Ir a Menú

Ir a Contenido

Sección: Estado de Veracruz

Congreso de Veracruz volvió a perder: Magistrada logra ser reinstalada

- Gladys de Lourdes Pérez ganó batalla legal luego de que, ilegalmente, no la ratificaran en el cargo en 2020

- Queda sin efecto nombramiento de magistrada Alma Rosa Flores, quien la sustituyó

Jos Topete Xalapa, Ver. 30/05/2023

alcalorpolitico.com


Click para ver fotos
Este martes Gladys de Lourdes Pérez Maldonado fue reinstalada en su cargo como Magistrada del Tribunal Superior del Estado de Veracruz, por un periodo de cinco años, contado desde el 30 de julio de 2020.

La magistrada, que fue forzada por el propio Congreso de Veracruz a dejar su cargo, por no haber sido ratificada en el puesto, regresó oficialmente tras casi tres años, gracias a un amparo federal concedido, aunque no en los términos solicitados, pero posteriormente modificado por un Tribunal.

Durante la sesión ordinaria de este 30 de mayo, se leyó un acuerdo de la Junta de Coordinación Política por el que se resolvió ratificarla en el cargo, dejando sin efecto el primero donde no fue ratificada.



La Magistrada emprendió una lucha en tribunales federales luego de que el 7 de julio de 2020, la legislatura con mayoría de MORENA determinó que no podía permanecer en el cargo los cinco años restantes a los que tenía derecho, pues en su lugar y de otros magistrados, ingresaron nuevos perfiles.

Con el regreso de Gladys Pérez, quedará sin efecto el nombramiento de la magistrada Alma Rosa Flores Ceballos, quien era integrante de la Quinta Sala Penal.

En febrero pasado, magistrados del Primer Tribunal Colegiado en Materia Administrativa, determinaron que el Congreso de Veracruz no logró establecer de manera justificada por qué Pérez Maldonado no era elegible por un segundo periodo al cargo.



“El acuerdo de no ratificar a la quejosa como Magistrada del Poder Judicial del Estado emitido por el Congreso del Estado, no encuentra sustento en los elementos valorados por ese órgano legislativo para tal fin, al haber resultado insuficientes para demostrar que no es idónea para continuar en ese cargo por un segundo período y así destruir la presunción de aptitud que impera a favor de la Magistrada para ser ratificada, después de culminar su primer período de diez años, al no acreditarse elementos desfavorables relevantes en el desempeño de su encomienda que ameriten no ratificarla”, destacó la sentencia.

Se indicó también que no haber ratificado a Gladys Pérez, se tradujo en una violación a los derechos a la seguridad jurídica y a la independencia judicial de la magistrada, por lo que deberá ser restituida en el cargo.

La justicia federal ordenó no solo reinstalarla en el cargo, sino que, además, el Poder Judicial del Estado deberá desembolsar recursos para pagarle la totalidad de salarios y percepciones que dejó de recibir desde julio de 2020.



En el caso de quien la sustituyó en su cargo, Alma Rosa Flores Ceballos, deberá abandonar su espacio, pues el nombramiento emitido también por el Congreso queda sin efecto.

Sobre el acuerdo en el que recayó la reinstalación de Gladys Pérez Maldonado, el Congreso reconoció que la magistrada sí es idónea para continuar desempeñando su encargo y que debe imperar la división de poderes.

“Se exhorta al Poder Judicial del Estado para que adscriba a las magistradas y magistrada nombrada correlativamente con el procedimiento previsto por el artículo 205 de la Ley Orgánica del Poder Judicial del Estado”, señala el nuevo acuerdo.



El acuerdo surte efectos este mismo día, por lo que, desde este 30 mayo, la magistrada vuelve a su puesto.