Ir a Menú

Ir a Contenido

Verificacin 2022
Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

Sursum Corda

¿Es una creencia considerar el aborto un asesinato?

Pbro. Jos Juan Snchez Jcome 27/09/2021

alcalorpolitico.com

Comienza el programa y aparece una vez más otro tema que tiene implicaciones morales. Cada vez que aparecen este tipo de temas la discusión se construye desde los parámetros del pensamiento políticamente correcto, desde el poder avasallador de la ideología de género.

Ninguno quiere correr el riesgo que lo relacionen con un pensamiento que se presume superado y relacionado con tiempos que ya quedaron atrás. Su rating depende de eso, de su pensamiento progre, fresco y con características de vanguardia.

No quieren ser sorprendidos como las personas que ellos han presentado en sus programas de noticias, prácticamente exhibiéndolos por no alinearse al pensamiento políticamente correcto; parece que son más programas de noticias que noticieros.



Hay ciertamente diferencias en los enfoques y algunos desacuerdos entre ellos. De repente alguna postura desbordante para defender apasionadamente su planteamiento. Pero en estos programas de debate prácticamente piensan igual; el escenario y el montaje arreglado parece que alcanza hasta el mismo discurso, con un pensamiento aseado, estilizado, y desde la perspectiva de lo que ahora se considera progreso en México.

Desde esta perspectiva de pensamiento sus razonamientos son previsibles. El tema se hace apasionante y uno de ellos llega a decir: «Yo respeto las creencias de la gente que considera que el aborto es un asesinato». Así lo dijo. ¡Impresionante! No doy crédito. Busqué después el programa para cerciorarme de estas palabras y efectivamente, así se expresó.

Lo peor es que lo dijo el periodista que yo más había valorado por su estilo de concordia, porque siempre se conduce sin ostentación y con pronunciamientos de verdadera conciliación. Otros de los participantes en el debate parece que actúan y hay sobre todo uno que acapara mucho el debate y se pronuncia con estilo prepotente.



Pero la frase sigue calando hondo y me remitió a los tiempos de Galileo. ¿Dónde quedó la ciencia? ¿Qué hay de las evidencias científicas? ¿Es una creencia que la unión del óvulo y el espermatozoide originan una nueva vida, o es un dato científico que no quiere ser reconocido?

En otro tipo de temas se hubieran indignado. Pero en esta ocasión para sus colegas pasa desapercibida esta expresión anticientífica, a diferencia de expresiones, frases y declaraciones que se presentan con frecuencia en sus programas para poner en evidencia, ridiculizar o simplemente para hacer un tratamiento lúdico de pronunciamientos que ellos consideran retrógrados. Sería una frase digna de todo un debate, de todo un programa.

Alineados con este pensamiento cada vez evitan más la palabra aborto y están unificados con la expresión «interrupción del embarazo», que también ya está permeando en nuestros ambientes. Como son muy escuchados y seguidos, se asumen sus posturas y hasta sus expresiones.



Donde hay un asesinato, sólo ven la interrupción de un proceso. Y lo dicen con una frialdad y una naturalidad que realmente estremece. Todos se alinean al poder del más fuerte, ninguno se arriesga a defender al débil, al indefenso. Y defender al más fuerte representa para ellos progreso.

¿Dónde quedó la ciencia? ¿Qué representa para ellos la embriología? ¿Tiene algún valor para ellos la genética? El pensamiento políticamente correcto es más poderoso y determinante que los datos científicos, y condiciona a todos por igual. Así quedó manifestado en esta afirmación.

Costó aceptar que la tierra gira alrededor del sol. ¿Cuánto tiempo se necesitará para aceptar que la unión del óvulo y el espermatozoide no es una creencia? ¿Cuánto tiempo pasará para que sumemos esta evidencia científica para frenar los asesinatos que se cometen en nombre de la ley? Ahí la cuestión, aunque nunca vaya a ser debatida en este tipo de programas.



El pensamiento políticamente correcto desconoce las evidencias científicas y llega incluso a alinear a las personas reprimiendo el llamado de la propia conciencia. Nos toca estar del lado de la ciencia y de la conciencia a pesar del linchamiento mediático y considerar, como sostenía Chesterton, que: "En tiempos de transgresión obligatoria, lo realmente subversivo es la más estricta ortodoxia".