Ir a Menú

Ir a Contenido

Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

En Las Vigas, no pasará el agua para Xalapa hasta que los escuchen

- Pobladores advirtieron que no se quitarán pese a denuncia de la CMAS

- “Queremos negociar el camino que beneficia a 17 comunidades”, dicen

Jos Topete Xalapa, Ver. 11/10/2022

alcalorpolitico.com


Click para ver fotos
Aunque la Comisión Municipal de Agua y Saneamiento (CMAS) de Xalapa los denunció, pobladores de Las Vigas no abrirán las válvulas que surten de agua a la Capital hasta que exista un compromiso respecto a la reparación del camino hacia el Ingenio del Rosario que por años han gestionado sin éxito ante autoridades municipales y estatales.

La protesta puede dejar sin el recurso a 150 mil capitalinos de la zona norte de la ciudad, según advirtió el alcalde Ricardo Ahued.

Sin embargo, los manifestantes afirman que su movilización es legítima porque beneficiaría a 17 comunidades y 5 mil ciudadanos de la región que padecen las pésimas condiciones de dicha vía de comunicación.

Luego de que este lunes cerraron las válvulas, el agua comenzó a brotar sobre el campo formando una laguna que desemboca en un río cercano. Los lugareños acamparon sobre el camino a Valle Alegre, cerca de la toma de acueducto donde confluyen los manantiales, e insisten en que no se marcharán hasta ser escuchados y atendidos.

“Estamos representando una causa; somos pobladores de la parte alta del Cofre de Perote. Cerramos como medida de presión porque queremos negociar el camino que beneficia a 17 comunidades en los municipios de Coatepec, Xico, Acajete, Las Vigas, así como Xalapa“, expusieron.

Añadieron que ellos mismos, a través de comités, reúnen y pagan 50 mil pesos aproximadamente cada 6 meses para reparar el camino con gravilla, pues transitar por la zona se dificulta para cualquier tipo de unidad o vehículo debido a las malas condiciones en la que se encuentra.

“Siempre es lo mismo, nos dicen que no hay presupuesto y simplemente se queda todo en trámites; ya estamos cansados de que pedimos un camino de apenas 10 kilómetros. Todas las demás comunidades tienen carreteras pavimentadas, menos nosotros”, señaló uno de los inconformes.

Cabe señalar que el camino está lleno de hoyos y, pese a las reparaciones de los propios pobladores, la temporada de lluvias sigue empeorándolo.

Demandando anonimato, los pobladores se inconformaron debido a que por esta situación se dificulta el transporte de cultivos y productos, aparte de que concesionarios de transporte público como taxistas se niegan a llevar a personas enfermas o mujeres en labor de parto a hospitales.