Ir a Menú

Ir a Contenido

Sección: Estado de Veracruz

En el saqueo al Ingenio El Potrero, hasta el sacerdote cobraba su “mochada”

- Directivos de FEESA, roban al Ingenio El Potrero, acusa Lanzagorta

- La vivienda, medio de control político y laboral sobre obreros

?ngeles Gonz?lez Hern?ndez Atoyac, Ver. 26/06/2011

alcalorpolitico.com


Click para ver fotos
SEGUNDA PARTE.

El ex director de Asuntos Jurídico Contenciosos del Grupo Xabre, de Pablo e Israel Brener Brener, ex propietarios del Ingenio El Potrero, César Martín Lanzagorta Plaza denuncia la corrupción y saqueo de esta factoría a manos de los directivos del Fondo de Empresas Expropiadas del Sector Azucarero (FEESA); así como el control laboral y político que ejercen sobre los obreros por el techo que habitan, y se dice hostigado por los directivos y hasta por el cura de la parroquia Cristo Rey, Juan Rodríguez Meza, quien “cada mes iba a cobrar su mochada a la oficina de Víctor Manuel Herrera Sosa”, quien durante décadas fue el apoderado legal del Ingenio El Potrero.

La entrevista transcurre en la oficina de Lanzagorta, habilitada en la casa número 14, de la calle Río Colorado en el Conjunto Habitacional, una de las principales colonias obreras en este pueblo, construida y entregada en el año 1972 a los obreros de mayor antigüedad laboral y con base en el escalafón.

Esta colonia no entra en la propiedad que reclama Lanzagorta. Mejor conocida como “Las Casitas” (por su modelo parecido al del Infonavit), este conjunto se edificó con los fondos obrero-patronales del ya desaparecido Fideicomiso de Vivienda para los agremiados del Sindicato de Trabajadotes de la Industria Azucarera y Similares de la República Mexicana (STIASRM- CTM), en tiempos del líder José María –Chema- Martínez. Cuenta con calles pavimentadas, aceras, guarniciones, alumbrado público, agua potable y áreas verdes, aunque el líder de la Sección 23 del STIASRM, Modesto Trujillo Herrera, ya vendió parte de éstas en contubernio con el ex alcalde del PRI Fernando Pimentel Ugarte.

Durante la entrevista, en varias ocasiones César Lanzagorta sale a recibir a vecinos de otras colonias de la localidad que acuden con él para regularizar la posesión de sus viviendas, se dice que más de 200 familias ya realizan este trámite con él.

Lanzagorta refiere que “hoy Víctor –Manuel- Herrera Sosa ya está jubilado, ya no es empleado del ingenio, no sé a título de qué sigue dando declaraciones en la prensa local en contra mía, un día lo quiero ver para preguntarle cuál es su problema conmigo, a menos que siga recibiendo dinero (…). Tengo noticias de que Herrera Sosa metió –vendió- al Ingenio San Miguelito 600 toneladas de caña mía, cosechadas en mis terrenos; las metió a nombre de su hija Tataniana Herrera Aburto; si esto se constata ella también tendría que ir a declarar porque los voy a denunciar”.

Presente en la entrevista, Juan Álvarez Jarquín, obrero jubilado del Ingenio El Potrero, conocido como “el chino”, secunda: “cuando Herrera Sosa llegó aquí hace muchos años traía un lanchón viejo, un carro verde pistache, ahora tiene varios carros y casas en Veracruz y Córdoba”.

César Lanzagorta puntualiza: “el Ingenio El Potrero es una cueva de ladrones, todos lo han saqueado, desde Víctor Manuel Herrera Sosa hasta todos los directivos le han robado al Ingenio y lo mantienen en el atraso, con procesos de producción más que superados en otros países. Yo he traído a empresarios extranjeros que han visto este ingenio y dicen que el proceso de producción que lleva ellos tiene décadas que ya lo superaron, ellos no producen el humo que tiene El Potrero”.

Por otro lado, insistió en la posesión irregular de la tierra entre los colonos de El Potrero oficialmente conocido como Villa General Miguel Alemán, perteneciente al municipio de Atoyac, pueblo de origen de quien esto escribe y donde a propósito me permito aclarar que mi casa paterna sí está escriturada.

Lanzagorta explica: “a la empresa Ingenio El Potrero no le conviene que los obreros regularicen la posesión y escrituren para ser propietarios de la casa que habitan porque la vivienda ha sido un medio de control sobre los obreros, antes y ahora los amenazan con correrlos de las casas si escrituran conmigo”.

Entonces interviene nuevamente Juan Álvarez Jarquín: “a mi me amenazaron con suspenderme el pago de mi pensión de jubilado nada más por ser amigo del licenciado Lanzagorta, pero no me importa, ya hace años Herrera Sosa me quiso correr y fui con mi amigo Enrique Ramos Rodríguez (entonces líder del Sindicato de Trabajadores de la Industria Azucarera y Similares de la República Mexicana- CTM) y hasta me tuvo en la ciudad de México una semana con todo pagado y regresé como si nada”.

