Ir a Menú

Ir a Contenido

Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

Pesan más los pecados que el cansancio del viaje, peregrinos pedalean en honor a la virgen

- Devotos viajan en bicicleta desde Yucatán para agradecer a la Virgen Morena

- Van de regreso a su tierra; recorren la carretera Orizaba-Córdoba

Benito Jurez Ramrez Crdoba, Ver. 17/11/2021

alcalorpolitico.com


Click para ver fotos
“Pesan más los pecados que los 70 kilos llevados en la espalda, el bulto con la imagen de la Virgen de Guadalupe”, dice uno de los peregrinos que salieron en bicicleta desde el sur del país para recorrer Tepeaca, Puebla; Chignahuapan, La Basílica, Cholula y Huatusco; regresarán a su tierra el 12 de diciembre.

José Sarabia, entrevistado en el libramiento de la autopista Orizaba-Córdoba, carga en su bicicleta una imagen de la Virgen que pesa unos 70 kilos; dice que lleva 33 años de peregrinar y nueve viajes, su motivación es el agradecimiento a la Virgen.

Manuel, quien también viene desde Yucatán dándole duro al pedal, agradece a la Virgen y a Dios por salir de la drogadicción hace ocho meses y poder gozar hoy de su familia.



Con cansancio asomándose en su rostro, Pablo, que viene de Quintana Roo desde el 16 de agosto, ya recorrió Juquila, Acapulco y otras regiones. Dice ya ir cansado pero satisfecho porque llegó a los puntos que se propuso y logró dar gracias a la Virgen de Guadalupe por todo lo que le ha dado para sostener a su familia.

Estos tres hombres se conocieron en La Basílica y ya van de regreso a sus comunidades de origen; son fieles devotos de la Virgen Morena y recorren cientos de kilómetros para pedir perdón por sus pecados y agradecer a Dios y la Virgen los favores a su vida.

Reconocen que en su recorrido nunca les falta techo ni un plato de comida, varias personas les apoyaron en cada sitio recorrido.



Los tres peregrinos, quienes coincidieron en decir que se necesita más de un juego de llantas para lograr esta proeza ciclista, tienen el 12 de diciembre como meta para llegar a sus hogares y agradecer en familia las gracias de la Virgen.