Ir a Menú

Ir a Contenido

Prevencion de la extorsion telefonica
Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

Megaproyectos de la 4T “jalan” inversión y afectan a pequeñas empresas

En región de Orizaba, muchas han cerrado ante falta de obra pública y privada

Jorge Reyes Orizaba, Ver. 09/06/2021

alcalorpolitico.com

José Manuel Estrada Trejo, empresario del giro de la construcción, dijo que de cara al segundo semestre de este año se espera un cierre incierto, porque la construcción está demasiado golpeada y hay poca o nula inversión privada ante la incertidumbre de los comicios electorales en el primer semestre del año y en esta segunda mitad no se ve mejora.

"La verdad es que la iniciativa privada en estos momentos sufre la falta de inversión pública, porque la construcción mueve una importante cantidad de ramas industriales y al no haber inversión en el sector público o estar concentrada en obras de las llamadas megaproyectos del Gobierno Federal, está causando que muchos pequeños y medianos empresarios del ramo de la construcción no tengan una derrama económica hacia el interior de sus empresas", expresó.

Entonces, los constructores micro, pequeños y medianos, agregó, están prácticamente sin trabajo, con sus equipos parados, con su maquinaria detenida y no están generando empleos ante la falta de inversión tanto en el sector público como en el privado.



Estrada Trejo consideró que la economía en el segundo semestre del año será incierta y además de que se junta el tema del cumplimiento en las aportaciones patronales, están ahora con subempleo en gran parte de la economía formal que se traía, la cual se está desviando a una economía informal.

Incluso, dijo que la parte patronal ante los embates que están teniendo por la crisis económica, está dejando de cumplir algunas de sus obligaciones obrero patronales, de otra forma se hace insostenible mantener las fuentes de empleo y recurren a prácticas que no favorecen al trabajador pero no les queda otra salida o so pena de salir completamente del mercado ante la falta de inversión.

Indicó que un estímulo al cierre de año podría ser que el sector público voltee a ver a esas pequeñas y medianas empresas y les dé oportunidad de participar en el tema de licitaciones y promover una mejor participación de estas empresas dentro de lo que serán las compras gubernamentales y dando facilidades para que el sector privado pueda hacer sus inversiones.



Hay muchos trámites del cambio de uso de suelo y materia medioambiental que te llevas uno o dos años y las empresas gubernamentales no están destrabando los temas, entonces es una regulación engorrosa que hace muy difícil el que se pueda ejercer recurso de manera inmediata, de parte de la iniciativa privada y con ello quedan atorados muchos trámites.

Con todo ello, dijo, hace que el empresariado se desmotive o se le dificulte poder iniciar unas obras, que en este momento son tan necesarias para mover la economía en la región.