Y sí, en declaraciones a la prensa local el actual apoderado legal del Ingenio El Potrero, Pablo Martínez Rodríguez, declaró que ya interpuso demanda en el Ministerio Público Federal contra César Lanzagorta y una lista de personas entre las que figura Juan Álvarez: “José González Neri (a) “El Tatalo”, Juan Álvarez (a) “El Chino”; Juan Carlos León Farfán, Fernando Isidro Morales Galindo (a) “Don Gato”; Apolinar Zurita Guevara, Alberto Rodríguez (a) “El calambres” y los dos líderes que promueven la venta de los predios José Luis Balbuena y Bárbara Sóstenes Martínez Camacho” (El Sol de Córdoba, 4/06/2011).

El principal reclamo de César Lanzagorta está centrado en las 151 hectáreas cultivadas de caña y usufructuadas por los directivos de este ingenio vendido por Pablo e Israel Brener al empresario salinista Enrique Molina Sobrino, y expropiado a éste por Decreto Presidencial del 2 de septiembre de 2001, del presidente Vicente Fox Quesada, quien creó el FEESA –con sede en el Distrito Federal- como organismo administrador de los 27 ingenios expropiados por razones de utilidad pública y para sanear con dinero público los adeudos que Molina Sobrino mantenía con cañeros y empresas proveedoras.

Al respecto, Pablo Martínez Rodríguez, nuevo apoderado legal del ingenio El Potrero, ha declarado a la prensa de la ciudad de Córdoba que en el Decreto de Expropiación del 2 de septiembre de 2001: “todos los terrenos y casas que tiene el ingenio El Potrero en administración y posesión, quedan expropiados por causa de utilidad pública”. “César Lanzagorta demandó al Ingenio El Potrero en juicio civil de reivindicación y lo perdió. Después presentó una denuncia en el MP de Paso del Macho y se archivó. Ahora encontró caldo de cultivo de corrupción con el agente del MP de Paso del Macho, Felipe Majul Domínguez” (El Sol de Córdoba, 4/06/2011).

Por su parte, Majul Domínguez le otorgó la restitución provisional a Lanzagorta, con base en el Artículo 59 del Código de Procedimientos Penales del Estado de Veracruz y porque –declaró este agente del MP de Paso del Macho-: “El señor César Lanzagorta ha demostrado tener la posesión y ser el propietario de dicha empresa que representa, hasta este momento nadie del ingenio El Potrero que tenga el poder legal necesario ha acudido a solicitar sus derechos” (El Sol de Córdoba, 9/06/2011).

A propósito de lo anterior, desde el año 2006 la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) declaró inconstitucional la expropiación presidencial de 10 (de los 27) ingenios azucareros, en respuesta al juicio de amparo promovido por el Grupo Machado que dirige María Teresa Machado de Gutiérrez y es propietario de cuatro ingenios: La Margarita, ubicado en Vicente Camalote, Oaxaca; Central Progreso y Fomento Azucarero del Golfo, en Veracruz; y José María Morelos, en Jalisco.

La SCJN declaró inconstitucional la expropiación de estos cuatro ingenios, y seis más propiedad del Grupo Santos, porque Vicente Fox “violó la garantía constitucional de audiencia previa al no consultar a los dueños de los ingenios antes de expropiarlos”. De este modo ordenó a la Secretaría de Agricultura la devolución de 4 ingenios al Grupo Machado y 6 al Grupo Santos (http://www.eluniversal.com.mx/nacion/134198.html, consulta del 23/06/2011). Enrique Molina Sobrino, ex propietario del Ingenio El Potrero como Consorcio Azucarero Escorpión (CAZE), también ha buscado recuperarlo pero hasta la fecha El Potrero continúa en manos de FEESA.

Lanzagorta aclara que el área donde se asienta el Ingenio El Potrero sí le pertenece a la empresa, pero la colonia que habitan sus directivos “La Loma es mía, el cárcamo de bombeo es mío, la bodega (del azúcar) se las regalo y firmo, pero que vengan a negociar.

Se sienten seguros porque es el Gobierno Federal, es el uso indebido del poder. FEESA ni siquiera está bien enterada del asunto, son estos empleados federales los responsables, y los que saquean al ingenio y lo mantienen en el atraso; pero ya estoy buscando audiencia con la Procuradora General de la República y con el presidente de la República”.

A la pregunta de si no teme por su vida en este pueblo donde han sido asesinados líderes de productores de caña independientes, que en su momento intentaron demandar cuentas claras a los dirigentes de la Unión Nacional de Productores de Caña de la CNC y a los propios directivos del Ingenio El Potrero, César Lanzagorta contesta: “no, realmente no, el que me mandará a llamar es el señor, estoy en manos de dios.

Además, de pasarme algo, atrás de mí vienen 80, 100 familiares que tienen el mismo carácter que yo”. Luego sonríe y comenta: “El padre habla mal de mi en cada misa, tiene persigna” (consigna) asegura César Lanzagorta, e inmediatamente Juan Álvarez Jarquín lo secunda y asegura que el sacerdote del lugar, Juan Rodríguez Meza, “cada mes iba a cobrar su mochada a la oficina de Víctor Manuel Herrera Sosa”. Mientras su oficina es custodiada por 3 hombres, César Lanzagorta sentencia: “De lo que me pudiera suceder hago responsable a Pablo Martínez Rodríguez” (apoderado legal del Ingenio El Potrero).Continuará…