitico.com "

Columnas recientes