Ir a Menú

Ir a Contenido

Veracruz
Universidad Anahuac

Seccin: Estado de Veracruz

Pocos verifican porque Ley y Reglamento de Tránsito son letra muerta en Veracruz

- Verifica sólo el 35% de más de 1.3 millones de vehículos verificables en Veracruz
- Más de 877 mil vehículos no son verificados
- La laxitud del Gobierno del Estado para aplicar la Ley ha provocado corrupción

Miguel ngel Barragn Veracruz, Ver. 28/10/2018

alcalorpolitico.com

En Veracruz se verifica sólo el 35 por ciento (unos 472 mil 500) de los más de 1.3 millones de unidades que conforman el parque vehicular verificable que circula en nuestra entidad, porque el Gobierno del Estado no cumple con lo dispuesto en la Ley y el Reglamento de Tránsito vigentes, “que son muy severos en el papel, pero no en los hechos”, coincidieron encargados de Verificentros consultados por Al Calor Político.
 
En consecuencia, más de 877 mil vehículos circulan en el estado de Veracruz, sin que sus propietarios hayan cumplido con la obligación de verificar sus unidades; aun cuando la Ley de Tránsito y Transporte (https://bit.ly/2qeOmFd) en su artículo 48, establece: “Las autoridades de Tránsito y Transporte ordenarán el retiro de la circulación de los vehículos que no porten la constancia de haber acreditado la verificación vehicular y de los que emitan humo negro, azul o ruido en exceso”.
 
Es tan severa la Ley de Tránsito y Transporte –al menos en papel– que el segundo párrafo del mismo Artículo 48 indica que: “Las unidades que circulen contraviniendo la presente disposición serán retiradas de circulación y depositadas en los corralones del Estado o Municipio y corresponderá a la Secretaría de Medio Ambiente (SEDEMA) implementar los procedimientos correspondientes, en términos de la leyes, reglamentos, normas y programas, a fin de que cumplan la verificación vehicular respectiva y sólo de esa manera se autorice la circulación de las mismas, previo pago de multa, arrastre y días de corralón”.
 
Los consultados por Al Calor Político, que por razones obvias solicitaron el anonimato, indicaron que también es muy severo en el papel, lo dispuesto en el Reglamento de Tránsito y Seguridad Vial (https://bit.ly/2ySWaUb ), que en su artículo 147 establece: “Los propietarios o posesionarios de vehículos de transporte público y privado, tendrán la obligación de presentarlos a las revisiones periódicas de verificación de emisión de contaminantes, en las fechas y en los verificentros o centros de verificación según corresponda, establecidos en el Programa de Verificación Vehicular vigente”.
 
Es más, el mismo Reglamento de Tránsito y Seguridad Vial en su artículo 58 indica que: “El holograma de verificación de contaminantes, deberá ser adherido en la parte superior derecha de su cristal delantero. En todo caso, el holograma de verificación de contaminantes vigente, deberá sustituir al anterior que deberá retirarse para no impedir o dificultar la visibilidad del conductor y evitar la confusión en la identificación de dicho requisito administrativo”.
 
También, según el referido Reglamento, no portar calcomanía u holograma de verificación vehicular vigente, es considerado como “Falta Leve”, que se sanciona con multa que va de los 403 pesos hasta los mil 209 pesos si es con agravantes.
 
Los empleados de verificentros consultados por Al Calor Político, coincidieron también que esta laxitud del Gobierno del Estado para aplicar la Ley y el Reglamento de Tránsito, ha sido la característica de la actual administración estatal”.
 
Como ejemplo de lo anterior, comentaron los entrevistados, si alguien no ha verificado su vehículo desde diciembre de 2016, puede hacerlo hoy mismo y se le cobrarán solamente 366 pesos, sin multas ni recargos, porque el Gobierno estatal así lo dispuso.
 
Por eso hoy, reconocieron empleados de Verificentros y Centros de Verificación, “tenemos que salir a buscar a los automovilistas y ofrecerles facilidades para que verifiquen sus unidades, cuando debieran ser ellos quienes vinieran a cumplir con lo que establece la Ley, que en papel es muy dura, pero en los hechos es letra muerta”.
  • Seguimos trabajando
  • Ipax
  • Salon de usos multiples
  • Centro Mexicano de Estudios de Posgrado